El primer ministro británico Boris Johnson en la Cámara de los Comunes, en Londres, hoy 16 de diciembre del 2020. (UK Parliament/REUTERS)
El primer ministro británico Boris Johnson en la Cámara de los Comunes, en Londres, hoy 16 de diciembre del 2020. (UK Parliament/REUTERS)
Agencia AFP

Agencia de noticias

El gobierno británico recibió hoy críticas por la contribución de Unicef a una campaña para alimentar a los niños de las familias afectadas por el en el , una primicia en la historia de la agencia de la ONU.

El Partido Laborista, principal partido de la oposición, consideró “vergonzoso” que unas 1.800 familias en dificultades sean en parte alimentadas durante los días de Navidad gracias a una ayuda financiera del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef).

“Somos unos de los países más ricos del mundo”, declaró la número dos del Partido Laborista, Angela Rayner.

“Nunca debimos llegar a eso. Nuestros niños no deberían de depender de organizaciones humanitarias que operan en zonas de guerra y tras desastres naturales”, agregó.

El gobierno de Boris Johnson ya había sido criticado por negarse a proporcionar comidas gratuitas a los niños más pobres durante las vacaciones escolares en plena pandemia, antes de ceder ante la presión de una campaña dirigida por la estrella del fútbol Marcus Rashford.

La ayuda financiera de Unicef, de un monto de unos 27.700 euros (33.700 dólares) fue otorgado a varias asociaciones que ayudan a familias del barrio de Southwark, en el sur de Londres.

Recibirán un total de 18.000 desayunos, que se distribuirán a través de las escuelas durante las dos semanas de vacaciones de fin de año. Un total de 6.750 desayunos también se proporcionan durante las vacaciones de febrero.

Según la Unicef, la pandemia del nuevo coronavirus es la crisis más urgente que afecta a los niños desde la Segunda Gerra Mundial.

“Se trata de la primera intervención de emergencia de Unicef en Reino Unido para hacer frente al impacto sin precedentes de la crisis del nuevo coronavirus y llegar a las familias más necesitadas”, explicó Anna Kettley, su directora de programas para el país.

El portavoz de Johnson defendió la acción del gobierno, señalando que tomó “medidas considerables (...) para asegurar que los niños no pasen hambre durante la pandemia”.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

VIDEO RECOMENDADO

Alemania: Una carrera contrarreloj: la vacunación contra el coronavirus
Alemania: Una carrera contrarreloj: la vacunación contra el coronavirus

TE PUEDE INTERESAR