Redacción EC

La cantante acaba de lanzar su séptimo disco llamado “Lover” el cual ha ganado muchos éxitos entre sus seguidores. definitivamente cerró el año de buena manera, ya que ganó seis premios en los American Music Awards incluyendo el premio más importante de la noche como el de “Artista del año”.

En el escenario interpretó sus más conocidas canciones como “Shake it off”, “Love story”, “Blank space”, entre otras más recientes. La cantante salió a escena junto a niños de vestimenta de camisas blancas al igual que ella. Estas eran de color blanco para así resaltar las letras en negrita que decían: “Fearless”, “Taylor Swift”, Speak Now”, Red”, “1989” y “Reputación”.

Toda la vestimenta tiene un mensaje escondido, ya que fue en alusión al problema legal que tiene con su antiguo manager Scotter Braun quien compró la disquera ‘Big Machine Records’ sello que le pertenecía a Scott Borchetta. Ellos ahora tienen el derecho legal de las canciones de sus seis primeros álbumes. Taylor tuvo que pedirles permiso para poder utilizarlas y así poder cantar en escena.

Para conocer más detalles de la presentación de , visita la galería que se encuentra al inicio de la nota.