En Surco fue detenido Juan Carlos Silva Dávila, quien fuera hombre de confianza de César Villanueva y presidente del comité de licitación del Proyecto Especial Huallaga Central y Bajo Mayo (PEHCBM). (Foto: Alessandro Currarino)
En Surco fue detenido Juan Carlos Silva Dávila, quien fuera hombre de confianza de César Villanueva y presidente del comité de licitación del Proyecto Especial Huallaga Central y Bajo Mayo (PEHCBM). (Foto: Alessandro Currarino)
Graciela Villasís Rojas

El fiscal , miembro del equipo especial Lava Jato, programó para las 6 de la mañana de ayer cuatro operativos en simultáneo en Lima y en la región San Martín vinculados a la investigación que le sigue al ex primer ministro por hechos ocurridos durante su gestión como gobernador y por la construcción de siete hospitales valorizados en S/398′309.026.

Como resultado de uno de ellos, en Surco fue detenido Juan Carlos Silva Dávila, quien fuera hombre de confianza de Villanueva y presidente del comité de licitación del Proyecto Especial Huallaga Central y Bajo Mayo (PEHCBM). El exfuncionario, según testigos, habría recibido coimas por S/5′400.000 más un departamento valorizado en S/871.000 de las empresas Construcción y Administración S.A. (CASA) y Chung &Tong Ingenieros (C&T) a cambio de la adjudicación para construir seis hospitales en distintas provincias de San Martín.

En el inmueble que ocupaba Dávila, la fiscalía encontró un estado de cuenta de ahorros del Banco de la Nación perteneciente a Villanueva, del 24 de octubre del 2016, cuyo saldo inicial figuraba con S/124.310. El documento fue emitido por una agencia ubicada en Surco.

En el inmueble que ocupaba Dávila, la fiscalía encontró un estado de cuenta de ahorros del Banco de la Nación perteneciente a Villanueva, del 24 de octubre del 2016, cuyo saldo inicial figuraba con S/124.310.
En el inmueble que ocupaba Dávila, la fiscalía encontró un estado de cuenta de ahorros del Banco de la Nación perteneciente a Villanueva, del 24 de octubre del 2016, cuyo saldo inicial figuraba con S/124.310.

El Comercio accedió al requerimiento fiscal que recoge las declaraciones de los aspirantes a colaboradores eficaces, así como la documentación en la que se detallan las entregas del dinero.

El primer soborno

El 5 de diciembre del 2012, el PEHCBM otorgó la buena pro de la supervisión del “mejoramiento de servicios del Hospital II–2 de Tarapoto” al Consorcio Supervisor Tarapoto, integrado por las empresas Acruta & Tapia Ingenieros S.A.C. y C&T por un monto de S/5′604.423,95.

Poco antes de esta licitación, en octubre, Julio Chung Ríos, representante de ese consorcio, se reunió con Silva en casa de este último en Tarapoto, según indicó el aspirante N° 01-2020. En ese encuentro, “Chung Ríos se comprometió a cumplir el requerimiento de Silva, de un pago de S/474.971 […] una vez que el “consorcio endonde participaría Chung &Tong hiciera efectivo el cobro del adelanto directo del referido servicio”, precisó.

En marzo del 2013, C&T hizo la entrega “en efectivo en la vivienda” de Silva ubicada en Surco y “de este acuerdo de concertación tenía pleno conocimiento Elías Tapia, representante de la supervisora Acruta & Tapia Ingenieros”, confesaron los testigos N° 11-2019, 01 y 02-2020, respectivamente.

El fiscal Germán Juárez Atoche encabezó operativo simultáneo. (Foto: Alessandro Currarino / GEC)
El fiscal Germán Juárez Atoche encabezó operativo simultáneo. (Foto: Alessandro Currarino / GEC)
Operativo fiscal en la vivienda vinculada al exfuncionario Juan Carlos Silva, detenido esta mañana (Foto: Hugo Anteparra, colaborador en Tarapoto)
Operativo fiscal en la vivienda vinculada al exfuncionario Juan Carlos Silva, detenido esta mañana (Foto: Hugo Anteparra, colaborador en Tarapoto)

Los otros hospitales

En el 2013, se convocaron otros dos grandes procesos de licitación tres semanas antes de que Villanueva asumiera el cargo de primer ministro en el gobierno de Ollanta Humala.

