Áncash registra 29 denuncias por corrupción desde enero
Áncash registra 29 denuncias por corrupción desde enero
Redacción EC

Las denuncias por corrupción de funcionarios no cesan en la región Áncash. Solo en lo que va del año, del 1 de enero del 2015, la Fiscalía Especializada en Delitos de Corrupción de Funcionarios del distrito fiscal del Santa ha recibido 29 denuncias por presuntos delitos cometidos en su mayoría por ex funcionarios.

La mayor parte de estas nuevas denuncias, las cuales se suman a los 368 casos de corrupción que registraba esta sede fiscal hasta diciembre del año pasado, se relaciona con delitos de colusión y peculado.

Generalmente, por el mal uso de los recursos públicos en ejecución de obras públicas o por la inapropiada utilización de bienes y servicios.

El fiscal coordinador de la Fiscalía Anticorrupción del Santa, Laureano Añanca Chumbe, precisó que los nuevos casos se encuentran en etapa de investigación preliminar e involucran a ex funcionarios de municipalidades de las provincias del Santa, Casma y Huarmey, del Gobierno Regional de Áncash y de entidades dependientes de este último.

Entre los casos más sonados de presunta corrupción recién denunciados y que la fiscalía investiga está la llamada Waldotón Pro Waldo, actividad realizada con el objetivo de recolectar la reparación civil de S/.1 millón que el suspendido presidente de Áncash, Waldo Ríos Salcedo, debe al Estado y de pagarla podría asumir el gobierno.

Para el presidente de la Sociedad Civil por la Reivindicación Moral de Áncash, Alberto Calderón Ostolaza, las nuevas denuncias son muestra de que la corrupción sigue presente en esta zona del país.

“Se detuvo a César Álvarez y a gente de su entorno, pero la corrupción continúa normal en Áncash y como sociedad no nos quedaremos de brazos cruzados”, sostuvo.

Cabe precisar que de los 368 casos de corrupción investigados por el Ministerio Público en el 2014, solo el 20% llegó a una instancia judicial.

Añanca Chumbe reconoció  que las limitaciones de personal hacen más difícil la tarea de luchar contra la corrupción. Actualmente, suman nueve fiscales los que se encargan de investigar a los funcionarios corruptos. Hasta hace algunas semanas eran solo seis.