El balón por encima del travesaño, una imagen que nadie quería ver. (Foto: Giancarlo Ávila / GEC)
El balón por encima del travesaño, una imagen que nadie quería ver. (Foto: Giancarlo Ávila / GEC)

Dentro del campo de juego, son los que tienen a los jugadores más cerca. Pero disfrutar del encuentro no pasa por festejar los goles, sino seguir las jugadas desde el lente de su cámara y registrar todo lo que suceda. Deporte Total recogió el testimonio de cinco fotógrafos que esa tarde, del Perú-Dinamarca, estuvieron en el campo y nos cuentan lo que significó para ellos el penal fallado por Christian Cueva. Ellos, como todo el país, aguardaban por una celebración, pero sus lentes captaron un lamento que todavía sigue doliendo.

MIRA: Copa América 2019: El equipo de Perú que debutó en el certamen contra Venezuela | FOTOS


Daniel Apuy

Fotógrafo - Grupo El Comercio

Lleva siguiendo los partidos de la selección por mucho tiempo y el Mundial Rusia 2018 no podía ser la excepción. Encargado de nutrir los archivos del Grupo El Comercio, su tarea pasa por tomar las fotos y enviarlas de inmediato para ser usadas en la web y seleccionadas para las ediciones impresas.

“Estaba en la esquina de occidente. Normalmente lo que yo busco es el momento en el que el jugador está pegándole al balón. Muy pocas veces tomo el ingreso del balón al arco porque hay jugadores que en el momento que anotan tienen una expresión muy fuerte, ya sea para el festejo o el lamento. Yo esperaba que marque el gol y salga al festejo. Vi cuando pateó, vi que la pelota se fue, pero no me di cuenta si se fue afuera. Con su gesto de agarrarse la cara, me doy cuenta que no había anotado. Cuando la jugada pasó empecé a marcar una secuencia de 12 fotos que mandé al servidor. En ese momento vas buscando una foto para un resultado negativo".

(Foto: Daniel Apuy / GEC)
(Foto: Daniel Apuy / GEC)

“El momento no te da tiempo a tener una sensación negativa, porque el arquero cogió la pelota y sacó. El partido continuó. Ya después, con la jugada lejos, me sentí recontra mal, aunque al que más reclamé fue al juez de línea que se metió en mi toma”.

(Foto: Daniel Apuy / GEC))
(Foto: Daniel Apuy / GEC))

Raúl Sifuentes

Fotógrafo FPF

Él, que convive con los jugadores por su trabajo en la Federación, no esperaba tener entre sus archivos un lamento de esa jugada. Como fotógrafo de la selección peruana, esperaba una celebración histórica, pero su secuencia acabó con ese disparo de Cueva hacia las nubes y un lamento mirando al cielo.

“Yo estaba detrás de la línea de meta, más pegado al córner. Por el plano, tengo a Cueva y me centro en el remate y en la posterior reacción que todos esperábamos, en un festejo. Estaba enfocado en Cueva. Lo único que esperaba era la celebración y estaba preparado con otra cámara por si el jugador se acercaba a mí. Nunca pensé que lo podía fallar. Fue sorprendente. Luego fue un lamento mirando al cielo. Si no me equivoco, la jugada se reinicia rápido y no fue una secuencia larga”.

(Foto: Cortesía Raúl Sifuentes / FPF)
(Foto: Cortesía Raúl Sifuentes / FPF)

“En ese momento no pensé que Cueva iba a fallar porque en los entrenamientos se practicó mucho y Cueva había anotado ante Argentina y Ecuador. No se me pasó por la cabeza que lo pudiera fallar. Luego hubo un lamento posterior con la pregunta '¿qué hizo?”.

(Foto: Cortesía Raúl Sifuentes / FPF)
(Foto: Cortesía Raúl Sifuentes / FPF)

Giancarlo Ávila

Fotógrafo - Grupo El Comercio

Desde el arco norte, Gian, veía a lo lejos el ataque peruano. Cargado con un teleobjetivo, podía seguir las jugadas. Así, vio el penal y sabía que desde su punto iba a tener el panorama de la definición. Lamentablemente para todos los peruanos, en su foto se ve el balón yéndose a las tribunas.

