Ignacio Fernández

Medidas estrictas como la cuarentena en la ciudad de Wuhan, epicentro del brote del , el cierre de fronteras, la cancelación de vuelos internacionales y los controles sanitarios extremos han hecho que China empiece a ganarle terreno a la pandemia.

Testigo de ello es la estudiante peruana Mary Huaitalla Núñez, quien cursa en una maestría de Relaciones Públicas en la University of International Business and Economics de Beijing. Contactada por El Comercio, sostiene que la situación ha mejorado, pero aclara que las medidas de prevención continúan activas.

La situación ha mejorado. Las medidas de restricción de inamovilidad todavía existen. Las medidas han sido extremas […] Los estudiantes venimos acatándolas. Los alumnos que normalmente pueden comprar en los mercados dentro de las universidades lo están haciendo. Nadie puede entrar y nadie puede salir de las universidades”, cuenta Huaitalla.

Este miércoles en China, donde se anunció el brote a fines del mes de diciembre, se habían alcanzado en total 80.778 casos de coronavirus, con 3.158 decesos. Sin embargo, entre el martes y miércoles se habían contabilizado solo 24 casos nuevos y 22 muertes, según un balance con fuentes oficiales de la agencia AFP. Mientras que la Organización Mundial de la Salud (OMS) declaró al COVID-19 como pandemia global.

Países y territorios con casos confirmados del nuevo coronavirus, al 11 de marzo a las 09:00H (GMT). (AFP).
Países y territorios con casos confirmados del nuevo coronavirus, al 11 de marzo a las 09:00H (GMT). (AFP).

— ¿Cómo has vivido esta experiencia de cumplir medidas estrictas para evitar la propagación del virus?

Actualmente vivo fuera de la universidad. Pero las medidas siguen siendo las mismas porque en mi complejo todos estamos registrados en un padrón y tenemos una tarjeta. Nadie puede entrar a tu habitación y solamente puedes salir una vez a la semana para abastecerte.

Los ciudadanos chinos se ponen de acuerdo y tienen como un sistema de emergencias. Ellos establecen sus horarios de seguridad y sus rutinas para que controlen a la gente que tiene que entrar y salir. Eso es en la capital.

Nos toman la temperatura al entrar y nos la vuelven a tomar al salir. Y, obviamente, para caminar debes tener tus máscaras y tus guantes.

— ¿Cómo están las calles de Beijing?

Justo hoy salí a abastecerme. En estos momentos ya hay un movimiento económico. He visto que los restaurantes ya están abiertos en gran parte. Te digo que es una diferencia a lo que eran las primeras cuatro semanas de esta restricción porque todo estaba totalmente cerrado.

El presidente Xi visitó Wuhan, que es el centro de la epidemia, y después de eso salió un pronunciamiento muy positivo animando a que la gente consuma. Durante todas estas semanas la economía ha estado totalmente paralizada. Todo estaba cerrado, todo era inaccesible, todos los bancos, te puedes imaginar. Era una ciudad fantasma.

— ¿Cómo lucen los supermercados en Beijing?

Hoy estuve en los supermercados y había mucha gente. Todo estaba en un movimiento alentador. Creo que a todos nos ha afectado esto no solo económicamente o a los estudios, sino de una manera emocional porque hemos tenido que acatar unas medidas que eran las mejores y por eso ahora se están viendo los resultados.

Pero también tiene que ver mucho con la cultura y la política de este país. Los extranjeros, que somos el porcentaje menor, hemos tenido que acatarlas y estamos muy tranquilos de que ya se haya controlado la expansión de esta epidemia y ahora simplemente se está enfocando a la atención de los que están infectados. Y los pequeños índices de algunos pacientes que aún siguen infectándose en otras ciudades y provincias que están lejos de Wuhan.

La estudiante Mary Huaitalla Núñez, natural de Jauja, se encuentra fuera del Perú desde agosto del 2017.
La estudiante Mary Huaitalla Núñez, natural de Jauja, se encuentra fuera del Perú desde agosto del 2017.

— Al pronunciarse de manera positiva el presidente Xi Jinping, ¿cuál ha sido la reacción de los chinos?

Todos siguen usando las medidas de protección porque no se ha pedido que se dejen de usar. Todos tienes que seguir usando las mascarillas, algunos usan lentes porque la transmisión también es por los ojos, están usando los guantes. Creo que para todos el discurso alentador del presidente Xi nos está ayudando de una manera emocional, económica y, como te digo, cultural para ellos.

Los ciudadanos chinos tienen un enfoque más cerrado y no tienen esa libertad para poder interpretar más allá de lo que deseen hacer.

La provincia de Hubei, que concentra la mayoría de casos de nuevo coronavirus en todo el mundo, anunció el martes el levantamiento de parte de las restricciones para que las personas sanas puedan desplazarse. (AFP).
La provincia de Hubei, que concentra la mayoría de casos de nuevo coronavirus en todo el mundo, anunció el martes el levantamiento de parte de las restricciones para que las personas sanas puedan desplazarse. (AFP). / STR

— ¿Qué información han recibido de los estudiantes peruanos en Wuhan, centro del brote de la epidemia?

He podido conversar con ellos y están bien. Como te dije, yo no solamente respeto la decisión que tomaron, sino que es para aplaudir la responsabilidad que asumieron al quedarse hasta que pase la epidemia. Era mucho riesgo. Los compañeros estudiantes han tenido una decisión muy responsable.

— Entonces, ¿podríamos decir que la situación está tranquila y calma luego del brote y la preocupación?

Sí, está tranquilo. Yo creo que estamos superando esta tensión que estábamos viviendo. No vamos a bajar la guardia porque no tenemos esa autorización para salir, tenemos autorización para consumir por Internet, pero siento que estamos mejorando.

___________________

¿Qué es el coronavirus?

De acuerdo a la Organización Mundial de la Salud (OMS), los coronavirus son una amplia familia de virus que pueden causar diferentes afecciones, desde el resfriado común hasta enfermedades más graves, como el síndrome respiratorio de Oriente Medio (MERS-CoV) y el síndrome respiratorio agudo severo (SRAS-CoV).

El coronavirus descubierto recientemente causa la enfermedad infecciosa por coronavirus COVID-19. Ambos fueron detectados luego del brote que se dio en Wuhan (China) en diciembre de 2019.

El cansancio, la fiebre y la tos seca son los síntomas más comunes de la COVID-19; sin embargo, algunos pacientes pueden presentar congestión nasal, dolores, rinorrea, dolor de garganta o diarrea.

Aunque la mayoría de los pacientes (alrededor del 80%) se recupera de la enfermedad sin necesidad de realizar ningún tratamiento especial, alrededor de una de cada seis personas que contraen la COVID-19 desarrolla una afección grave y presenta dificultad para respirar.

Para protegerse y evitar la propagación de la enfermedad, la OMS recomienda lavarse las manos con agua y jabón o utilizando un desinfectante a base de alcohol que mata los virus que pueden haber en las manos. Además, se debe mantener una distancia mínima de un metro frente a cualquier persona que estornude o tose, pues si se está demasiado cerca, se puede respirar las gotículas que albergan el virus de la COVID-19.

VIDEO RECOMENDADO

El Coronavirus es una "pandemia global", así declaró la OMS

TE PUEDE INTERESAR