Christian Cruz Valdivia

El tenis es un deporte en el que tu casa es donde la raqueta te lleve. Interminables giras, viajes constantes, climas distintos. Por eso, nada mejor como estar en el lugar donde creciste. Eso vivirás esta semana en el Open DirecTV, el Challenger de Lima que se disputará en el Jockey Club, en las canchas donde él se convenció de practicar este deporte.

LEE TAMBIÉN: Kimberly García: las exigencias a las autoridades para llegar a ganar una medalla en París 2024

Juan Pablo compartía el fútbol del colegio con el tenis en el club. Empezó en el Lima Cricket, pero a los 11 años pasó a entrenar en el Jockey. Ahí fue consolidando su juego y ahí tendrá la oportunidad de buscar su primer título ATP de local.

Va a ser una motivación especial, ya que es muy querido en el club. Desde niño se ganó el cariño de toda la gente, nos dice Enrique ‘Camilo’ Lázaro, entrenador que trabajó con Juanpa justamente en el Jockey, y así lo vimos el últimos sábado cuando dictó un máster class. A su llegada, todos los trabajadores lo saludaban y él respondía cada gesto con cariño.

“He vivido mucho acá, he aprendido en la academía. Estoy feliz de poder jugar acá”, nos comenta el mismo Varillas. “Me pone muy contento jugar acá, no solo por el club, sino por el tenis peruano que tiene dos torneos Challenger en el año”, agrega el nacional.

El último sábado, Varillas compartió con aficionados en el Jockey Club gracias a DirecTV.  (Foto: Jesús Saucedo)
El último sábado, Varillas compartió con aficionados en el Jockey Club gracias a DirecTV. (Foto: Jesús Saucedo)
El Master Class estuvo a cargo de Varillas, Gonzalo Bueno, Ignacio Buse y Rodrígo Sánchez.  (Foto: Jesús Saucedo)
El Master Class estuvo a cargo de Varillas, Gonzalo Bueno, Ignacio Buse y Rodrígo Sánchez. (Foto: Jesús Saucedo)

El Top 100

Este lunes empieza el Open DirecTV y Juan Pablo Varillas parte como el cuarto preclasificado, es decir, si los números se trasladan al campo de juego, las semifinales estarán en su horizonte, pero como todo deporte, hay que salir al campo y demostrar lo que las cifras indican.

“Trato de mantenerme tranquilo, partido a partido, torneo a torneo. Eso es una presión que a mi no me sirve”, nos dice Juan Pablo. Eso sí, reconoce que es un momento de alegría por haber logrado un objetivo que tenía desde niño. “Siempre calmo, trabajando humilde, como siempre, sin cambiar lo que está dando resultado”, agrega sobre estar en el top 100.

Juan Pablo ha jugado 10 veces el Challenger de Lima (dos veces en el 2021) y sus mejores resultados han sido las semifinales del 2019 y del primero del año pasado. Ahora, espera dar el siguiente paso y llegar a un nuevo título Challenger. La capital peruana siempre será su aliada.

Por la Copa Davis, ha jugado un total de 8 partidos singles y ganó siete. De hecho, entre el 2020 y este año ganó todos su duelos. En marzo pasado, se dio la gesta de jugar casi 5 horas de corrido (tuvo un descanso de 20 minutos) en el duelo ante Bolivia. Jugó y ganó el duelo de dobles y luego sentenció la serie ante Perú al vencer a Hugo Dellién.

Varillas cayó al puesto 100 del ránking ATP -perdió 15 puntos que no defendió en Cordenons- y así arranca la semana. Lo que sume en el Challenger de Lima y lo que logre la próxima semana en Santo Domingo ayudará a que ascienda en el ránking. Este martes por la noche saldrá a la cancha central del Jockey para debutar ante el brasileño Pedro Boscardin, 247 del ránking.

Este lunes se completa la qualy del certamen y dos peruanos buscarán meterse en el cuadro principal: Jorge Panta y Rodrigo Sánchez. Ellos buscan disputar el torneo donde ya esperan otros siete nacionales como Varillas, Álvarez, los hermanos Conner y Arklon del Pino, Bueno, Buse y Ballotta. Justamente este lunes, Gonzalo Bueno logró una gran victoria en primera ronda al derrotar a Ficovic, 130 ATP.

A fin de mes, Juanpa debe competir en la qualy del US Open y tras ello deberá definir su futuro. Por su ránking, el peruano puede acceder a los cuadros principales de ATP 250 o tentar los 500, o podría repetir la gira Sudamericana de Challengers. Sea como fuere, se encuentra en su mejor momento. Ya está en la órbita mundial.

***

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más