“Cada vez que Cueva se acercaba a la pelota, mis latidos se hacían más fuertes. Yo estaba del otro lado del campo, porque habían otros fotógrafos del grupo que estaban en el ataque peruano. Por la distancia del lente, enmarcaba todo el arco. Tenía a Cueva en primer plano y al arquero atrás. Yo iba a tener la foto de la pelota entrando cual sea el ángulo porque tenía todo el marco del arco, lo que no iba a tener era la celebración porque iba a irse a una de las esquinas. La pelota se fue para arriba y yo seguí a Cueva”.

(Foto: Giancarlo Ávila / GEC)
(Foto: Giancarlo Ávila / GEC)

“'La mete', dije yo cuando vi a Cueva. Pero... Dolió. Sentí un estrujo en el corazón. Después del partido recién vi el partido otra vez en el tren de regreso a Moscú. Así es el fútbol, una cosa es que estés haciendo fotos y otra jugando, por eso no me molesté con Cueva por el penal errado”.

(Foto: Giancarlo Ávila / GEC)
(Foto: Giancarlo Ávila / GEC)

Hugo Díaz

Fotógrafo Grupo La República

Con 55 años, el experimentado fotógrafo cumplía el sueño de todos, de acompañar a la selección peruana en un Mundial, aún cuando también había disfrutado de la Bicolor en España 82 siendo joven.

“Yo estaba en la esquina hacia occidente. Nosotros los fotógrafos seguimos la jugada desde el lente de nuestra cámara y vimos el penal. Cuando se cobró, a uno le entra la emoción de poder graficar el primer gol peruano después de tanto tiempo, pero también estaba de por medio el trabajo periodístico. Quise graficar el festejo de Perú, la celebración de Cueva, porque él siempre hace gestos y sale gritando. Me enfoqué en seguirlo a él. No vi el penal, en ese momento no sabes, solo le vi la cara y supe que la falló. No supe si el arquero lo había atajado o la había mandado afuera. Seguí la jugada con Cueva lamentándose y los demás consolándolo”.

(Foto: Cortesía Hugo Díaz / Grupo La República)
(Foto: Cortesía Hugo Díaz / Grupo La República)

“Sentí una desazón. Me quedé con las ganas de ver el primer gol de la vuelta de Perú en los mundiales, algo que recién vimos en el tercer partido. Ya después pude ver el penal en la sala de prensa. Igual fue emocionante porque era ver a la selección en el Mundial, algo que ya es un sueño. Yo tuve la suerte de ver a Perú en España 82, pero ahora estar en un Mundial fue un privilegio”.

(Foto: Cortesía Hugo Díaz / Grupo La República)
(Foto: Cortesía Hugo Díaz / Grupo La República)

Andrés Lino

ITEA Comunicaciones

Desde una pequeña agencia, se arriesgó a ir al Mundial en busca de poder hacer crecer el nombre de su empresa. Sin medios que reproduzcan su trabajo, siempre busca la foto distinta para que así resulten atractivas sus fotografías.

“Yo estaba en la parte lateral del campo. Quería tener la celebración, eso era básico. Pero lo que yo quería era la imagen del gol. Yo me arriesgué y me enfoqué en el arco no el momento del disparo. Mi intención era que se vea que la pelota esté entrando porque sabía que todos los demás fotógrafos iban a enfocar a Cueva. Yo buscaba una foto distinta porque yo intento trabajar fotos que no todos tienen por ser una agencia nueva. Después de eso ya iba a tener la celebración porque esa era la foto, que se complementaba con la pelota entrando. Además, la otra chance que yo tenía desde mi punto era que si Cueva iba al banco a celebrar, podía tener un abrazo con Guerrero o Gareca. Cuando falla, ni si quiera vi que falló, solo escuché a la gente gritar “nooo”.Me enfoco a lo que pasaba en el ángulo de Cueva porque quería ver la frustración. Lo que logré fue la foto del lamento de Cueva con la celebración del arquero detrás”.

“Me chocó, pero el fútbol no es mi deporte favorito. Yo amo el rally y me afectaría más ver a un piloto abandonar un prime. Era mi primer partido de mundial y sí te afecta, pero había que seguir”.

MÁS EN DT

VIDEO RECOMENDADO

Luis Advíncula anotó golazo con Rayo Vallecano tras vuelta al fútbol