Sindicado como miembro de una organización que lavó US$1.652 millones a través de 3 mil cuentas bancarias abiertas en 52 países, Messer recibió ayuda del exmandatario paraguayo cuando se encontraba prófugo. (AP)
Sindicado como miembro de una organización que lavó US$1.652 millones a través de 3 mil cuentas bancarias abiertas en 52 países, Messer recibió ayuda del exmandatario paraguayo cuando se encontraba prófugo. (AP) / Eraldo Peres
Redacción EC

Mientras el expresidente lo consideraba su “hermano del alma”, las autoridades brasileñas lo sindicaban como el mayor lavador de dinero de ese país. La historia de , preso desde julio de este año en el marco de la operación Lava Jato, está tan ligada a la de Cartes que ahora podría arrastrar a este último a la cárcel.

En mayo del 2018 la Policía Federal de Brasil llevó adelante una operación denominada “Cambio Desconecto”, en la que se detuvo a 33 personas que operaban una red especializada en delitos financieros. El golpe se dio en Brasil, Uruguay y Paraguay tras la confesión de Vinícius Vieira Barreto Claret y Cláudio Fernando Barbosa, arrestados en el 2017.

Ambos cambistas dieron detalles a las autoridades brasileñas sobre el sistema Bank Drop, con el que lavaron al menos US$1.652 millones a través de 3 mil cuentas bancarias abiertas en 52 países. A la cabeza de dicha organización se encontraba Sergio Cabral, exgobernador de Río de Janeiro, y el dinero era utilizado luego para pagar las coimas de legisladores brasileños.

A la cabeza del sistema con el que se lavó US$1.652 millones a través de 3 mil cuentas bancarias abiertas en 52 países se encontraba el exgobernador de Río de Janeiro, Sergio Cabral. (AFP)
A la cabeza del sistema con el que se lavó US$1.652 millones a través de 3 mil cuentas bancarias abiertas en 52 países se encontraba el exgobernador de Río de Janeiro, Sergio Cabral. (AFP) / YASUYOSHI CHIBA

Messer, responsable de aportar recursos y dar lastre a las operaciones, recibía el 60% de los beneficios de las operaciones. El brasileño, que había obtenido la nacionalidad paraguaya en el 2017, escapó de “Cambio Desconecto” pero sobre él aún pesaba la orden internacional de captura.

Se mantuvo prófugo durante un año, hasta que en julio de este año fue arrestado en un departamento en el exclusivo barrio de Jardins, en Sao Paulo.

Darío Messer fue capturado en julio de este año al interior de un departamento en el exclusivo barrio de Jardins, en Sao Paulo. (O'Globo / GDA)
Darío Messer fue capturado en julio de este año al interior de un departamento en el exclusivo barrio de Jardins, en Sao Paulo. (O'Globo / GDA)

-LA AYUDA DEL PRESIDENTE-

Una carta difundida por la fiscalía de Brasil este martes da cuenta de la comunicación que mantuvieron Messer y Cartes cuando el primero se mantenía prófugo de la justicia y el segundo aún era presidente de Paraguay.

En la misiva, escrita el 27 de junio del 2018, Messer le pide a Cartes que le preste US$500 mil para poder “articular mejor la situación”, en referencia a la orden de captura en su contra.

A continuación, la transcripción completa de la carta enviada por Messer y difundida por el medio paraguayo “Última Hora”:

______________________________________________

"Siento molestarte en ese momento, pero la situación en la que me encuentro es muy complicada. Fui traicionado en Brasil y me atraparon por sorpresa en Paraguay. Además, arrastraron a Dan (hermano de Darío) en este lío. Mi relación con la familia se puso muy mala también. Me culpan con razón por este lío.

Tuve la gran suerte de ser acogido por esa persona que te está entregando esa carta (Roque Fabiano Silveira, según los fiscales del Brasil). También contraté como abogado a la Dra. Leticia (María Leticia Bóbeda Andrada), que es también abogada de este mi amigo y en la que confía.

Desafortunadamente me quedé con mis recursos bloqueados y necesito recurrir a su ayuda para con los gastos jurídicos. En esta primera etapa voy a necesitar US$ 500.000 (quinientos mil dólares). Con eso me puedo presentar, quedarme en una prisión domiciliaria en Asunción y poder mover y articular mejor la situación. Tan pronto como logre pasar esta etapa voy a necesitar tu apoyo de siempre. Este amigo mío me ayudará en la entrega de los recursos de modo que los valores pueden ser entregados a él.

