☆☆☆☆☆
Director:
Actores:
Género:
Duración:
Clasificación:
En el nuevo episodio de "Falcon y el Soldado del Invierno", se conoce por qué Sam Wilson (Anthony Mackie) no aceptó en un inicio el rol del Capitán América. Foto: Marvel Studios/ Disney+.
En el nuevo episodio de "Falcon y el Soldado del Invierno", se conoce por qué Sam Wilson (Anthony Mackie) no aceptó en un inicio el rol del Capitán América. Foto: Marvel Studios/ Disney+.
Alfonso Rivadeneyra García

¿Por qué dar la vuelta al mundo cuando los verdaderos problemas están en casa? Con su quinto episodio, “” (“The Falcon and the Winter Soldier”) desarrolla los conflictos mayores de la serie, presentados en sus primeros episodios y que, en cierto modo, se perdieron en el complicado medio de la historia.

A continuación, SPOILERS de “Falcon y el Soldado del Invierno” episodio 5, “La verdad”:

La historia hasta el momento

“Falcon y el Soldado del Invierno” tuvo un inicio muy prometedor, donde Sam Wilson (Anthony Mackie) y Bucky Barnes (Sebastian Stan) tienen que arreglar sus propios problemas, ocasionados, en ambos casos, por fuerzas externas. Sam trabaja para rescatar la herencia familiar en medio de una economía que ignora a las familias más débiles; mientras que Bucky intenta arreglar los daños causados por él mismo cuando fue controlado mentalmente por la Unión Soviética (cómics… ¿Quién los entiende?).

LEE TAMBIÉN: “Falcon y el Soldado del Invierno”: nuestra crítica del episodio debut de la nueva serie de Marvel

También al inicio conocemos a John Walker (Wyatt Russell), soldado condecorado que asume el manto del Capitán América; rol que, por derecho, le correspondía al buen Sam, quien prefirió no asumirlo por razones que no explícitas, pero subyacentes en el discurso de la historia. Más adelante, la serie se complica con la trama de los Flag Smashers liderados por Karli Morgenthau (Erin Kellyman), grupo de desplazados que, hartos de la inacción de la comunidad internacional, se radicalizan. Ella tiene control del suero del súper soldado y se ha hecho enemiga del Power Broker, líder en la sombra de la nación asiática cyberpunk de Madripoor.

En la cacería de los Flag Smashers hubo dos facciones: por un lado Sam y Bucky, que tuvieron como aliado al barón Zemo (Daniel Brühl); y por otro la de John Walker. Este último quiere ser el hombre adecuado para el trabajo, pero no le toma mucho tiempo verse destruido mentalmente y, tras la muerte de su compañero de guerra Battlestar (Clé Bennet); mata a un secuaz de Morgenthau en territorio extranjero, a sangre fría, y frente a todo el mundo. El ‘Capi’ se volvió viral por las razones equivocadas.

John Walker (Wyatt Russell) en uno de sus momentos más intensos en el quinto episodio de "Falcon y el Soldado del Invierno". Foto: Disney+/ Marvel Studios.
John Walker (Wyatt Russell) en uno de sus momentos más intensos en el quinto episodio de "Falcon y el Soldado del Invierno". Foto: Disney+/ Marvel Studios.

Adiós a las sutilezas

El quinto episodio de la serie nos lleva de regreso a Estados Unidos. John Walker enfrenta las consecuencias de sus actos, convencido de que procedió bien. Despojado de todos sus títulos, de su identidad militar, no pasa mucho tiempo para que la condesa Valentina Allegra de Fontaine (Julia Louis-Dreyfus) aparezca con una oferta que no puede rechazar.

Pero este episodio no es sobre John Walker, quien al manchar el escudo solo hizo evidente lo que ya sabíamos y que la serie demostró: el legado militar de Estados Unidos es muy turbio y se sustenta a costa del sufrimiento de los más débiles; lo cual también podría ser una metáfora de las otras potencias, como la serie quiere establecer con la trama de Karli y sus amigos. Pero que no se nos olvide quiénes encarcelaron a Isaiah Bradley. Y, claro, basta con revisar un poco la historia para ver el . Pero eso es motivo para otra serie, contada por otras personas.

Dentro de las múltiples tramas de “Falcon y el Soldado del Invierno”, el legado el escudo del Capitán América era la que bien pudo recibir mayor importancia, pero se dejó un poco de lado. O, mejor dicho, no se trató de manera explícita. Recién en este quinto episodio Bradley y Sam pueden tener una conversación sobre lo que significa representar una idea de libertad traicionada por los líderes. Es una conversación sin muchos matices, clara en su mensaje. Justo lo que la serie no hizo en su complicado segundo acto.

Hay momentos para las sutilezas y hay momentos para decir las cosas directamente. “The Falcon and the Winter Soldier” eligió lo primero en un contexto donde los abusos sistemáticos a la población afroamericana están más presentes que nunca. , , ; víctimas recientes de un hombre blanco en posición de poder. Que Marvel haya tardado tanto en ser directa en el mensaje parece hablar más de la empresa en sí misma que otra cosa.

