El frontis de la Southern Baptist Convention, en Nashville. AP
El frontis de la Southern Baptist Convention, en Nashville. AP / Holly Meyer
Agencia EFE

La Convención Bautista del Sur, el mayor credo protestante de , anunció este martes que publicará los nombres de los pastores que supuestamente han cometido , después de la publicación de un informe sobre los intentos del grupo por ocultar estos casos.

Según el informe, cuyos resultados se conocieron el domingo, los líderes de la Iglesia ignoraron e incluso intimidaron a las víctimas de abuso y ocultaron sus denuncias durante al menos dos décadas.

La Convención emitió un comunicado este martes en el que pidió disculpas a las víctimas y prometió publicar la lista de “agresores presuntos y condenados” que, según el informe, los dirigentes de la entidad han mantenido en secreto durante años.

“A los supervivientes: no puedo imaginar el dolor por el que están pasando, y el dolor que han tenido que aguantar durante décadas. Pero les pido que tengan paciencia con nosotros”, dijo el presidente del Comité Ejecutivo de los Bautistas del Sur, Rolland Slade, durante una reunión especial del órgano este martes.

Slade reconoció el historial de encubrimiento de los casos de abuso por parte de la Iglesia, y dio las gracias a todos los que colaboraron con la elaboración del informe, que fue encargado por la propia Convención y llevado a cabo por la empresa Guidepost Solutions.

Los Bautistas del Sur son la mayor rama protestante de Estados Unidos, con casi 15 millones de miembros y más de 47.000 iglesias en todo el país.

La decisión de solicitar un informe a un grupo externo se tomó el pasado verano, durante su convención anual, después de que varios supervivientes de abusos sexuales hayan presionado durante años para que la Iglesia reconozca las malas prácticas.

La investigación cubre las denuncias de niños, niñas y mujeres contra pastores y empleados de las iglesias del grupo desde el año 2000.

Según detalla el informe, un miembro del Comité Ejecutivo mantuvo, durante más de diez años, una lista detallada de religiosos acusados de abuso, a pesar de que la entidad había defendido que no podía recopilar esta información por interferir con la autonomía de las diferentes iglesias.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más