Una persona sostiene el retrato del fallecido rey de Tailandia, Bhumibol Adulyadej. REUTERS
Una persona sostiene el retrato del fallecido rey de Tailandia, Bhumibol Adulyadej. REUTERS
Agencia EFE

Agencia de noticias

Un tribunal condenó este lunes a cuatro años y medio de prisión a un autor que había escrito poemas y comentarios críticos con el fallecido rey , informó en un comunicado la asociación de Abogados Tailandeses por los Derechos Humanos.

La sentencia llega en un momento de gran debate en Tailandia en torno al delito de lesa majestad, que el movimiento de protestas liderado por estudiantes pide eliminar como parte de las reformas democráticas que solicitan para el país.

Desde el pasado julio, al menos 46 personas, muchos de ellos líderes estudiantiles, han sido acusadas de delitos de daño a la monarquía por el Artículo 112 del Código Penal, que establece penas de entre 3 y 15 años de cárcel a quienes critiquen o emitan comentarios que se consideren insultantes contra la familia real.

Siraphob Korn-Arut, que firmaba bajo el seudónimo de Rungsira, fue declarado culpable de un delito de lesa majestad y de una vulneración de la ley de cibercriminalidad en 2014, durante el golpe militar liderado por el general Prayut Chan-ocha.

Aunque la condena inicial era de seis años (tres años por cada delito), el tribunal la redujo a cuatro años y medio porque “su testimonio resultó útil” y al haber cumplido ya cuatro años y once meses, no tendrá que volver a la cárcel, de la que salió en junio de 2020.

Siraphob publicó entre 2009 y 2014 poemas y comentarios críticos contra el rey en el portal del periódico izquierdista Prachathai y en las redes sociales y fue juzgado en primera instancia por un tribunal militar, que rechazó varias veces liberarlo bajo fianza.

Finalmente el tribunal militar le liberó en esas condiciones el pasado 11 de junio, semanas antes de que desde su casa fuera transferido a un tribunal civil y después de cumplir cuatro años y once meses de prisión, cinco meses más de lo que finalmente establecía su condena.

Aunque desde la llegada al trono del rey Vajiralongkorn en 2016, tras la muerte de su padre, prácticamente no se había aplicado este delito, desde los últimos meses las autoridades lo han activado para hacer frente a las críticas del movimiento estudiantil a la Corona.

En la mayoría se ha usado esa figura legal contra organizadores y manifestantes de las protestas en favor de la democracia que se sucedieron desde julio en Tailandia y que han sido lideradas principalmente por grupos estudiantiles.

Esta ola de protestas pacíficas exigen la dimisión del primer ministro, quien se hizo con el poder en el golpe de Estado de 2014 y mantuvo su puesto el año pasado en unas controvertidas elecciones, al tiempo que reclama una nueva Constitución que limite el poder del Ejército, que han tomado el poder en 13 asonadas desde 1932.

La reforma de la monarquía es la demanda más audaz de los manifestantes con mensajes explícitos que desafían directamente a la casa real y que hasta hace unos meses eran tabú y prácticamente impensable escucharlos en público.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

VIDEO RECOMENDADO

Trump aislado y amenazado por segundo juicio de destitución

TE PUEDE INTERESAR