Redacción EC

El 2 de agosto de 1934, asume la presidencia del Tercer Reich y llega a ser el líder absoluto de . Fue el comienzo de una época de terror para el mundo que desencadenó en la Segunda Guerra Mundial.

El 9 de noviembre de 1923, Hitler, quien ya para entonces era líder del Partido Nacional Socialista Obrero Alemán (NSDAP, partido nazi), comandó un fallido golpe de Estado en una cervecería de Múnich contra la República de Weimar. A consecuencia del enfrentamiento, terminó herido y apresado, pero esto le sirvió como trampolín para lograr sus ambiciones en el futuro.

MIRA: Nancy Pelosi desafía a China y aterriza en Taiwán para una histórica visita | VIDEO

Aprovechó los nueve meses que pasó en la cárcel para escribir su famoso libre “Mein Kampf”, Mi lucha en español, donde expone los principales objetivos de los nazis: expandir el territorio, proteger a la raza área y el odio a los judíos.

En 1925 volvió a la escena mediática. En esta oportunidad se centra en su actividad política y en la propaganda para llegar al mando a través de las elecciones.

Adolf Hitler y algunos líderes nazis.
Adolf Hitler y algunos líderes nazis.

“Pronto me di cuenta de que el uso de la propaganda es un verdadero arte que ha permanecido prácticamente desconocido para los partidos burgueses”, escribió en su libro en el que le dedica dos capítulos a este tema. Aquí comenzó a darle suma importa al culto a sí mismo.

La crisis económica que se vivía en ese momento, la Gran Depresión, fue crucial para al ascenso de Hitler, que acusaba al gobierno de ser débil y parecía tener todas las respuestas.

Las ideas del líder nazi fueron acompañadas de una agresiva campaña mediática llevada a cabo por Joseph Goebbels en los periódicos, el cine, la televisión y la radio.

El doctor Goebbels se concentró en sacarle el jugo al carisma de Hitler y lo presentó como una figura heroica, un líder fuerte y decidido capaz de sacar al pueblo adelante.

Josef Goebbels (1897- 1945), político nazi y defensor de la pureza genética, tenía los pies totalmente deformes y su brazo izquierdo era 8 centímetros más largo que el derecho.  (Foto: guoiteca.com
Josef Goebbels (1897- 1945), político nazi y defensor de la pureza genética, tenía los pies totalmente deformes y su brazo izquierdo era 8 centímetros más largo que el derecho. (Foto: guoiteca.com

Durante esa época, Alemania, que era muy dependiente de inversiones de Estados Unidos, tenía una tasa de desempleo de seis millones. Como se sabe, la crisis mundial se originó en territorio estadounidense tras la caída de la bolsa de valores de Nueva York.

Fue de esa manera que en 1932 los nazis resultan ser los más votados en dos elecciones; eran ya los más poderosos. La clases media y alta apoyaron en su mayoría al partido del Führer.

Un año más tarde, el 30 de enero de 1933, Hitler es nombrado canciller. Luego, el 27 de febrero, los nazis acusan al Partido Comunista de quemar el parlamento alemán (Reichstag) y el atentado fue el pretexto para suprimir derechos constitucionales, acabar con los opositores e imponer la dictadura del Führer.

Sin embargo, Hitler aún tenía que limpiar su camino eliminando a los que consideraba una obstrucción dentro de su partido. Así es como el 30 de junio de 1934 consolidó su poder tras ejecutar a sus detractores internos, incluido a Ernst Röhm, jefe del cuerpo paramilitar de las SA, en la conocida como “Noche de los cuchillos largos”. El líder nazi los acusó de planear un golpe de Estado.

Precisamente, fue el 2 de agosto cuando el presidente Paul von Hindenburg falleció a los 86 años, sufría cáncer al pulmón. Ese mismo día, Hitler fusionó los cargos de canciller y presidente.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más