La Mesa Directiva del Congreso, encabezada por el presidente Manuel Merino (Acción Popular, Tumbes) brindó a todas las bancadas los lineamientos a seguir para la sesión plenaria desconcentrada. (Foto: Congreso)
La Mesa Directiva del Congreso, encabezada por el presidente Manuel Merino (Acción Popular, Tumbes) brindó a todas las bancadas los lineamientos a seguir para la sesión plenaria desconcentrada. (Foto: Congreso)
Martin Hidalgo Bustamante

Subeditor de la Unidad de Análisis Político

martin.hidalgo@comercio.com.pe

A diferencia de sus dos sesiones anteriores, no logró consenso unánime en ninguna de las tres leyes que aprobó en el tercer pleno presencial llevado a cabo desde su instalación el pasado 16 de marzo. Acción Popular, el Partido Morado y Fuerza Popular mostraron sus primeras fisuras dejando a Alianza para el Progreso y al Frente Amplio como las únicas bancadas disciplinadas en el voto hasta la fecha.

La votación más importante de la sesión plenaria del viernes 3 de abril fue la de la . Pese a ser el más relevante, su debate fue el último punto de la agenda. La votación se realizó al promediar las 11:00 p.m., después de cinco horas de debate, y este fue el resultado final:

Acción Popular, el Partido Morado y Fuerza Popular mostraron sus primeras fisuras dejando a Alianza para el Progreso y al Frente Amplio como las únicas bancadas disciplinadas en el voto hasta la fecha.
Acción Popular, el Partido Morado y Fuerza Popular mostraron sus primeras fisuras dejando a Alianza para el Progreso y al Frente Amplio como las únicas bancadas disciplinadas en el voto hasta la fecha.

Desde inicios de semana, este Diario adelantó que esta norma arrancaba con y que el principal opositor era la bancada del Partido Morado. Aunque en ese mismo informe se detallaba que dos miembros de de dicho bloque habían firmado el proyecto original Nº 4937, el cual planteaba el retiro del 25% de los fondos de las AFP sin ningún tope.

Se trataba de los legisladores Miguel Angel Gonzales (Callao) y Angélica Palomino (Piura). Pese a sus rúbricas, sus colegas de bancada se encargaron de asegurar que tendrían una postura colegiada para el debate final. Al final, eso no se cumplió. En la votación final de la ley, a Gonzales y Palomino se le sumó Carolina Lizárraga (Lima).

“He escuchado al pueblo que necesita su dinero en emergencia y a expertos que confirman que si es posible liberar fondos. Por eso, decidí votar a favor del retiro parcial de fondos AFP. El ciudadano es libre de disponer del fruto de su trabajo”, tuiteó Lizárraga tras la votación.

El bloque opositor quedó conformado solo por Daniel Olivares (Lima), Alberto de Belaunde (Lima), Zenaida Solís (Lima) y Francisco Sagasti (Lima). Gino Costa (Lima) no asistió a votar, pero mostró su respaldo a este bloque, también por Twitter: “Bien Sagasti, Solis, De Belaunde y Olivares por voto responsable sobre devolución de aportes de AFP, y coherente con proyecto de ley de la Bancada Morada. Urge reforma integral del sistema de pensiones”.

En medio del debate, el Partido Morado presentó un proyecto de ley alternativo que planteaba una fórmula para que los afiliados puedan retirar de su Cuenta Individual de Capitalización, por única vez, hasta S/2.000 siempre que hasta el 31 de marzo del 2020 no cuenten con acreditación de aportes por al menos tres meses consecutivos. Sagasti, Olivares y Solís usaron esta iniciativa como base de sus argumentos en contra del texto que proponía el retiro del 25%

El documento llevaba la firma de seis de los siete miembros de la bancada morada que estaban en la sesión. La única que no respaldó la iniciativa con su rúbrica fue Lizárraga. Gonzales y Palomino firmaron el texto, pero eso no fue impedimento para que en la votación final respaldaran -junto a Lizárraga- la propuesta mayoritaria que habilita el retiro del 25% de los fondos de las AFP con un tope de S/ 12.900.

