Imagen referencial del expresidente de Bolivia, Evo Morales. EFE
Imagen referencial del expresidente de Bolivia, Evo Morales. EFE
/ Juan_Ignacio_Roncoroni
Agencia EFE

El expresidente expresó su desacuerdo con la ley sobre el censo que promulgó este viernes el mandatario de , , y le manifestó que será un “error histórico”, además, de que es un “regalo anticipado” de Navidad para los líderes opositores.

“La promulgación de la ley del censo por parte de nuestro hermano presidente @LuchoXBolivia será un error histórico al ser la 1ra vez que un mandatario firma una ley que hace innecesario su propio decreto”, dijo Morales a través de su cuenta de Twitter.

El también líder del gobernante Movimiento al Socialismo (MAS) se preguntó si “¿esta consecuencia habrá sido premeditada por la oposición golpista?”.

Arce promulgó la Ley de Aplicación de los Resultados del Censo de Población y Vivienda en los Ámbitos Financieros y Electoral indicando que no es una norma de la “derecha” y que se logró “derrotar” los planes desestabilizadores que querían “acortar” su mandado, tanto desde la oposición como desde una facción de su propio partido, el MAS.

El presidente, además, hizo referencia a la división interna que existe en el MAS y sostuvo que algunos quieren verlo “fracasar” y que se “esfuerzan” para hacerlo ver como un “traidor” a su partido y que incluso hay listas de “supuestos traidores”.

También señaló que desde las propias filas del MAS algunos coinciden en “acortar” su mandato, pero que él es fiel a sus principios políticos e ideológicos y que su conciencia “no se negocia”.

Morales lamentó que “los asesores de imagen” de Arce “están desactualizados”, ya que a su juicio el pueblo boliviano esperaba un mensaje sobre la determinación de la Corte Internacional de Justicia de La Haya sobre el Silala.

Sin embargo, Arce se pronunció sobre el fallo este jueves en su cuenta de Twitter en la que destacó que la CIJ “ratificó” el derecho de Bolivia sobre esas aguas y el “desmantelamiento” de los canales artificiales.

Morales expresó que la promulgación de la ley del censo es un “regalo anticipado de Navidad” para los expresidentes opositores Jorge Quiroga, Carlos Mesa y el gobernador de Santa Cruz, Luis Fernando Camacho.

La ley, que solamente consta de un artículo, fue aprobada en ambas Cámaras del Parlamento con votos de la oposición y de una parte del MAS, aunque una facción cercana al expresidente boliviano la rechazó.

Un sector afín a Morales analiza presentar un recurso ante el Tribunal Constitucional al considerar que no era necesaria una ley sobre el censo, ya que es una atribución del Ejecutivo.

El Gobierno había fijado inicialmente el censo para noviembre de este año, pero en julio lo postergó para 2024 argumentando “problemas técnicos y la necesidad de “despolitizar” el proceso, lo que provocó la protesta sobre todo en Santa Cruz, que mantuvo un paro por 36 días.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más