Modelo observatorio rayos gamma. (UTFSM)
Modelo observatorio rayos gamma. (UTFSM)
Redacción EC

El consorcio Cherenkov Telescope Array (CTA) optó por Chile para la construcción del conjunto de telescopios de su observatorio de rayos gamma, el más grande del mundo en su tipo. El territorio nacional fue elegido entre Australia, Namibia y Argentina, las otras opciones que se barajaban.

MIRA: La NASA logró fabricar oxígeno por primera vez en Marte

En concreto, las instalaciones se emplazarán en el desierto de Atacama, 120 km al sur de Antofagasta, muy cerca del observatorio Paranal.

Con un total de 100 telescopios, el complejo estará destinado a la observación de los rayos gamma de más alta energía que provienen del espacio exterior, y que se producen en los procesos más violentos del universo, como son las explosiones de supernovas o en los núcleos de las galaxias, y que no son observables por los telescopios ópticos u otros ya existentes.

MIRA: Marte tiene todos los ingredientes para la vida bajo su superficie

“Los rayos gamma de más alta energía, que son poco frecuentes, solo se pueden captar indirectamente desde la tierra, y para ello se necesita cubrir una gran superficie de terreno. Así es como se decidió hacer un gran arreglo que es CTA: cerca de cien telescopios distribuidos en aproximadamente 2 km2 para la observación de esta radiación”, indica el Dr. Claudio Dib, académico de la Universidad Técnica Federico Santa María e investigador del Centro Científico Tecnológico de Valparaíso (CCTVal), miembro además del grupo de científicos chilenos que participan en CTA.

Pero ¿qué se espera obtener con las investigaciones de este nuevo complejo? La respuesta, aunque todavía incierta, abre grandes posibilidades: “Lo que vamos a aprender está en la frontera del conocimiento, cosas que todavía no sabemos que podemos descubrir”, explicó Dib.

MIRA: Telescopio Hubble capta una estrella gigante al borde de la destrucción

Así, el experto detalló que “entenderemos más sobre los mecanismos de aceleración de los rayos cósmicos; también sobre física fundamental, como de qué partículas se compone la materia oscura del universo, o hacer tests cada vez más exigentes a la teoría de la relatividad. La teoría actual de la física de partículas, llamada el Modelo Standard, predice muy bien todo lo que conocemos del mundo subatómico, pero hay aspectos que matemáticamente y también experimentalmente nos indican que hay cosas incompletas, y CTA podría contribuir a su comprensión”.

Respecto al rol de los científicos nacionales, entre los que hay destacados profesionales de distintas casas de estudios, CTA ofrecerá ventajas a través de la participación conjunta en proyectos de investigación que surjan en el marco de esta colaboración internacional, pero también abrirá oportunidades a físicos y astrónomos externos al consorcio de presentar propuestas de uso con tiempo de observación.

Con más de 1.500 científicos involucrados, provenientes de cerca de 200 instituciones de 31 países, la construcción de CTA en Chile, según expertos, no solo obedece a un deseo científico, sino que “representa también una posibilidad de desarrollo para el país. Proyectos como CTA estimulan la producción de tecnología de vanguardia, posibilitan la formación de especialistas de alto nivel y abren oportunidades de desarrollo a otros campos de la ciencia”, finaliza Dib.

Las primeras observaciones de CTA-Sur se proyectan para 2025, año en que se estima debiera comenzar su funcionamiento y recolección de datos, los que serán complementados con lo que se obtenga en las instalaciones de CTA-Norte, su par ubicado en La Palma, la quinta ínsula más grande de Islas Canarias, en España.

Emol, Chile/GDA

VIDEO RELACIONADO

Agujero negro M87 comienza a entregar sus secretos
Los astrónomos que obtuvieron la primera imagen de un agujero negro lograron captar el campo magnético que lo rodea, un paso importante para comprender mejor la dinámico de estos objetos cósmicos. (Fuente: AFP)

TE PUEDE INTERESAR:

Síguenos en Twitter:

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más