Mark Ruffalo en "Dark Waters". (Foto: Difusión)
Mark Ruffalo en "Dark Waters". (Foto: Difusión)
Sebastián Pimentel

Todd Haynes es nada menos que el responsable de “Carol” (2015), una de las mejores películas de la década que se va. Se trataba de un melodrama esencial, y este hijo no reconocido de Douglas Sirk y Edward Hopper podía ingresar al tortuoso espectro emocional de su heroína, una bella joven que se ve atrapada por el amor de una mujer más experimentada, pero que se esconde tras un matrimonio convencional.