Entrevista A Magdyel Ugaz
Entrevista A Magdyel Ugaz
Sonia del Águila

A le dijeron muchas veces que no lo intente, que no puede, que no es capaz. Pero ella le dio la espalda a esas voces pesimistas y desafiando sus miedos e inseguridades demostró que sí podía. Recientemente, debutó junto a Gianella Neyra como productora de “”, filme que llegará a los cines a nivel nacional este 18 de noviembre. “Ahora más que nunca, las mujeres estamos reafirmando que somos capaces, que podemos ser líderes. Qué bueno que no le di protagonismo a esa voz que me dijo que no iba a poder”, comenta.

LEE TAMBIÉN: “Al fondo hay sitio”: Magdyel Ugaz habla sobre posibilidad de volver a interpretar a ‘La Teresita

La idea de Magdyel y Gianella de producir un largometraje nació en 2018, durante una conversación que mantuvieron las actrices sobre la serie “Big Little Lies”, drama estadounidense que tiene a Nicole Kidman en la producción.

“El elenco que tiene esa serie es potente, y sus historias me tocan fuerte, me conmueven. Es increíble cómo una historia contada, escrita y dirigida por mujeres, puede ser muy distinta a cómo la plasmaría una mirada masculina. Y justamente hablábamos de eso, cuando dijimos: ‘¿Por qué no podemos hacer algo acá?’. ‘¿Por qué no lo intentamos si tenemos marcas que nos acompañan?’, comentó Gianella. Y en ese momento empezamos a pensar en lo que nos gustaría contar. Ambas coincidimos en que el punto de partida debía ser los vínculos familiares”, recuerda Ugaz.

La cinta dirigida por Ani Alva presenta las aventuras y enredos de dos hermanas de padre, Victoria (Gianella) y Marita (Magdyel), quienes se ven obligadas por las circunstancias a convivir juntas todo un verano en su casa de playa.

-¿Cómo fue el proceso de creación? ¿Hubo obstáculos en el camino?

Hemos tenido obstáculos todo el tiempo. En mi caso, que estaba acostumbrada a que me den un personaje y listo, tuve que ofrecer el producto, presentar el proyecto a las marcas, organizar reuniones vía Zoom. Todo fue nuevo para mí. Estar detrás de una ficción tiene que ver mucho con escuchar, ceder, llegar a un consenso y levantar a un equipo cuando está cansado o fortalecerlo en momentos duros, como pasó cuando nos mandaron a cuarentena, que todo el mundo se asustó. Pese a mis temores e inseguridades tuve que dar la cara y tratar de sacar adelante al equipo.

-¿El guion lo escribieron ustedes?

Ítalo Cordano, que es amigo nuestro, aliado, se sumó a esta aventura. Él es el responsable del guion. El punto de partida fue hablar de los vínculos familiares y decidimos hacerlo desde la comedia porque siento que es un género muy rico, que me ha acompañado durante casi toda mi trayectoria.

-¿La película está inspirada en tu vida o en la de Gianella?

No exactamente, pero cuando hacíamos trabajo de mesa, como para poder darle peso y sentido a nuestros personajes, poníamos como ejemplo el vínculo que nos une a nuestros hermanos.

Una vez que culminen las grabaciones de "De vuelta al barrio", la actriz viajará a España para estudiar actuación. (Foto: Isis Mur)
Una vez que culminen las grabaciones de "De vuelta al barrio", la actriz viajará a España para estudiar actuación. (Foto: Isis Mur) / isismur

- ¿Cómo es Marita, tu personaje?

A diferencia del personaje de Gianella que es muy cuadriculado, el mío es como muy flexible, abierto, por ratos desbordado, muy particular. Marita es una chica genuina, tierna, sensible, que no pudo gozar del sueño de tener una familia, pues fue el fruto de una historia que tuvo su papá fuera del matrimonio. Por eso tiene terror a que la dejen, salta de un lugar a otro, nunca termina las cosas y no se atreve porque no se siente capaz. De hecho he sido la inspiración de mi propio personaje.

- ¿Qué tiene Marita de ti?

La ternura, la sensibilidad e inseguridad y esa coraza que a veces utilizo para disfrazar mis dolores por sonrisas. A ella le encanta ver a la gente feliz, cocina delicioso, quiere que las personas se sientan bien y en ese proceso se olvida de ella misma. Yo tengo un poco de eso, aunque actualmente trato de dedicarme más a mí, de no disfrazar mucho, ahora verbalizo más, pido ayuda. Sigo trabajando cosas en mí para seguir contándole a las personas, a las que dijeron que no se puede, que sí se puede. Para mí es mucho lo que comparto hoy con esta película.

- ¿Sigues trabajando cosas en ti? ¿A qué cosas te refieres?

