El presidente de , , felicitó hoy a sus compatriotas por la Navidad ortodoxa, la festividad religiosa más importante de este país, tras asistir anoche a la misa del gallo en la iglesia en la que fueron bautizados sus padres.

"Deseo a los cristianos ortodoxos, a todos los ciudadanos que celebran el Nacimiento de Cristo, felicidad, paz y éxitos en sus buenas obras y proyectos", reza la felicitación navideña del jefe del Kremlin.

El presidente de Rusia es un creyente confeso y recordó que los "imperecederos" valores cristianos "juegan un papel crucial en la historia de Rusia y durante siglos han sido los puntales espirituales y morales de la sociedad".

También destacó la contribución de los cristianos rusos en general a la hora de reforzar la institución familiar y mejorar las relaciones entre las distintas confesiones y pueblos de Rusia, donde son oficiales la Ortodoxia, el Isla, el Budismo y el Judaísmo.

Mientras el más importante servicio eclesiástico navideño se celebró anoche en la catedral de Cristo Salvador de Moscú, Vladimir Putin acudió a la misa del gallo en una pequeña iglesia en la región de Tver.

Vladimir Putin confesó hace unos años que fue bautizado a escondidas de su padre, un miembro del Partido Comunista de la Unión Soviética, en la catedral de la Santa Transfiguración de San Petersburgo, ciudad en la que nació en 1952, un año antes de la muerte del dirigente soviético, Iosif Stalin.

Las fiestas navideñas en Rusia arrancan el 1 de enero y terminan el 10, aunque los creyentes aún celebrarán a mediados de enero la Epifanía, en la que se conmemora el bautizo de Jesucristo.

Fuente: EFE

TAGS RELACIONADOS