La foto que dio la vuelta al mundo reúne a los actores en el ‘backstage’ de los premios SAG. (Getty Images)
La foto que dio la vuelta al mundo reúne a los actores en el ‘backstage’ de los premios SAG. (Getty Images)
Enrique Planas

Los sueños producidos por la usina de Hollywood trascienden el celuloide. Sus parejas icónicas reproducen el ideal romántico, que clama por el triunfo del amor sobre cualquier dificultad y compromiso previos: Joanne Woodward y Paul Newman, Clark Gable y Carole Lombard, Frank Sinatra y Ava Gardner, Richard Burton y Elizabeth Taylor, todos ellos romances turbulentos y delirantes, que dejaron heridos y contusos a su alrededor.

Brad Pitt y Jennifer Aniston a inicios del 2000 (izq.) Angelina Jolie junto a Pitt. (Foto: Agencias)
Brad Pitt y Jennifer Aniston a inicios del 2000 (izq.) Angelina Jolie junto a Pitt. (Foto: Agencias)

Los premios SAG entregados este domingo activaron la maquinaria de la alcahuetería mediática con una foto. Luego de que Brad Pitt fuera elegido como Mejor Actor de Reparto por “Había una vez en Hollywood”, y que Jennifer Aniston se llevara el galardón como Mejor Actriz de Serie Dramática por “The Morning Show”, la propia cuenta oficial de los premios SAG tuiteó la imagen: en el ‘backstage’, Pitt, de impecable traje negro y pelo dorado, afeitado y descorbatado, parece abrazar a Aniston, con un vestido blanco de satén, casi de novia. En las fotos siguientes, ella se marcha, aunque él aún sostiene su brazo con afecto. La foto fue esperadísima, en la medida en que los medios y los espectadores adultos se preguntaban cuándo tendría lugar el reencuentro entre la actriz de 50 años y el actor seis años mayor. En los Globos de Oro compartieron auditorio, pero no mesa. En los SAG, coincidieron en el palmarés y su abrazo fue registrado por los ‘paparazzi’ ansiosos.

Brad Pitt observa orgulloso en pantalla a Jennifer Aniston recibiendo el galardón. Todo ocurrió en la gala de los SAG Awards 2020. (Foto: Twitter)
Brad Pitt observa orgulloso en pantalla a Jennifer Aniston recibiendo el galardón. Todo ocurrió en la gala de los SAG Awards 2020. (Foto: Twitter)


—La pareja de mi vida—

“America’s Sweetheart” (La pareja del año, 2001) es un filme que ventilaba los amores y desamores de conveniencia de una pareja de estrellas formada por Catherine Zeta-Jones y John Cusack. Un publicista, encarnado por Billy Crystal, los manejaba como marionetas. La cinta parodia aquella verdad no escrita en Hollywood y que todo representante sabe bien: anexar dos popularidades redunda en la multiplicación de su influencia pública. “Espero que nadie vaya a salir del cine pensando que han visto un estudio freudiano sobre lo que significa ser una estrella en Hollywood”, advirtió Julia Roberts, también protagonista del filme, en el estreno. Al parecer, su consejo es parte de la farsa: hoy, Hollywood necesita fortalecerse y qué mejor que apelar a su historia de infieles y legendarias parejas para retener a una generación que todavía va al cine, y que es contemporánea a la dupla “Braniston”. En efecto, aunque a cuarentones y cincuentones les haga levantar una ceja, gran parte del público millennial y centennial (que no acudían a quioscos en el 2005) no tenía en el radar la historia de amor y desamor que comparten ambos actores.

Los actores se casaron en Malibú en el año 2000. Se divorciarían cinco años después.
Los actores se casaron en Malibú en el año 2000. Se divorciarían cinco años después.

Obviamente, la icónica foto en el ‘backstage’ de los SAG da combustible a una prensa sensacionalista, alcahueta y correveidile, que desde hace dos décadas apuesta por rejuntarlos. Parte de estos medios proyectan en Aniston la imagen de la mujer que aguarda, siempre dispuesta, al regreso del amor de su vida. Una caricatura de mujer despechada y sin hijos que la propia actriz ha rechazado innumerables veces, enfrentándose al acoso mediático.

—Juntos por siempre—

En un reciente artículo de “Vanity Fair”, el periodista Juan Sanguino se pregunta: si Brad Pitt y Jennifer Aniston han superado su matrimonio, ¿por qué nosotros no hacemos lo mismo? En efecto, exactamente 15 años después de su divorcio, ambos actores concentran la expectativa de una generación que sueña con el feliz regreso. Recordemos que Pitt y Aniston fueron la primera pareja que sintonizó con el Internet y la cultura de los blogs sensacionalistas, que postularon la fama como un valor en sí mismo. A diferencia de las idolatradas pero distantes parejas del Hollywood clásico, por primera vez el público tuvo acceso ilimitado a la intimidad de Brad y de Jen.

Brad Pitt, ganador en los SAG Awards como Mejor actor de reparto en película. “Tengo que añadir esto a mi perfil de Tinder”, dijo al subir al estrado. Foto: AFP.
Brad Pitt, ganador en los SAG Awards como Mejor actor de reparto en película. “Tengo que añadir esto a mi perfil de Tinder”, dijo al subir al estrado. Foto: AFP.

Hollywood sigue pródigo en emociones y giros de guion. Pitt, experto en la autoironía, se burla de su actual vida amorosa al recibir el premio SAG: “Tengo que añadir esto a mi perfil de Tinder”, dice con su sonrisa cincelada. Y la actriz, captada en primer plano, suspira por el reconocimiento a su ex. Luego, el actor verá orgulloso cómo la actriz recibe su estatuilla. La realidad se confunde con una comedia romántica, como aquellas que se pusieron de moda, justamente, en los años 90. La posibilidad de un reencuentro no dejará de ofrecer noticias, los rumores de una segunda parte de su relación seguirán creciendo. Solo que, esta vez, el melodrama lo hemos escrito todos.