Agencia EFE

El cuerpo de una niña fue hoy encontrado en una de las casas arrasadas por el corrimiento de tierra en la isla italiana de Ischia (sur), la segunda víctima mortal confirmada, mientras se sigue buscando en el barro a una decena de desaparecidos.

El cadáver fue localizado en una habitación inundada por el fango y corresponde a una niña de “5 o 6 años de edad” aún por identificar, según confirmaron a EFE fuentes de la prefectura de Nápoles, que coordina las labores.

MIRA: Viceministro de Salud de Italia dice que no existen pruebas de la eficacia de las vacunas contra el COVID-19

Se trata de la segunda víctima mortal localizada, ya que ayer se encontró el cuerpo sin vida de una mujer de 31 años que vivía en el lugar del desastre con su novio, cuyo paradero aún se desconoce.

Autos dañados en el puerto de Casamicciola el 27 de noviembre de 2022, luego de fuertes lluvias que causaron un deslizamiento de tierra en la isla de Ischia, en el sur de Italia. (ELIANO IMPERATO / AFP).
Autos dañados en el puerto de Casamicciola el 27 de noviembre de 2022, luego de fuertes lluvias que causaron un deslizamiento de tierra en la isla de Ischia, en el sur de Italia. (ELIANO IMPERATO / AFP).

La isla de Ischia, frente al Golfo de Nápoles, registró la noche de ayer lluvias torrenciales que provocaron inundaciones y un grave corrimiento de tierra que arrastró violentamente todo a su paso en la zona del municipio de Casamicciola Terme, en su vertiente norte.

Una parte del monte Epomeo cedió y alcanzó varias casas de la localidad, que están siendo rastreadas con mucho esfuerzo y dificultades por los equipos de emergencia, reforzados con unidades llegadas desde Nápoles, de otros puntos y las Fuerzas Armadas.

Los desaparecidos, personas buscadas que no han dado señales de vida, son “entre 10 y 12″, explicó el delegado del Gobierno en Nápoles, Claudio Palomba.

Entre estos están los componentes de una familia que residía en la zona más afectada por el corrimiento, la Via Celario, a los pies de la montaña, según avanzan os medios locales.

Las zonas sepultadas están siendo rastreadas por perros en busca de señales de vida bajo los escombros, mientras que un barco de la Guardia Costera busca la costa, donde fueron arrastrados numerosos coches y hasta autobuses.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más