Las enfermeras protestaron en Jesús María frente al Minsa.
Las enfermeras protestaron en Jesús María frente al Minsa.
Redacción EC

Representantes de la Federación de Enfermeras del Ministerio de Salud (Minsa) y de la Federación de Obstetras continúan en
huelga indefinida.

Tras siete días de paro, ambos gremios encabezaron ayer una protesta en los exteriores del Minsa en demanda por mejores salarios y una mayor inversión pública en el sector.

La medida de fuerza persiste incluso después de una reunión sostenida el pasado jueves entre la ministra del sector, Patricia García, y los miembros de ambos gremios.

Zoila Cotrina, representante de las enfermeras, señaló que no han llegado a un acuerdo con el ministerio y esperan que dicha entidad
responda a la contrapropuesta planteada por el sindicato tras la reunión del jueves. De no tener una respuesta positiva, señalan
que podrían radicalizar las marchas al interior del país.

Según el Minsa, en Lima Metropolitana la medida es acatada
por el 2% del personal.

Cotrina también calificó la oferta hecha por el ministerio como “declarativa” y que “no establece montos ni tiempos” para sus principales reclamos.

Pese a este hecho, anunció que mantendrán las mesas de diálogo que sostienen con el Minsa con la intermediación del Ministerio de Trabajo.

—Sin acuerdos—
En tanto, representantes de las obstetras también señalaron que las propuestas del Minsa no son lo suficientemente explícitas para llegar
a un acuerdo.

Entre los principales reclamos de ambos gremios figuran la reforma de la escala salarial en el sector salud, mayores plazas para contratación de profesionales, el nombramiento de los contratados,
así como un mejor ambiente laboral.

Fuentes del Minsa señalaron a El Comercio que aún no se llega a una propuesta definitiva en relación a las peticiones de enfermeras
y obstetras, por lo que las reuniones continuarán en los próximos días.

MÁS DE PERÚ