En cierto modo, el showrunner Malcolm Spellman hace un metacomentario a esta situación, nuevamente sin sutilezas: en este quinto episodio, Bucky ya entiende por qué Sam no quería aceptar, en un primer momento, el escudo del Capitán América. Es el hombre privilegiado reconociendo tarde su privilegio, valga la redundancia. Como Disney mismo, al que le ha tomado más de una década mencionar esta realidad en sus producciones de superhéroes.

Isaiah Bradley (Carl Lumbly) en su esperada charla con Sam Wilson. Foto: Disney+/ Marvel Studios.
Isaiah Bradley (Carl Lumbly) en su esperada charla con Sam Wilson. Foto: Disney+/ Marvel Studios.

El momento de Sam

Mientras Bucky se dejaba envolver, a regañadientes, por el legado del Soldado de Invierno; Sam intentaba mantener distancia con los actos moralmente cuestionables. Allí lo vimos, incómodo, en su misión de infiltración a Madripoor; o cuando pide hablar directamente con Karli Morgenthau, con la cual intenta razonar para ahorrarle a todos al baño de sangre. Es honesto y consecuente con sus actos, cualidades intrínsecas al Capitán América que Steve Rogers fue.

Tanto él como John Walker y Steve Rogers han sido soldados, cada uno con una perspectiva y experiencia particular. Steve vio poco de la Segunda Guerra Mundial según su propia película, no participó de las matanzas; en cambio Walker sí hizo cosas moralmente cuestionables en Afganistán, como él mismo reconoce. De la experiencia en combate de Sam sabemos poco, solo que él conoce de primera mano lo que la violencia hace con la mente del soldado; de ahí que haya sido consejero de veteranos. Sam no es Steve. Sus experiencias como hombre negro en Estados Unidos son muy distintas a las de Steve Rogers, quien, por más noble que haya sido, no supo en carne propia lo que es ser discriminado por el color de piel.

Con Karli más radicalizada que nunca, Sam tiene en sus manos, literal y figurativamente, un legado complicado, pero también todas las intenciones de forjar su propio camino. Como dice Bradley, Sam puede que sea “ciego” ante ciertos aspectos de la realidad, pero no por decisión propia. Ahora tiene algo donde intervenir y ese algo está en Nueva York, en el que promete ser el ataque definitivo de los Flag Smashers.

Karli Morgenthau (Erin Kellyman), mientras prepara su último golpe. Foto: Marvel Studios/ Disney+.
Karli Morgenthau (Erin Kellyman), mientras prepara su último golpe. Foto: Marvel Studios/ Disney+.

Pensamientos sueltos

  • Tal y como cuenta , el rol de la condesa Valentina Allegra de Fontaine será mayor en el Universo Marvel. De hecho, se espera que regrese en “Black Widow”.
  • En los cómics, Valentina es uno de los muchos alias de Madame Hydra; personaje que el MCU había presentado de manera tangencial en “Agents of SHIELD”, interpretado por Mallory Jansen (por enésima vez: háganse un favor y ).
  • Siempre es maravilloso ver el trabajo de Julia Louis-Dreyfus, recordada por “Seinfeld” y, de manera más reciente, por la comedia ácida “Veep” (disponible en HBO). En este episodio, con solo una escena, muestra clarito a su personaje como alguien que solo tiene ojos para lo que le importa. Apenas y mira a la novia de John, como si no existiera.
  • ¡Secuencia de entrenamiento! No puedo esperar a ver las ediciones de YouTube donde Sam aparece con el escudo y .
  • Otra escena que espero ver parodiada en YouTube: John Walker en su taller, creando su propia versión del escudo del Capitán América… sin vibranium. Si al final se decide por no ser héroe, le auguro un buen futuro en .
  • Qué buen actor es Wyatt Russell. Por el lado del guion, no se explica mucho la debacle de Walker; la cual recae totalmente en la performance del hijo de Kurt Russell.
  • No termino de entender cómo los Flag Smashers utilizan su app para celulares sin ser detectados de inmediato. O sea, de todas las personas convocadas por Karli para actuar donde ella lo necesite alguien tiene que alertar a las autoridades, ¿cierto? Esta es la única parte de la serie que desafía mi credulidad.
  • ¿Steve Rogers ha muerto? Porque tanto Bucky como Sam hablan de él como su ya se hubiera “ido”.
  • Una escena pequeña, pero notable, muestra a los sobrinos de Sam jugando con el escudo del Capitán América. Ese símbolo todavía significa algo para ellos.
  • ¿Un traje de Capitán América con tecnología de Wakanda? El próximo capítulo promete mucho.
Foto: Marvel Studios.
Foto: Marvel Studios.

Dato

  • “Falcon y el Soldado del Invierno” emite su episodio final este viernes 23 de abril por Disney+.
  • No habrá serie Marvel en mayo, mientras que el 11 de junio llega “Loki”; la tercera apuesta de la franquicia solo en 2021. Nada mal si consideramos la sequía del 2020 por el Covid-19.

Calificación del autor:

Te puede interesar

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más