En la primera licitación se incluyeron cinco obras: el mejoramiento de los centros de salud en Picota, Saposoa, San José de Sisa y en los hospitales de Tocache y Bellavista. La obra se adjudicó por S/18 millones más de lo que se había presupuestado, . Los ganadores fueron C&T, Sainc Ingenieros Constructores (SIC) y CASA.

Silva Dávila también fue presidente del comité de esta millonaria licitación. Según las declaraciones, C&T le entregó en sobornos un total de S/1′565.177 entre noviembre del 2013 y diciembre del 2016, más un departamento en Surco –ubicado en Calle Monte de Oro 105, urbanización Valle Hermoso– valorizado en S/871.000. Precisamente ayer la policía detuvo en este inmueble al exfuncionario.

Según los aspirantes a colaboradores eficaces, “Chung y Tong acuerdan con Silva que pasado un tiempo prudencial se haría la transferencia al nombre de la persona que Silva designe como propietario”. Sin embargo, dicha transferencia no se llegó a concretar. La fiscalía halló que el inmueble figura a nombre de la compañía, pero Silva aparece pagando el mantenimiento a la empresa Peruwask, encargada de la administración del edificio.

Silva –de acuerdo con los aspirantes– en muchas de estas ocasiones le indicaba a Julio Chung y a Marco Tong Pizango “que el dinero tenía que repartirlo, mencionando en varias ocasiones manifestaciones verbales [como] ‘el hombre está que me presiona’, en el entendido que se refería a Villanueva”. “Silva era muy exigente con los pagos”, añadieron.

El 23 de octubre del 2013 se adjudicó el mejoramiento del hospital de Rioja y del centro de salud Jerillo, en Moyobamba. Por la obra se desembolsaron S/4′905.715 más del valor referencial. Todo fue ocho días antes de que Villanueva jurara como primer ministro del gobierno de Ollanta Humala.

La buena pro de la obra en Jerillo la ganaron CASA, C&T y SIC. Según los testigos, CASA le entregó sobornos a Silva por US$1′129.521, de los cuales US$293.207 correspondieron al pago por las obras en Sisa, Saposoa y Jerillo y US$836.314 por el hospital de Tocache.

Los mismos testigos afirman que C&T entregó S/133.000 a Víctor Noriega Reátegui, el sucesor de Villanueva en el Gobierno Regional de San Martín, “para que viabilice y apruebe la firma de la adenda y se reconozca el mayor presupuesto” en la obra en Jerillo.

Réplicas y silencios por reserva fiscal

Eduardo Roy Gates, abogado del gerente general de CASA, Jaime Sánchez Bernales, respondió a El Comercio que por tratarse de un proceso reservado que se encuentra en la fiscalía no podía pronunciarse sobre su patrocinado.

Este Diario se comunicó con el abogado de la empresa Chung&Tong, Jonathan Correa Arias, pero hasta el cierre de esa edición no respondió. También se buscó el descargo de la empresa Acruta & Tapia, y tampoco se obtuvo respuesta al e-mail enviado.

En tanto, Víctor Noriega negó que haya recibido un soborno de S/133 mil de la empresa C&T. “Sí conozco a los señores Julio Chung y Marco Tong, los habré visto en reuniones porque he sido gobernador de San Martín, pero que yo haya recibido dinero de ninguna manera”, remarcó.

El Comercio intentó buscar el descargo de César Villanueva a través de su abogado Jaime Bustamante. No atendió las llamadas ni los mensajes.

Uno de los operativos se realizó en Surco (Foto: Alessando Currarino)
Uno de los operativos se realizó en Surco (Foto: Alessando Currarino)
Uno de los operativos se realizó en Surco (Foto: Alessando Currarino)
Uno de los operativos se realizó en Surco (Foto: Alessando Currarino)

Datos

En el 2008, Silva se desempeñó como asesor jurídico del gobierno regional de San Martín cuando Odebrecht se adjudicó la carretera San José de Sisa, obra en la que la constructora brasileña ha reconocido haber pagado sobornos por US$320 mil.

El fiscal Juárez abrió investigación preliminar contra Villanueva, Silva Dávila, los empresarios Luis Carrasco Palomo y Jaime Sánchez Bernal de CASA; Julio Chung Ríos y Marco Tong Pizango de C&T; Elías Tapia Julca, de Acruta Tapia Ingenieros S.A.C., así como a Víctor Noriega, sucesor de Villanueva en el gobierno regional.

VIDEO RECOMENDADO

Premier Martos viaja a Puno para supervisar Operación Tayta 15/08/2020