Tiroteo en Virginia Beach: Dewayne Craddock es el empleado que mató a 12 personas en un edificio municipal. (AFP).
Tiroteo en Virginia Beach: Dewayne Craddock es el empleado que mató a 12 personas en un edificio municipal. (AFP).
Redacción EC

Virginia Beach. El ex empleado que mató a 12 personas en un edificio municipal de antes de ser abatido se llamaba Dewayne Craddock, dijeron funcionarios de la ciudad el sábado.

Las autoridades dedicaron una conferencia de prensa matutina a las víctimas. Proyectaron sus nombres en una pantalla, las llamaron por su nombre y suministraron detalles biográficos.




El funcionario Dave Hansen dijo que 11 de las 12 víctimas eran empleados municipales, cuya ausencia “deja un vacío que nunca podremos llenar”.

"Dewayne Craddock, de 40 años, fue el autor. Solo diremos su nombre una vez", dijo el gestor municipal de Virginia Beach, Dave Hansen, en una rueda de prensa en la localidad estadounidense.

Una cámara de video se observa en la casa donde supuestamente vivía Dewayne Craddock. (AFP).
Una cámara de video se observa en la casa donde supuestamente vivía Dewayne Craddock. (AFP).

Craddock era empleado desde hacía 15 años del Departamento de Obras Públicas de la ciudad y, según medios locales, estaba a punto de ser despedido.

Otras informaciones de la zona apuntaron que el presunto autor del tiroteo tenía un pasado militar, aunque las fuentes oficiales no confirmaron ese detalle.

En la conferencia de prensa, Hansen anunció que todas las víctimas mortales del tiroteo, excepto una, eran trabajadores de la ciudad.

Hansen identificó a los once empleados municipales fallecidos como: Laquita Brown; Tara Gallagher; Mary Louise Gayle; Alexander Gusev; Katherine Nixon; Richard Nettleton; Christopher Kelly Rapp; Ryan Keith Cox; Jashua Hardy; Michelle Langer; y Robert Williams.

La policía muestra imágenes de las víctimas del tiroteo. (AFP).
La policía muestra imágenes de las víctimas del tiroteo. (AFP).

El presunto autor de la masacre, que murió después de un intercambio de disparos con la policía local, utilizó una pistola y un rifle con "múltiples revistas" que fueron adquiridos legalmente.

En el tiroteo en la víspera, otras cuatro personas resultaron heridas, entre ellas un policía cuyo chaleco blindado le salvó la vida, indicó el jefe de policía de Virginia Beach, James Cervera.

Visiblemente afectado por el ataque, el alcalde Bobby Dyer dijo que ha sido “el día más terrible en la historia de Virginia Beach.

El tiroteo inició poco después de las 4:00 de la tarde, cuando el hombre, por mucho tiempo empleado del Departamento de Servicios Públicos, ingresó a un edificio del Centro Municipal y “de inmediato empezó a disparar indiscriminadamente contra todas las víctimas”, explicó Cervera, quien en ese momento no reveló el nombre del agresor.

James Cervera, jefe de la policía de Virginia Beach. (EFE).
James Cervera, jefe de la policía de Virginia Beach. (EFE).

Agentes de la policía entraron al edificio y sacaron a cuanto empleado pudieron para luego intercambiar disparos con el sospechoso, quien murió en el lugar, añadió el jefe policial.

Los heridos recibían atención médica en el Hospital General Sentara Virginia Beach y uno más fue transferido al Centro de Traumatismo del Hospital General Sentara Norfolk, tuiteó Sentara Healthcare, un organismo de salud sin fines de lucro.

Las autoridades hallaron cuerpos en tres pisos diferentes del edificio y en el estacionamiento.

Cervera tampoco informó sobre cuánto duró tiroteo y pidió comprensión, al indicar que se trata de una "escena enorme".

Por su parte, Hansen señaló que todas las víctimas mortales del tiroteo, excepto una, eran trabajadores de la ciudad.

Hansen identificó a los once empleados municipales fallecidos como: Laquita Brown; Tara Gallagher; Mary Louise Gayle; Alexander Gusev; Katherine Nixon; Richard Nettleton; Christopher Kelly Rapp; Ryan Keith Cox; Jashua Hardy; Michelle Langer; y Robert Williams.

Asimismo, el contratista que murió fue identificado como Herbert Snelling.

Pese al elevado número de víctimas, el tiroteo en Virginia Beach no está entre los más mortíferos de la historia de Estados Unidos.

El peor de ellos ocurrió en Las Vegas (Nevada) el 1 de octubre de 2017, cuando un hombre abrió fuego desde la habitación de un hotel contra una multitud que asistía a un concierto matando a 58 personas antes de acabar con su vida.

Un año antes, el 12 de junio de 2016, un hombre asesinó a 49 personas y después se suicidó en un club gay de la ciudad de Orlando (Florida).

El tercer tiroteo más mortífero ocurrió en abril de 2007 en un campus de la Universidad Politécnica del estado de Virginia, conocida como Virginia Tech, cuando el estudiante Seung-Hui Cho mató a 32 personas antes también de suicidarse.

Fuente: AP / EFE