Este mi amigo quedó en ayudarme con la granja de Pedro Juan y me gustaría ver la mejor forma.

Te agradezco por la comprensión. Fuerte abrazo."

______________________________________________

Según el informe del Ministerio Público Federal brasileño, que intervino el celular de Messer y halló evidencia en contra de Cartes, el expresidente le envió dicha “ayuda” al prófugo a través de Roque Silveira.

Messer informó a Cartes que necesitaba los fondos para pagar costes legales y “se demostró que, efectivamente, se le dio ese dinero”, comentó el fiscal José Augusto Vagos.

El Ministerio Público Federal Brasileño encontró evidencia de que el expresidente Horacio Cartes le envió medio millón de dólares a Darío Messer cuando este se encontraba prófugo de la justicia. Por ello, Brasil ha pedido el arresto de Cartes. (AP)
El Ministerio Público Federal Brasileño encontró evidencia de que el expresidente Horacio Cartes le envió medio millón de dólares a Darío Messer cuando este se encontraba prófugo de la justicia. Por ello, Brasil ha pedido el arresto de Cartes. (AP) / Silvia Izquierdo

El informe del Ministerio Público agrega que los delitos de Messer solo fueron posibles gracias a la participación relevante de “agentes públicos de alto nivel”.

Tras conocerse el aporte de Cartes, la Policía Federal anunció que pedirá su extradición. El expresidente está en Paraguay y se encuentra “tranquilo porque no tuvo lazos comerciales con Darío Messer”, respondió su abogado, Carlos Palacios, a la agencia de noticias The Associated Press.

-“HERMANO DEL ALMA”-

Cartes, de 63 años, llegó a la presidencia de Paraguay el 15 de agosto del 2013 impulsado por las influencia que le había conferido la fortuna amasada a través de los años gracias a la veintena de empresas que maneja.

Sus negocios, que van desde el tabaco y las bedidas sin alcohol hasta los bancos o el fútbol, siempre han estado bajo la mira pero el exmandatario ha negado que estén ligados al lavado de dinero, contrabando de cigarrillos o tráfico de drogas.

Sin embargo, los antecedentes de Cartes generan -por lo menos- suspicacias. En 1985 fue condenado por estafar al Banco Central de Paraguay por cerca de US$34 millones y se mantuvo prófugo durante 4 años.

En ese periodo conoció a Mordko Messer, padre de Darío, quien lo acogió en Brasil y comenzó a hacer negocios con él. Ambas familias pusieron una casa de cambio y un banco llamado Amambay S.A. Las prósperas industrias permitieron que Cartes genere millones de dólares en ingresos y luego ampliara su rango de acción a los negocios antes mencionados.

Darío Messer junto a su padre Mordko Messer. Cuando Horacio Cartes fugaba de la justicia paraguaya, a finales de los 80, el patriarca de los Messer lo acogió en Brasil y lo financió hasta permitirle retomar sus negocios.
Darío Messer junto a su padre Mordko Messer. Cuando Horacio Cartes fugaba de la justicia paraguaya, a finales de los 80, el patriarca de los Messer lo acogió en Brasil y lo financió hasta permitirle retomar sus negocios.

Cartes nunca fue mezquino al expresar el aprecio que guardaba por el fallecido Mordko Messer, mención central durante el discurso que dio al recibir el premio Shalom por parte del Congreso Judío Mundial en Buenos Aires en el 2016.

Tampoco lo ha sido cuando le ha tocado referirse sobre Darío, a quien no dudó en calificar como su “hermano del alma” durante una entrevista del 2010 con “Última Hora”. O cuando lo incluyó como parte de la delegación oficial paraguaya que visitó Israel en agosto del 2016, pese a no ocupar ningún cargo público.

Horacio Cartes junto a Darío Messer durante un viaje a Israel en el 2016. Este último formó parte de la delegación oficial enviada por Paraguay pese a que no ocupaba ningún cargo público.
Horacio Cartes junto a Darío Messer durante un viaje a Israel en el 2016. Este último formó parte de la delegación oficial enviada por Paraguay pese a que no ocupaba ningún cargo público.