Si bien mi talento y disciplina me han abierto puertas, al principio, cuando era adolescente, fue difícil. Muchas veces dejaba de almorzar porque no tenía dinero, iba a los cásting con la ropa que me prestaba mi mejor amiga, me pasaban muchas cosas que me generaban dudas, pensaba que no la iba a hacer. Pero me atreví, seguí, y logré ser más grande que esas cosas.

- ¿Es verdad que de niña, cuando empezaste a actuar, sufriste de acoso sexual?

En ese tiempo no existía la palabra acoso. Cada vez que me metían la mano en el micro o me tocaban el seno, me culpaba de ser grande, caderona, llamativa..., deseaba ser flaquita. Tenía miedo, pero decidí callar por temor a que mis padres me prohíban ir al teatro. Y esas son heridas que quedan y deben contarse porque nosotras no somos culpables de nada.

-¿Lograste sanar esas heridas?

Lo sigo haciendo porque, además, cuando las recuerdo, duelen. Una terapeuta me dijo un día, que uno de mis más grandes dones será ayudar a través de mis heridas. En ese momento no lo entendí, pero a medida que pasa el tiempo, entiendo más.

-¿Por eso siempre hablas de los cuerpos y de romper los estereotipos?

Así es, pues nos hicieron sentir culpables por ser grandes, por ocupar un espacio, una silla. Lo sentí en gran magnitud cuando me desbordé y llegué a pesar 118 kilos, fue como que mi cuerpo se reveló ante todas esas cosas. Me sentía culpable de caminar por la calle y que me digan alguna cosa que me ofenda. Por eso me emociona saber que se está abriendo esta puerta donde yo estoy detrás.

- ¿En algún momento evaluaste la posibilidad de alejarte de la actuación?

Este medio es hermoso, pero también es agresivo. A veces pensaba que el ritmo me sobrepasaba y quería una vida con menos exposición, sin tanta exigencia. Pero hubo gente, como Efraín Aguilar (productor de “Al fondo hay sitio”, que me conoce desde chiquita, que me ayudaron a mirar mi grandeza, a no declinar, y poder decir, actualmente, que he producido una película en la que también actúo. Qué bueno que no le di protagonismo a esa voz pesimista que me dijo que no iba a poder.

Magdyel Ugaz incursiona en la producción de largometrajes con "Medias hermanas". (Foto: Isis Mur)
Magdyel Ugaz incursiona en la producción de largometrajes con "Medias hermanas". (Foto: Isis Mur) / isismur

-¿Piensas seguir produciendo ficción?

Amo la actuación, pero también me encanta este espacio que me estoy abriendo porque puede ser un camino importante para seguir contando estas historias que siento que son necesarias verlas en la pantalla grande para que muchas mujeres que no se han atrevido, puedan atreverse. Sé que me falta mucho por aprender, pero también sé que soy capaz. A fin de año viajaré a España para estudiar actuación durante dos meses. Quiero salir de mi comodidad y seguir sorprendiéndome con esta carrera.

“Al fondo hay sitio”

- ¿Vas a estar en la novena temporada de “Al fondo hay sitio”?

No he recibido ninguna propuesta formal del canal, sé que hay interés de hacer algo el próximo año, pero no me han dicho nada.

Magdyel Ugaz como Teresa Collazos en la recordada teleserie "Al fondo hay sitio". (Foto: Alessandro Currarino)
Magdyel Ugaz como Teresa Collazos en la recordada teleserie "Al fondo hay sitio". (Foto: Alessandro Currarino) / ALESSANDRO CURRARINO

- ¿De concretarse este proyecto, cómo te gustaría que retorne ‘Teresita’?

Ella quería ser modelo y para el momento que vivía el país era jalado de los pelos pensar que una mujer con el cuerpo de la ‘Tere’ sea modelo. Me gustaría saber qué pasó, si logró ser modelo, si ahora tiene su agencia de modelos, si ahora anda empoderado a las chicas. Creo que la Teresita no se quedó de brazos cruzados, creo que algo hizo.

- ¿Es verdad que la Tere es todo lo que quisiste ser?

Así es, porque hablábamos de Marita y te hablaba de cómo nos acercamos desde la ternura, la ingenuidad, la inseguridad. La Tere me hacía mirar todo eso mientras hacía la película: me motivaba, me levantaba el ánimo, no me dejaba caer. Tiene una personalidad increíble. Es un personaje muy rico, le tengo un inmenso cariño.

VIDEO RECOMENDADO

Magdyel Ugaz y Almendra Gomelsky hablan por el Día Internacional contra la Violencia de Género
Magdyel Ugaz y Almendra Gomelsky hablan por el Día Internacional contra la Violencia de Género

TAMBIÉN PUEDES LEER



Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más