Raudel Vargas, encargado de la referida delegación médica, reafirmó su compromiso y disposición de ayudar al personal médico en beneficio de la población. (Foto: Gobierno Regional de Áncash)
Raudel Vargas, encargado de la referida delegación médica, reafirmó su compromiso y disposición de ayudar al personal médico en beneficio de la población. (Foto: Gobierno Regional de Áncash)
Redacción EC

El último miércoles, una delegación de 27 profesionales de la salud, entre médicos y enfermeros, provenientes de Cuba llegaron hasta la ciudad de Huaraz, Áncash, para ayudar en la lucha contra el en esta parte del país.

Mira: Gobernador de Áncash fue dado de alta tras superar el COVID-19

los profesionales cubanos trabajarán en el hospital Víctor Ramos Guardia y en la Red de Salud Huaylas Sur.

Fue la gerente Gina Gálvez, en representación del gobernador regional, Juan Morillo, quien le dio la bienvenida a los profesionales de la salud e indicó que los médicos replicarán el trabajo hecho en la zona costa y cubrirán gran parte en la atención a la población de la capital ancashina para contener los contagios por el COVID-19.

Los profesionales de la salud agradecieron el recibimiento.
Los profesionales de la salud agradecieron el recibimiento.

Entre tanto, el encargado de la referida delegación médica, Raudel Vargas, reafirmó su compromiso y disposición de ayudar al personal médico en beneficio de la población.

Ellos fueron recibidos por representantes del Gobierno Regional antes de empezar su trabajo.
Ellos fueron recibidos por representantes del Gobierno Regional antes de empezar su trabajo.

Asimismo, saludó y reconoció las gestiones que realizó el gobernador regional en solicitar su presencia en este país. “Estaremos trabajando y apoyando a la población hasta el 21 de diciembre de este año.Tenemos la esperanza de poder quedarnos un tiempo más por Áncash. Ya ayudamos a la población de la zona costa y ahora nos toca ayudar a esta gran población en la zona sierra para que puedan superar la batalla contra este terrible mal" ”, señaló.

Es preciso recordar que en junio, un grupo de médicos cubanos abandonó sus labores en el Hospital Regional Eleazar Guzmán Barrón en Nuevo Chimbote, Áncash. , tomaron esa decisión porque las condiciones de trabajo no habrían sido las que esperaban.

MÁS INFORMACIÓN SOBRE CORONAVIRUS EN PERÚ