Módulos Temas Día

El primer año de Macron como presidente de Francia en fotos

El 7 de mayo de 2017, Emmanuel Macron fue electo presidente de Francia con el 66,1% de los votos convirténdose en el presidente más joven de la historia del país

Hace un año, el 7 de mayo de 2017, Emmanuel Macron, fue electo presidente de Francia frente a la candidata de extrema derecha Marine Le Pen, con el 66,1% de los votos. La AFP hace un repaso en imágenes del primer año de presidencia del mandatario más joven de la historia del país.

- El monarca republicano -

Cuando asumió la presidencia, Emmanuel Macron, se propuso restablecer la solemnidad del poder presidencial tras los cinco años de mandato del socialista François Hollande, que se declaraba como un "presidente normal".

La noche de su triunfo, con apenas 39 años, dio cita a los franceses en la Explanada del Louvre, antiguo palacio real, para celebrar su victoria. Una imagen inédita que dio la vuelta al mundo.

El joven centrista anunció que su presidencia sería "jupiteriana", una expresión que remite al dios Jupiter, en referencia a su intención de mantenerse por encima de las pequeñas querellas.

Pero el adjetivo le ha valido muchas críticas de la oposición, como en una marcha anti-Macron el sábado en París, donde muñecos y retratos lo personificaban como Júpiter, Napoleón o Luis XIV, el "Rey Sol".

- Trotamundos -

Con su eslogan "Francia ha vuelto", Macron ha multiplicado los viajes al extranjero para afirmarse como el líder europeo más visible del momento. En un año, viajó a China, Estados Unidos, India y Australia y ha recibido en Francia al presidente ruso Vladimir Putin, al egipcio Abdel Fatah al Sisi, al estadounidense Donald Trump y al príncipe heredero de Arabia Saudita, Mohamed bin Salmán.

En todos sus viajes y en momentos en que el nacionalismo y el proteccionismo están en boga, se posicionó como un adalid del multilateralismo y del libre comercio.

Milita también activamente para reformar la Unión Europea (UE). Pero los analistas estiman que carece de aliados en Europa y que su influencia es limitada en lo que concierne a temas como el conflicto sirio, el cambio climático o el acuerdo nuclear iraní.

- El combativo -

A Macron le gusta ir a debatir con sus opositores para tratar de ganárselos. Eso sí, siempre con una cámara detrás de él.

Esta táctica la utilizó durante la campaña presidencial, cuando intentó dialogar con los empleados de una fábrica Whirlpool de Amiens que manifestaban contra su cierre.

Después de acceder al poder repitió el ejercicio varias veces: con sobrevivientes del huracán Irma en la isla francesa San Martín en el Caribe, con agricultores enfadados, y recientemente con empleados ferroviarios críticos con su reforma de la compañía estatal de ferrocarriles.

"Le gusta ir a hablar con la gente porque piensa que es una oportunidad para él de explicar sus intenciones", dijo en una ocasión el ministro del Interior Gérard Collomb.

Sin embargo, no ha logrado ganarse a todos los franceses. Según una encuesta publicada el domingo, 55% de los franceses estiman estar decepcionados con su primer año de presidencia.

- Jefe de guerra -

El primer presidente francés que no cumplió con el servicio militar [abolido en 1997] buscó imponerse inmediatamente como comandante en jefe del ejército francés.

El día de su toma de cargo recorrió la célebre avenida de los Campos Elíseos en un vehículo militar y pocos días después visitó a las tropas francesas desplegadas en el oeste de África para luchar contra el yihadismo.

Anunció también un plan de 37.000 millones de euros para renovar el arsenal nuclear de Francia en los próximos siete años, como parte de un importante aumento en el gasto de defensa para impulsar la influencia de Francia en el mundo.

El mes pasado, Macron ordenó un bombardeo contra Siria, junto a Estados Unidos y Reino Unido, en respuesta a un presunto ataque químico contra civiles. Se trata del primer ataque militar de su presidencia.

- El presidente selfi -

El presidente Macron es muy activo en las redes sociales y acostumbra a tomarse selfis con simpatizantes, políticos o famosos.

Se tomó una selfi con el ex gobernador de California Arnold Schwarzenegger rodeado de jóvenes a los pies de la Torre Eiffel, tras una cumbre sobre el clima en París en diciembre. Sonrió también para posar en una selfi en enero con la primera ministra británica Theresa May y otros invitados durante una cena oficial en el Museo Victoria y Alberto.

Esta imagen de transparencia y accesibilidad contrasta con sus relaciones, a menudo tensas, con los medios de comunicación franceses, quienes lo acusan de no comunicar con los periodistas o de elegir a quienes lo acompañan en sus viajes.

- Una pareja que fascina -

Macron y su esposa Brigitte siguen fascinando en Francia y en el extranjero.

Esta ex profesora, que asume sin complejos los 24 años de edad que la separan de su ex alumno y actual esposo, aparece cada mes en revistas, siempre muy elegante con prendas de la marca francesa Louis Vuitton, la casa de modas que está a cargo de su guardarropa.

Fuentes del Palacio presidencial describen a esta delgada rubia de 65 años como una mujer discreta, pero con mucha influencia sobre su marido.

"En mi mente soy la esposa de Emmanuel Macron, no la del presidente. No me siento como una primera dama, aunque soy consciente de mis responsabilidades", dijo recientemente ante periodistas.

No obstante, algunos critican una presunta puesta en escena de la pareja presidencial.

Tags Relacionados:

Emmanuel Macron

Francia

Leer comentarios ()

SubirIrMundial 2018
Ir a portada