Elizabeth Miñano

Llega la Navidad y, con ella, un evento que reunirá a familias enteras con un mismo objetivo: hacer deporte juntos y compartir el espíritu de estas fiestas. Se trata de La Vuelta a San Isidro 8k, organizada por Perú Runners, una carrera que, a diferencia de gran parte del del año, tiene una modalidad competitiva y otra recreativa.

La tradicional carrera es considerada por la comunidad runner como un cierre de año, expresa Alejandra Rodríguez Larrain, atleta y gerente general de Perú Runners. Este 2019 se celebra su vigésimo primera edición, lo que sin duda demuestra el éxito del evento. “Esta carrera representa el espíritu runner, debido a la unión, el compañerismo, la familia y todo el ambiente festivo que se puede presenciar”, afirma.

En la edición anterior participaron más de 3.800 runners.
En la edición anterior participaron más de 3.800 runners.

La Vuelta a San Isidro 8k se llevará a cabo el 22 de diciembre y tendrá como punto de partida la Explanada del Hotel Country Club. La ruta tendrá dos puntos de : uno en la partida y otro en la llegada. Las inscripciones están abiertas hasta el lunes 16. Hasta el momento se han inscrito más tres mil runners, pero se espera llegar a los cuatro mil.

Los pequeños runners

Como era de esperarse, los niños también serán parte de La Vuelta a San Isidro. Para ellos se crearon cuatro categorías, en las que los inscritos deberán correr distancias cortas junto a sus padres: 1 a 3 años (75 m), 4 a 6 años (150 m), 7 a 9 años (300 m) y 10 a 12 años (600 m). En el caso de los adolescentes de 13 a 17 años, deberán contar con la autorización de sus padres para participar de la modalidad competitiva (8k).

De esta manera, ofreciendo una jornada llena de buena , los organizadores buscan fortalecer la unión familiar y promover el deporte desde temprana edad.

Esta carrera no solo busca el bienestar físico, también pasar un momento en familia
Esta carrera no solo busca el bienestar físico, también pasar un momento en familia

Una presencia destacada

Vladimir Figari, campeón nacional de triatlón a larga distancia y asiduo participante del evento, señala que disfruta la presencia del espíritu navideño y familiar que caracterizan a La Vuelta a San Isidro 8k. “Como siempre, espero una excelente organización, ya que para la mayoría de runners es como un cierre de año antes de comenzar la próxima temporada”, dice Figari, quien ha estado presente en las últimas seis ediciones.

El triatlonista nacional recalca que es importante llegar con anticipación para calentar adecuadamente. Pese a que los niños recorren distancias más cortas y tienen extremidades más flexibles, Figari advierte que, cualquiera sea la edad, “el no se debe pasar por alto”.

La edición 2018 consagró como ganadores a Sunilda Lozano en la categoría Damas y a Joseph Aime en Varones.
La edición 2018 consagró como ganadores a Sunilda Lozano en la categoría Damas y a Joseph Aime en Varones.

El destacado atleta es uno de los tantos runners que disfrutará de la carrera junto a su familia. “Probablemente vaya con mis tres hijas. La mayor, de 12 años, ya está en el límite de la categoría infantil y el próximo año, si gusta, competirá en el 8k”, comenta.


No te pierdas

No te pierdas