El exembajador británico en Uzbekistán, Craig Murray, llega a la comisaría de policía de St Leonard en Edimburgo el 1 de agosto de 2021 para comenzar su sentencia después de que la Corte Suprema del Reino Unido se negara a escuchar su apelación para ser encarcelado durante ocho meses por desacato al tribunal. (Foto de Andy Buchanan / AFP)
El exembajador británico en Uzbekistán, Craig Murray, llega a la comisaría de policía de St Leonard en Edimburgo el 1 de agosto de 2021 para comenzar su sentencia después de que la Corte Suprema del Reino Unido se negara a escuchar su apelación para ser encarcelado durante ocho meses por desacato al tribunal. (Foto de Andy Buchanan / AFP)
/ ANDY BUCHANAN
Agencia AFP

Un grupo de detenidos causó “disturbios” el sábado por la mañana en un centro de retención de en el oeste de durante un apagón, declaró el Ministerio del Interior.

MIRA AQUÍ: EE.UU. destina paquete de 400 millones de dólares a Ucrania que incluye la entrega de tanques

“Hubo un apagón en el centro de detención de migrantes de Harmondsworth, cerca del aeropuerto de Heathrow. El problema se está resolviendo. Estamos al tanto de las perturbaciones en el lugar y las autoridades afectadas han sido advertidas y se encuentran allí”, indicó el ministerio.

Los detenidos abandonaron sus habitaciones y se dirigieron al patio en posesión de diversas armas, según varios medios de comunicación locales, que afirman que ningún detenido salió del recinto y que nadie resultó herido.

Este incidente se produce después de una semana complicada para el gobierno, presionado por su gestión de la afluencia de migrantes, con las revelaciones sobre el centro de acogida de Manston, superpoblado con más de 4.000 personas detenidas cuando solo tiene capacidad para 1.600.

REVISA AQUÍ: España | Por qué una jueza se niega a inscribir a una niña con el nombre de ‘Haiza’

A esto se añade el lanzamiento de artefactos incendiarios contra otro centro de procesamiento de migrantes cerca de Dover, un incidente causado por un hombre que fue hallado muerto poco después.

La situación es complicada para los conservadores en el poder, que prometieron que el Brexit permitiría controlar mejor las fronteras.

La ministra del Interior, Suella Braverman, suscitó polémica cuando, a principios de semana, calificó de invasiónla llegada de migrantes al Reino Unido en pequeñas embarcaciones.

Casi 40.000 personas han cruzado el Canal de la Mancha desde principios de año para llegar al Reino Unido, un récord, incluyendo 12.000 albaneses, según una cifra recientemente divulgada.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más