Fuerza mayoritaria fraccionada

Al igual que sucedió con la Ley de las AFP, el debate sobre la Ley que otorga la facultad de dejó de ser técnico para convertirse en una disputa política. La única diferencia es que en esta ocasión se trataba de una pugna entre la propuesta del Poder Ejecutivo y la de la misma Contraloría, que fue canalizada a través de la bancada de Alianza para el Progreso.

Lo primero que destaca en el tablero electrónico de la votación de esta norma son los dos votos dispares de Acción Popular. Rosario Paredes (Arequipa) marcó contra del texto sustitutorio que recogía la propuesta del Poder Ejecutivo para limitar la figura del control concurrente a las contrataciones dadas en el marco de la emergencia por el COVID-19.

El texto que fue aprobado con los votos de Acción Popular llegó a su debate en el pleno como una propuesta consensuada que acumulaba, además del proyecto del Ejecutivo, otras tres iniciativas de legisladores, entre ellas una de la legisladora Paredes.

Sin embargo, la acciopopulista pidió desacumular su proyecto del texto mayoritario. Si bien su propuesta proponía lo mismo que el Ejecutivo -un control concurrente limitado al COVID-19-, Paredes alegó en sus intervenciones que no se podía dejar al gobierno poner las reglas sobre cómo iba a ser controlado. Esta postura se mantuvo hasta el final donde votó en contra. Bajo un argumento similar se opuso al texto mayoritario su colega Jesús Arapa (Puno), pero en la votación final optó por la abstención.

No es la primera vez que la parlamentaria Rosario Paredes vota distinto a su bancada. En la sesión plenaria del jueves 26 de marzo, Rosario Paredes y Paul García marcaron abstención en la votación donde se aprobó el número de integrantes y nómina de miembros de la Comisión Permanente y de las Comisiones Ordinarias para el periodo de sesiones 2020-2021. Este tipo de votos se da cuando los congresistas no están conforme con las comisiones que integran o no se atendieron sus preferencias. solicitadas.

La segunda abstención en el tablero electrónico fue de Arlette Contreras (Lima), quien tuvo su primera sesión plenaria como legisladora no agrupada, tras su renuncia a la bancada del Frente Amplio.

Naranja dividida

En el debate de la Ley que suspende el cobro de peajes administrados por concesionarias durante la emergencia, también se entró a la controversia entre los argumentos técnicos y políticos. La bancada del Partido Morado fue la principal opositora con Alberto de Belaunde (Lima) a la cabeza advirtiendo que el Congreso no podía cambiar un contrato de concesión.

“La jurisprudencia dice que no podemos sin que esto tenga consecuencias jurídicas. Lo que va a pasar es que los concesionarios irán al Ciadi [tribunal internacional de arbitraje] porque se están modificando sus contratos de manera unilateral y el Estado tiene todas las de perder, y estamos hablando de millones de soles de indemnización”, refirió tras indicar que los concesionarios deberían haber suspendido el cobro por iniciativa propia. Los siete miembros de la bancada morada marcaron abstención en el tablero electrónico.

Las otras dos abstenciones registradas provinieron de Fuerza Popular y fueron de Diethell Columbus (Lima) y Martha Chávez (Lima). El resto de los ocho miembros naranjas presentes respaldaron la norma, tanto en la votación como durante el debate. En las intervenciones, la legisladora Martha Chávez intentó que se postergara este debate para pasar al plato de fondo de la sesión: la Ley de las AFP. Su pedido no tuvo éxito.

A lo largo de tres sesiones plenarias, este Congreso registra nueve votaciones, donde Alianza para el Progreso y el Frente Amplio son las únicas bancadas que votaron disciplinadamente en bloque. La única diferencia es que APP se mantiene con los 22 miembros con los que inició funciones el 16 de marzo, mientras que el FA ya sufrió su primera baja con la renuncia de Arlette Contreras, quien en estas últimas sesiones registró una votación distinta a la de sus excolegas de bancada.