Bruno Ortiz Bisso

Periodista de Ciencia y Tecnología

bruno.ortiz@comercio.com.pe

Tiene 69 años, tiene muchas posibilidades de ser nuevamente congresista y celebró en un video viral en donde aparece, junto a un grupo de jóvenes aficionados a los videojuegos, bailando el popular tema “Tusa”. Su nombre es y desde hace cuatro años su estrategia es prestarle atención a un grupo que es invisible para la clase política peruana: los ‘gamers’ o aficionados a los videojuegos. Para esa comunidad, él es el Tío Virgilio.

Luego de terminar su mandato como congresista por la Región Lambayeque, fue noticia a finales del 2016 cuando anunció su apoyo al equipo de esports peruano Infamous Gaming, al adquirir acciones de esta agrupación profesional. Fue reconocido por varias publicaciones especializadas como el primer político en apostar por los videojuegos en el país.

Fotos: Facebook Infamous Gaming
Fotos: Facebook Infamous Gaming
Foto: Facebook Infamous Gaming
Foto: Facebook Infamous Gaming

Si bien en sus primeras presentaciones en medios de comunicación dejaba en evidencia su aún poco conocimiento del tema, con el paso de los años se ha ido familiarizando más, lo cual le ha permitido –de alguna u otra forma- que ya sea considerado parte de esta comunidad.

Era inevitable que empezara como un meme. Muchos lo usaban a manera de burla. Sin embargo, se fue convirtiendo en un personaje de la comunidad”, indica Alberto Siccha, experto en videojuegos de Depor.pe. “Aliarse con influenciadores en el tema de videojuegos fue una buena movida, ya que muchos de estos chicos hacen ‘streams’ (transmisiones en línea) en Facebook, donde en menos de una hora tienen en ocasiones a más de 1.000 personas viéndolos jugar en vivo”, explica por su parte Javier Martínez Salazar, especialista en esports de Surtido.pe.

Sicchia recuerda que Acuña Peralta luego ha empezado también a hacer sus propias transmisiones, “aunque más que partidas en línea –pues como no es tan hábil para los videojuegos- ha hecho entrevistas a personajes reconocibles de la escena ‘gamer’ local”, agrega Siccha.

PRESENCIA EN REDES

Aunque ‘El Tío Virgilio’ ha mostrado su cercanía con las comunidades de jugadores de Dota 2 (juego de estrategia de acción en tiempo real, que enfrenta a dos equipos de cinco integrantes), también ha sabido integrarse con los grupos de jugadores de Fortnite (videojuego en línea masivo en donde gana el último jugador que queda vivo), League of Legends (similar al Dota 2), entre otros.

Del mismo modo, ha sabido elegir bien las redes sociales a las que más provecho les puede sacar. Si bien tiene cuentas en Twitter e Instagram, la cantidad de seguidores en estas (7.529 en la primera y 3.973 en la segunda) no se comparan con las cifras que maneja en su fan page de Facebook El Tío Virgilio: 76.781 Me gusta y 79.462 seguidores. Y es que la red de Mark Zuckerberg es una de las que más se están usando para las transmisiones ‘gamers’.

Facebook es la red social elegida por Virgilio Acuña Peralta para su acercamiento a la comunidad gamer peruana.
Facebook es la red social elegida por Virgilio Acuña Peralta para su acercamiento a la comunidad gamer peruana.

“Una de las características de es que es muy activo en redes sociales, sobre todo en Facebook. Se han conseguido un community manager muy inteligente que les ha permitido crear una buena comunidad de seguidores”, opina Alberto Siccha.

¿Pero realmente Acuña Peralta ha podido aprovechar esta conexión con el mundo ‘gamer’ en estas elecciones?

Para Martínez la estrategia del Tío Virgilio ha sido inteligente, pues se trata de un nuevo nicho de votantes que también quisieron ser captados antes, pero con poco éxito por candidatos del Apra y Peruanos Por el Kambio. “Lo de Acuña es un trabajo desde hace tiempo y en donde han elegido bien a cuál comunidad captar: la de Dota 2. Recordemos que más de 2 millones de peruanos están conectados jugando el juego del desarrollador del juego, Valve, que en su mayoría son adolescentes”, indica.

No creo que haya tenido un apoyo arrollador por parte de la comunidad, pero varios sí deben haber votado por él. Eso sí, algunos de manera seria y otros siguiendo la broma de los memes”, considera Siccha Arancibia.

APOYO REAL

¿Pero esta comunidad ‘gamer’ podría convertirse a futuro en un puntal para próximas aspiraciones políticas de Acuña? Aquí la clave no solo es que sientan que las autoridades por fin los están tomando en cuenta, sino que haya acciones evidentes.

“Durante su campaña, Acuña ha hecho hincapié en su proyecto de ley ‘gamer’ o para sports. Aunque es un ofrecimiento interesante, por un lado habla del impulso a la industria del desarrollo de videojuegos y por el otro del apoyo a la profesionalización de los esports. Si bien son parte de la misma actividad, es un poco confuso cómo se les quiere relacionar”, reflexiona Siccha.

“Es un ofrecimiento enredado y en realidad se necesitan leyes distintas para el mejor desarrollo de cada una de ellas. Los esports tienen varias aristas y hay que ver cómo esa propuesta de ley las beneficiaría, así como saber si en el equipo de Acuña hay gente que sepa del tema antes de ser presentada”, dice Martínez Salazar.

No obstante, Alberto Siccha considera que si realmente prospera esta propuesta y se promulga una buena ley, sumado a un buen trabajo congresal, los integrantes de la comunidad que esta vez votaron por Virgilio Acuña podrían convertirse en sus mejores aliados para hacer eco de sus propuestas y empezar a conseguir un mayor apoyo.