Redacción EC

Si hay una persona trascendental en la vida de , esa es sin dudas, su madre Marcela Basteri, papel que en la bioserie de Netflix es interpretado por la actriz italiana Anna Favella.

En entrevista al programa radial argentino "", Favella reveló detalles de cómo fue ponerse en la piel de Marcela Basteri, un personaje cuya desaparición a mediados de la década de los ochenta sigue siendo aún un misterio y que a raíz de la serie ha tomado nuevamente actualidad.

"Me dio un poquito de melancolía y tristeza porque es muy fuerte ver todo lo que pasó a un niño. Me llevo su historia a Italia", sostuvo Anna, de 34 años y en pareja con el director de cine Leonardo Ferrari Carissimi.

La actriz italiana reveló que consiguió el papel de Marcela a través de un cásting al cual fue convocada. Asimismo, contó cómo fue conocer a Álex, el hermano de Luis Miguel, en un concierto del cantante.

"Me impactó muchísimo. Fue como ver a una persona de mi familia. Me conmovió y emocionó mucho. Nos fundimos en un abrazo".

Anna Favella compartió también la responsabilidad que significó para ella interpretar a la madre de Luis Miguel y reveló cómo fue grabar una escena que veremos en los próximos capítulos de la serie.

"Intenté ponerle el alma y el sol que tenía esta mujer. Más allá de ser la mamá de una estrella, traté de tener una relación de madre e hijo. Me encariñé con mi personaje y también con los niños y adolescentes que interpretaron a Luis Miguel y sus hermanos Alex y Sergio", dijo.

"Cuando Luis Miguel canta para su mamá mirándola a los ojos", detalló y agregó: "Me imaginé realmente a esa mujer que lloraba viendo a su hijo cantando por ella. Descubrí varias cosas de su vida y cuán importante fue para él como hijo. La relación que tuvo con su mamá fue realmente fuerte", agregó la actriz.

Sobre la polémica desaparición de Marcela Basteri, Favella acotó:

"Seguro es algo muy oscuro. Un misterio. Por lo menos el verdadero Luis Miguel y sus hermanos están con el corazón en paz por lo que pasó. Yo creo que desaparecer es mejor que saber una mala noticia. Hay una esperanza", dijo.