Para el 2021, la AAP estima que las ventas del mercado de vehículos livianos crecerá 25%, pesados 20% y menores (moticicletas y mototaxis) también 20%. (Foto: Freepik)
Para el 2021, la AAP estima que las ventas del mercado de vehículos livianos crecerá 25%, pesados 20% y menores (moticicletas y mototaxis) también 20%. (Foto: Freepik)
Leslie Salas Oblitas

Los efectos de la pandemia se han sentido en todas las industrias y, como bien se sabe, el automotor no ha sido la excepción. No obstante, pese a que el Perú será este 2020 una de las economías de la región con mayor contracción (-11,5 según el BCR), la dinámica de ventas de esta actividad no correrá similar suerte.

Tan así es que, nuestro país figura como el tercer país de Latinoamérica con la menor caída en ventas de vehículos livianos y pesados ante el COVID-19. De enero a octubre se registró un retroceso de 27,2% (con 111.220 unidades) que nos ubica solo por debajo de Uruguay (-19,6%) y Paraguay (-23,5%), revela Alberto Morisaki, gerente de Estudios Económicos de la Asociación Automotriz del Perú -AAP.

Mientras que, Ecuador salta a la palestra como el mercado más impactado, con una contracción de 39,7%; seguido de Colombia (33.3%); Chile (32,8%), Costa Rica (32%); Brasil (30,8%); Argentina 30,5%; México (29,9%) y Honduras (28,6%), detalla.

“De enero a junio las cifras eran otras y arrastrábamos una caída considerable; pero a partir de julio la demanda avanzó a paso ligero en línea con el mayor ritmo de recuperación de la economía; de la reanudación de sectores; de los planes de apoyo del Gobierno (bonos, AFP, CTS, etc.); de las mejores condiciones de financiamiento (créditos vehiculares), entre otros factores que han impactado positivamente en las cifras y que harán que cerremos en una mejor posición este año, con una caída de 25% en vehículos livianos y 20% en pesados”, precisa.

Pese a ello, indica que aún estamos lejos en términos de volumen de nuestros vecinos de Chile, que colocó en el acumulado a octubre 209.480 unidades; Argentina 286.695 unidades y Colombia 139.425 unidades, lo cual también deja entrever el potencial de crecimiento en vista a la baja penetración de autos por persona en el país.

PERSPECTIVAS

Por ello, para el 2021 se estima que el sector automotor volverá a la senda del crecimiento, de la mano con el rebote que experimentará la economía (el mayor de la región, con un incremento del PBI de 11%, según el BCR), la baja penetración y otros estímulos.

Se prevé así un incremento en las ventas de 25% en vehículos livianos, 20% en pesados y 20% en vehículos menores. Este último, incluso, en el 2020 crecerá alrededor de 1,4% por la demanda del comercio electrónico y del delivery. Hasta noviembre registró un descenso de 3,6%, empujado por la línea de trimotos que se desbarrancó en 25,6%, contrariamente a motocicletas que creció 12%, comenta Morisaki, tras participar en el “Encuentro Automotor 2020”, realizado por el 94° aniversario de la AAP.

Estas perspectivas positivas también están aunadas, refiere, a las acciones del MTC que, según informa, está trabajando para tener listo una serie de mejoras a la Ley de Chatarreo, al sistema de revisiones técnicas y avanzar en la implementación de vehículos eléctricos menos contaminantes.

El próximo año la AAP estima que se renovará el parque automotor con aproximadamente 160.000 a 170.000 vehículos ligeros y pesados, cifra muy cercana a la de 2019. En tanto, la venta de vehículos menores debería superar las 330.000 unidades.

SUSCRÍBETE AQUÍ A NUESTRO NEWSLETTER