Redacción EC

Un auto blindado también puede alcanzar altas velocidades. Así lo ha demostrado AddArmor, preparador que ha trabajado sobre la base de un RS 7 Sportback para convertirlo en un auto seguro y a la vez extremo.

El preparador norteamericano se propuso crear el auto blindado más rápido del mundo, y así nació el Addmor APR RS 7. Se trata de un proyecto de US$ 205 mil que concede a la berlina alemana un sistema de blindaje para armas ligeras.

► 
► 

Este sistema de seguridad de categoría B4 añade tan solo 90 kg de peso al vehículo. Esto se logra gracias al uso de policarbonato para los paneles en lugar del acero. Este material no solo reduce considerablemente el peso, sino que también es diez veces más resistente.

Por otro lado, las ventanas del Audi RS 7 utilizan una mezcla de policarbonato y vidrio balístico. Este sistema es capaz de proteger a los ocupantes de un ataque con armas ligeras. Y si lo que buscan es un nivel de seguridad aún más extremo, AddArmor ofrece una protección de nivel B7.

Al margen de la seguridad, el aspecto que más llama la atención en esta preparación es la velocidad que ofrece este Audi RS 7 Sportback. Y es que la berlina germana ahora puede alcanzar los 325 km/h, con lo que puede presumir de ser el auto blindado más veloz de mundo.

Esto se logra gracias a una modificación en el propulsor V8 biturbo de 4.0 litros, que ahora alcanza los 760 caballos de potencia. De este modo, la berlina germana acelera de 0 a 100 km/h en solo 2.9 segundos.

Los detalles estéticos se logran con un nuevo sistema de iluminación, unos altavoces potentes, dispensadores de gas pimienta, entre otros.