Juan  Saldarriaga

El pasado 22 de noviembre el sector eléctrico despertó con el sorprendente anuncio de que Enel había decidido abandonar el Perú. Esto, en momentos en que la empresa de capitales italianos, una de las tres más grandes del país, había empezado la construcción de dos nuevas centrales de energías renovables, con una inversión de US$260 millones.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más