Según una encuesta, una de cada diez mujeres no se cambia la ropa interior a diario. (Foto referencial: Pixabay)
Según una encuesta, una de cada diez mujeres no se cambia la ropa interior a diario. (Foto referencial: Pixabay)
Grupo GDA

Lavar ropa es una tarea común, pero que muy fácilmente se puede volver engorrosa o en la que pueden cometerse errores. Desde el gracioso caso de manchar ropa blanca por meterla con prendas de color, hasta encoger piezas por meterlas a la secadora, aprender a lavar ropa adecuadamente es un proceso de aprendizaje.

A veces, lo más difícil es saber cada cuánto tiempo se deben lavar las piezas de ropa que ya han sido usadas. En el caso de prendas de jean o mezclas de algodón, pueden aguantar varias posturas antes de que sea necesario lavarlas. Sin embargo, en el caso de , la recomendación es cambiarlas a diario y lavarlas con frecuencia para evitar que se acumulen bacterias.

En una encuesta realizada en el Reino Unido, los investigadores encontraron que una de cada diez mujeres se cambiaba los cada dos o tres días. Mientras que en otra encuesta realizada en Estados Unidos, el hallazgo fue que uno de cada cinco hombres no se cambiaba la ropa interior todos los días.

Cultivos de bacterias e infecciones

Al tratarse de que se usan en la zona de los genitales, están en contacto con secreciones corporales. Además, es un área del cuerpo que está a mayor temperatura que el resto, por lo que también acumula fluidos por el sudor de la ingle.

Si bien muchas de las bacterias que produce el cuerpo humano no son dañinas, al estar en contacto prolongado con la piel pueden generar irritaciones en la piel, en ocasiones acné genital y también pueden producir un característico mal olor al combinarse la secreción de la zona íntima con el sudor.

Por otro lado, el calor que se concentra en la zona también se convierte en una condición perfecta para que las bacterias se reproduzcan con rapidez. Una de las bacterias más comunes es la ‘E. Coli’ y la presencia de organismos como este pueden generar infecciones del tracto urinario.

De igual manera, en el caso de hacer ejercicio también es recomendable cambiarse la ropa interior después de terminar la práctica, precisamente por el sudor que se produce.

Por otro lado, de acuerdo al diario español “La Vanguardia”, los expertos recomiendan no dormir con ropa interior para evitar la aparición de infecciones como aftas, vaginitis y vaginosis bacteriana en el caso de las mujeres.

En el caso de las medias, al producir tanto sudor durante el día, existe el riesgo de desarrollar pie de atleta, que es un tipo de hongo que surge en la humedad.

¿Cada cuánto se recomienda renovar ropa interior?

De acuerdo a las recomendaciones de expertos según el periódico español ‘El Diario’, al menos una vez al año deberían cambiarse las prendas íntimas en cualquier clóset. Pues, aunque se laven con frecuencia las piezas, con el tiempo de uso no se logran eliminar las bacterias por completo.

Igualmente, se recomienda lavar la ropa interior en tandas separadas del resto de prendas, pues puede tener materia fecal y demás secreciones. La temperatura ideal para eliminar todas las bacterias que se acumulan son 60 grados centígrados.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más