Elementos de la Policía Nacional de Ecuador escoltan a Javier Orellana, detenido por estar implicado en el secuestro del ciudadano chileno Luis Toledo en Guayaquil, el 4 de diciembre de 2022. (Marcos PIN / AFP).
Elementos de la Policía Nacional de Ecuador escoltan a Javier Orellana, detenido por estar implicado en el secuestro del ciudadano chileno Luis Toledo en Guayaquil, el 4 de diciembre de 2022. (Marcos PIN / AFP).
Agencia AFP

Luis Toledo, un miembro de la Marina de que permanecía secuestrado en desde el martes y a quien sus captores le amputaron dos dedos de una mano, fue rescatado con vida el domingo, informaron autoridades.

La Policía ecuatoriana “rescató a un ciudadano chileno, por quien solicitaban 100.000 dólares para su liberación”, indicó el Ministerio del Interior en Twitter.

MIRA: Hombres armados irrumpen en un hospital de Ecuador para intentar matar a un adolescente

El chileno Luis Toledo, de 31 años, fue secuestrado en la ciudad costera de Daule (suroeste) tras salir de una vivienda que compartía con su pareja ecuatoriana María Guartatanga, de 30 años, de acuerdo con la Policía.

Toledo “había salido de su domicilio” y “pierde el contacto directamente con su esposa”, a quien los captores exigían 100.000 dólares, expresó luego a la prensa el coronel Fabari Montalvo, jefe policial local.

Añadió que los captores “habían amputado dos dedos de la mano izquierda”.

La cartera del Interior difundió la foto del liberado, quien junto a un agente aparece con su mano zurda cubierta por una bolsa de plástico.

El miércoles la Marina de Chile informó sobre la “desaparición de un Cabo Primero de la Institución que se encuentra en la ciudad de Guayaquil, Ecuador, haciendo uso de un permiso especial, sin goce de remuneraciones, desde enero del 2022″.

El chileno fue rescatado en un operativo en la localidad de Durán, en la provincia de Guayas y de la que también es parte Daule, donde se produjo el secuestro según la Fiscalía.

El puerto de Guayaquil, capital de Guayas, es la ciudad más violenta de Ecuador, país donde la criminalidad se ha incrementado a la par que el narcotráfico, que se disputa el poder en las calles y las cárceles, en las que presos miembros de bandas han protagonizado masacres que dejan más de 400 reclusos muertos desde febrero de 2021.

“Dos personas, presuntamente involucradas en el secuestro del ciudadano extranjero, fueron detenidas”, apuntó la Fiscalía.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más