"Naruto" vs. "Dragon Ball": las diferencias de ambos mangas
"Naruto" vs. "Dragon Ball": las diferencias de ambos mangas

La historia es familiar: un protagonista comelón, un poco despistado, sencillo y de buen corazón, que guarda una secreta habilidad para las artes marciales. La ficha de repite las características iniciales de Gokú, el héroe de "Dragon Ball". En la práctica, ha resultado su sucesor como ícono popular del anime japonés. "Es el reemplazo natural con el público adolescente", asegura Iván Antezana, director de la revista de manga y anime "Sugoi". Pero no es solamente una continuación.

"Naruto" es la historia de un joven ninja que se desvive para convertirse en Hokage (el líder de su pueblo), en un mundo con estructuras políticas y sociales desarrolladas en el manga, donde incluso las acciones de los malos están motivadas por algo más que el clásico "querer dominar al mundo". Naruto quiere ser Hokage para dejar de ser invisible en una aldea que siempre lo rechazó.

"Dentro de esa historia esquemática [que la acerca a ‘Dragon Ball’], el tratamiento de los personajes es más tridimensional y mucho más complejo", explica Antezana.

POR ELLAS
Una de las diferencias más grandes que abrió la serie a un público más amplio fue el abordaje de lo romántico.

“‘Naruto’ quiso explorar un área que quedó en nada y que tenía con hambre a los fans: el romance”, asegura Sofía Pichihua, del blog especializado Otaku Press. Así se atrapó a la audiencia femenina, y los personajes principales ganaron una nueva dimensión.

"'Dragon Ball’ nunca se complicó con el aspecto romántico", explica Antezana. "Gokú se casa con Chichi, algo acordado desde que eran niños. Vulma acaba con Vegeta por sorpresa".

"Naruto es un perdido enamorado de Sakura, mientras Hinata vive pensando en él”, agrega. “Todo eso le da más potencial. Con 70 animes transmitidos a la semana en Japón, la oferta es tremenda y es importante esa diferenciación”. “Naruto: The Last” es reflejo de esa historia de artes marciales con un lado romántico, y es el cierre de varios arcos argumentales antes de pasar a la s﷯iguiente generación: la historia de los hijos de Naruto e Hinata, que ya cuentan con su propia serie en Japón.

GRANDES Y CHICOS
A nivel internacional, los fans de Naruto se criaron viendo “Dragon Ball”, lo que los coloca fuera del público objetivo original. “Son sus similitudes con ‘Dragon Ball’ lo que hace que la sigan, pero en Japón tiene más audiencia joven”, comenta Pichihua.

Según Antezana, el prejuicio de creer que la animación está orientada al público infantil debe ser desmontado. “La animación es una técnica que simplifica y comunica algunos mensajes que no llegan por la cinematografía convencional”.

Después de 50 años de anime, “Naruto: The Last” llega a Lima en su idioma original (con subtítulos en español). “La calidad descollante no viene por la técnica de animación, sino por las emociones que transmite la voz”, agrega Antezana. Y es ese doblaje el que hace del anime algo especial.

TAGS RELACIONADOS