Peligroso barrabrava expulsado llegó disfrazado a Argentina
Peligroso barrabrava expulsado llegó disfrazado a Argentina
Redacción EC

El barrabrava argentino Pablo Álvarez, alias 'Bebote', regresó hoy a su país tras haber sido en el estadio Mané Garrincha de Brasilia durante el partido entre Argentina y Bélgica por cuartos de final del Mundial de fútbol.

Álvarez llegó de madrugada al aeropuerto internacional de Ezeiza en Buenos Aires, donde fue esperado por al menos dos hombres que, corriendo, lo llevaron hacia un automóvil estacionado en una de las puertas de la terminal aérea, según registraron las cámaras del canal de televisión C5N.

El barrabrava llegó vestido con una camiseta del club brasileño Flamengo, una careta que le tapaba el rostro y el pelo pintado de color verde, igual que cuando fue detenido el sábado por la policía de Brasil.

Álvarez es reconocido en Argentina como el líder de la hinchada "Los Diablos Rojos" del club Independiente. Se lo vincula a funcionarios de gobierno y a dirigentes políticos y sindicales.

El barrabrava era buscado por la policía brasileña debido a que tenía prohibido entrar a Brasil durante el Mundial. Su nombre figura en una lista de más de 2.000 hinchas argentinos con antecedentes por actos de violencia en su país.

Sin embargo, Álvarez logró sortear la vigilancia aduanera y asistió el martes al duelo entre , en el estadio Arena Corinthians de Sao Paulo, disfrazado de suizo.

Un día después del choque, 'Bebote' publicó una foto suya en una red social en la que se lo ve vestido de suizo, con el rostro pintado con los colores de la bandera de ese país y jactándose de haber engañado a la policía.