"Captain Tsubasa" cumplió 40 años el pasado de abril. (Fuente: Juegos Olímpicos de Tokio/TV Tokyo)
"Captain Tsubasa" cumplió 40 años el pasado de abril. (Fuente: Juegos Olímpicos de Tokio/TV Tokyo)
Juan Luis  Del Campo

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

A 40 minutos de Tokio, visitantes de la estación de tren Urawa-Misono encontrarán un impresionante vitral que muestra a los principales personajes del manga de fútbol “”, más conocido como “”. La vidriera, de 20 metros de largo e inaugurada en 2018, presenta para los pasajeros que usan esta estación un vistazo a una realidad alterna: lejos de preocupaciones como la pandemia global del COVID-19, las múltiples postergaciones, incertidumbres y protestas en torno a los Juegos Olímpicos de Tokio 2020, el mundo en el que vive Tsubasa Ōzora (Oliver Atom) y sus compañeros solo gira en torno al deporte. Incluso en este momento participan de su propio torneo olímpico y se encuentran en posibilidades - quizás inevitables - de llevarse la medalla de oro.

MIRA: Tokio 2020: así luce el balón oficial del certamen inspirado en los Súper Campeones

Pero retrocedamos para aquellos que no están familiarizados con esta franquicia, quizás la historia deportiva más popular salida de Japón. Creado por Yōichi Takahashi, “Capitán Tsubasa” se publicó en formato manga entre abril de 1981 y mayo de 1988, contando la historia de Tsubasa Ōzora, un niño de 11 años cuyo sueño es ganar la Copa Mundial de Fútbol para Japón. A lo largo de los 37 volúmenes iniciales Tsubasa logrará conocer nuevos compañeros de equipo y rivales como Jun Misugi (Andy Johnson), Ryo Ishizaki (Bruce Harper), Taro Misaki (Tom Misaki), Genzo Wakabayashi (Benji Price) y Kojiro Hyuga (Steve Hyuga), para al final logra su sueño de ganar para su país la Copa Mundial Sub 17 en una emocionante final contra Alemania y su jugador estrella Karl-Heinz Schneider.

La popularidad del manga de “Capitán Tsubasa” llevó a que se realizara también una serie de animación entre 1983 y 1986, las cuales extendieron la influencia de la franquicia alrededor del mundo. Al Perú y el resto de América Latina, la serie llegó bajo el nombre de “Súper Campeones” y gozó de gran aceptación al poderse ver en televisión abierta junto a otros animes como “Dragon Ball”, “Sailor Moon” y “Saint Seiya” (“Los caballeros del Zodiaco”) en la década de los 90.

El vitral de "Capitán Tsubasa" en la estación de tren Urawa-Misono. (Fuente: Behrouz Mehri/ AFP)
El vitral de "Capitán Tsubasa" en la estación de tren Urawa-Misono. (Fuente: Behrouz Mehri/ AFP)

Con tal aceptación, era evidente que la historia de Tsubasa no podía terminar en su etapa escolar. Es así que Yōichi Takahashi continuó el manga con la saga “World Youth” (1994-1997) que cuenta la estadía del personaje principal en la liga brasileña y su paso por la Copa Mundial de Fútbol Sub-20. Le siguió “Road to 2002” (2000-2004) que sigue el tiempo de Tsubasa en España como parte del F.C. Barcelona. El manga también muestra a otros personajes como Genzo jugando en la Bundesliga y Kojiro jugando en la liga italiana.

SUEÑOS OLÍMPICOS

La siguiente gran historia de “Capitán Tsubasa” estuvo relacionada directamente con las Olimpiadas, al reunir nuevamente a los amigos y rivales japoneses de Tsubasa para competir en los ficticios Juegos Olímpicos de Madrid en la categoría de Sub 23.

La historia está dividida en dos saga. La primera, titulada “Golden-23” o los “23 de oro”, se publicó entre los años 2005 y 2008, mostrando el reclutamiento de la selección japonesa, así como su paso por la etapa clasificatoria del torneo donde triunfan tras vencer a países como Dinamarca, Nigeria, Paraguay, Malasia, Tailandia y Arabia Saudita. Australia se convierte en el principal rival del equipo nipón en esta etapa, dándoles su primera derrota y convirtiéndose en su último obstáculo para su clasificación a las Olimpiadas en un partido de revancha.

"Golden-23" fue la saga que inició el camino de Tsubasa y sus amigos a los Juegos Olímpicos. (Fuente: Shueshia)
"Golden-23" fue la saga que inició el camino de Tsubasa y sus amigos a los Juegos Olímpicos. (Fuente: Shueshia)

Los aficionados tuvieron que esperar cinco años para la continuación de la aventura Olímpica de Tsubasa. Mientras tanto, el autor publicó entre 2009 y 2012 la saga “Kaigai Gekito Hen” (traducida como “Batallas en el extranjero”), cronológicamente ubicada a la par de “Golden-23”, esta saga cuenta la historia de varios de los personajes en las ligas europeas.

En 2013 por fin continuaron la historia con “Rising Sun” (“Sol naciente”), donde Japón llega a los Juegos Olímpicos de Madrid como parte del grupo C, clasificando a la siguiente etapa tras vencer a Países Bajos por 4-1, a Argentina por 3-2 y a Nigeria por 3-0.

La racha ganadora de los protagonistas se vio en peligro los Cuartos de Final, donde Japón se enfrentó a Alemania y Tsubasa se reencontró con su antiguo rival Schneider. Al final el equipo nipón logró sacar una victoria en los tiempos suplementarios en un partido que quedó 7-5, pero no sin consecuencias, ya que su portero estrella Genzo Wakabayashi (Genji) terminó lesionado y fuera del torneo para la siguiente etapa, en la que Tsubasa tendrá que enfrentar a sus compañeros de La Liga al tener como siguiente oponente a España por un cupo en la final.

Tsubasa (Oliver) sella la victoria de Japón con un último gol en su partido contra la selección de Alemania en los ficticios Juegos Olímpicos de Madrid. (Fuente: Shueisha)
Tsubasa (Oliver) sella la victoria de Japón con un último gol en su partido contra la selección de Alemania en los ficticios Juegos Olímpicos de Madrid. (Fuente: Shueisha)

Tampoco está claro quién será el otro equipo que llegará a la final, con la otra semifinal disputada en este momento entre Francia y Brasil. Lo cierto es que con la lentitud que ha estado avanzando la historia, mucho después de que terminen los Juegos Olímpicos Tokio 2020, la fiebre deportiva continuará todavía en las páginas de “Capitán Tsubasa” y en la inevitable adaptación animada.

VIDEO RECOMENDABLE

Vasco Madueño busca su futuro sin ignorar el pasado: “Las disculpas se piden cara a cara. Eso hace un hombre de verdad”
Vasco Madueño en entrevista con El Comercio nos habla de la importancia que tiene la música en su vida y de la relación que actualmente tiene con el cantante venezolano Guillermo Dávila. Este 29 de julio ofrecerá “Sentimiento Peruano”, un espectáculo online.

TE PUEDE INTERESAR