¿Cuánto aumenta el número de llamadas en Navidad?
¿Cuánto aumenta el número de llamadas en Navidad?
Redacción EC

La no es un negocio en auge, ni mucho menos, pero concentra a más de 3,6 millones de clientes cautivos que también tienen derecho a cambiar de operador sin perder su número telefónico si así lo desean. Y a partir del próximo lunes, según dispuso el  (MTC) a inicios de año, esto ya será una realidad posible en el Perú.

Sigue a Portafolio también en 

El plan para lograr la portabilidad fija fue aprobado el año pasado en el Congreso de la República y estableció como límite las Fiestas Patrias del 2014 para que el servicio estuviera disponible. Vía resoluciones ministeriales el MTC diseñó un plan de trabajo con su correspondiente cronograma de implementación, el cual fue modificado en marzo del presente año (R.V.M. 130-2014-MTC/03) para establecer que la puesta en marcha del servicio debía concretarse en julio y la difusión comercial del mismo debería arrancar a partir del 1 de setiembre.

Trascendió en el sector que las pruebas iniciadas en julio no fueron ni sencillas ni 100% satisfactorias y que ocasionaron algunos inconvenientes momentáneos en la prestación del servicio. Los inconvenientes, aclararon fuentes del sector, fueron superados en las siguientes mediciones y ya estarían listos para iniciar la difusión de este servicio al público. 

BUSCANDO EL EQUILIBRIO
En el negocio no está, desde hace varios años, en la prestación de servicios de telefonía fija sino en el y más recientemente en los valores agregados en términos de contenidos que brinda la televisión paga. A nivel mundial es evidente cómo año a año se reducen el número de clientes que mantienen o requieren un teléfono fijo y los operadores estructuran sus ganancias previniendo esa paulatina caída.

El Perú no es una excepción en la tendencia mundial y prueba de ello es que necesitamos una década para sumar un nuevo millón de clientes a la telefonía fija que nos permiten tener una penetración del 10% mientras que la telefonía móvil ya supera el 100% de penetración (30 millones de líneas activas).

No obstante su lentitud de crecimiento, para los analistas es claro que no es una tecnología que vaya a desaparecer en el mediano plazo -las empresas hoy necesitan al menos un número fijo para centralizar una serie de comunicaciones- y aunque no sea la más rentable del sector, en un país con las características sociológicas como las peruanas, es un negocio que todavía puede expandirse y necesita mantenerse.

En el Perú el problema principal es que este ha sido siempre un mercado concentrado en un competidor dominante. De acuerdo a los registros de tenemos 18 proveedores del servicio y nos hemos mantenido en un número parecido de proveedores a lo largo de los años, pero un solo competidor concentra más del 80% del mercado y 15 de ellos se calcula que apenas atienden al 2% de la demanda.

¿Cómo hacer para darle oportunidad a todos esos pequeños competidores para tener una mayor clientela? Una medida es aplicar la portabilidad, es decir permitir que si uno quiere un servicio más barato o con diferentes valores agregados pueda cambiar de operador sin perder el número telefónico. Otra forma es prohibir condicionar la prestación de un servicio (tv pagada) a mantener un servicio (telefonía fija). ¿Bastará con estas medidas?

Primero habrá que observar el lunes con detenimiento en qué condiciones se dará la portabilidad, pero está claro que el panorama ahora será diferente. Dependerá de las estrategias comerciales que diseñen los operadores el poder cautivar a los clientes y así incrementar la competencia y rotación entre ellos, pero no dudamos en afirmar que se inicia una nueva etapa con reglas que si se saben aprovechar pueden marcar la diferencia. La torta, finalmente, tiene un poco más de opciones de desconcentrarse.