Desde que se formó la idea del diseño hasta su ejecución y resultado final, a las artistas les tomó tan solo unas semanas (si es que no dias) plasmarlo en los murales que les tocó intervenir. Además de Lima, también hay murales en Cusco, Arequipa, Trujillo y Tarapoto.
(Foto: Amarás)
Desde que se formó la idea del diseño hasta su ejecución y resultado final, a las artistas les tomó tan solo unas semanas (si es que no dias) plasmarlo en los murales que les tocó intervenir. Además de Lima, también hay murales en Cusco, Arequipa, Trujillo y Tarapoto. (Foto: Amarás)
Redacción EC

De seguro alguna vez en la vida te has topado con un mural de en las calles. Llamativas y coloridas pinturas de diversas figuras y frases significativas que más allá de llenar de las calles, las llena de historia. Una historia que la marca de champú Amarás contó con la ayuda de un grupo de muralistas que sin verse en persona, se unieron en un proyecto enfocado en resaltar la y las diversas identidades de la mujer peruana.

¿De qué trata el proyecto?

A raíz del lanzamiento de Amarás, la primera línea de champús para el cabello de Alicorp, la marca dio con la idea de utilizar sus productos como fuente de inspiración para convertir a la mujer peruana en la protagonista de la historia. Para ello, juntó a varias artistas en la escena artística urbana; entre ellas Meki, Estefanía Cox y Carolina Paz, tres reconocidas muralistas que asumieron el reto de retratar tres distintas identidades femeninas en un mural a partir de una frase significativa.

“Así como eres… te amarás”

Meki es una joven artista dedicada al muralismo. Pertenece a la crew Internacional APC, que fomenta la igualdad y respeto por la vida animal y el medio ambiente a través del arte urbano.
(Foto: Amarás)
Meki es una joven artista dedicada al muralismo. Pertenece a la crew Internacional APC, que fomenta la igualdad y respeto por la vida animal y el medio ambiente a través del arte urbano. (Foto: Amarás)

Es una frase muy simple, pero a su vez con un contenido tan complejo”, señala Meki, la autora de este mural. “Estar convencida del contenido de esa afirmación es un acto de aceptación, amor y empoderamiento”, agrega.

El mural en cuestión nos presenta a una mujer con rizos en sintonía con la naturaleza y con ella misma. La frase central sirvió como punto de partida para que Meki tome a la mujer afroperuana con voluminosos rizos como protagonista y motor de la idea de amor propio. Y es que durante décadas, esta etnia y tipo de cabello fueron discriminados en base a estereotipos que hasta el día de hoy son difíciles de erradicar en nuestra sociedad.

En un mundo en el que siempre ha sido preponderante la publicidad (y hasta el arte) basada en la belleza de occidente, poco a poco se está reivindicando y retratando la rica diversidad de identidades femeninas y el orgullo que aquellas mujeres sienten en torno a sus raíces; de acuerdo a la artista.

El mural de Meki está ubicado en la avenida La Merced en Miraflores.
(Foto: Amarás)
El mural de Meki está ubicado en la avenida La Merced en Miraflores. (Foto: Amarás)

“Amarás cada parte de ti”

Estefanía Cox es una multifacética artista que, entre sus pasiones, está el muralismo. Conocida en la escena artística como “Fefa”.
(Foto: Amarás)
Estefanía Cox es una multifacética artista que, entre sus pasiones, está el muralismo. Conocida en la escena artística como “Fefa”. (Foto: Amarás)

Tanto lo que te gusta como lo que no forman parte de ti y es algo de lo que debes estar orgullosa. Cada rasgo es digno de admiración, amor y cuidado para recuperar, perdonar y sanar cada parte de ti misma”, en palabras de Estefanía Cox, autora de este mural.

El estilo de la artista calzó a la perfección con el tema que le tocó retratar: la figura femenina en balance con la naturaleza. Un tema que, de trasfondo, tiene que ver con el fin mayor de dar espacios de contemplación a la mujer, a quien la ciudad no suele darle este protagonismo en las calles y el día a día.

Para su creación, Estefanía recurrió a otras mujeres: una comunidad de shipibas muralistas con talento para el arte. Ya las conocía desde un proyecto anterior, por lo que la artista no dudó en fusionar su propio estilo con el de ellas, teniendo como resultado una emocional pintura con el rostro de una mujer de larga cabellera y rasgos marcados que, a través de la mirada, nos enseña que el verdadero amor propio proviene de amar cada parte de nosotras. “Fue lindo volver a pintar con ellas. Son mujeres sabias. Trabajan murales con su propio arte, un arte tradicional”, señala Estefanía.

El mural de Estefanía en colaboración con el colectivo de shipibas muralistas está ubicado entre el cruce de las avenidas Cajamarca y Miguel Grau en Barranco.
(Foto: Amarás)
El mural de Estefanía en colaboración con el colectivo de shipibas muralistas está ubicado entre el cruce de las avenidas Cajamarca y Miguel Grau en Barranco. (Foto: Amarás)

“¡Vivas, libres, únicas!”

Carolina Paz es una artista urbana interdisciplinaria. Pinta desde tela y cerámica hasta grandes plataformas a través de intervenciones de muralismo. Yuliet, conocida con Lynliet, también se dedica al arte urbano, la ilustración y el grabado.
(Foto: Amarás)
Carolina Paz es una artista urbana interdisciplinaria. Pinta desde tela y cerámica hasta grandes plataformas a través de intervenciones de muralismo. Yuliet, conocida con Lynliet, también se dedica al arte urbano, la ilustración y el grabado. (Foto: Amarás)

Para Carolina Paz, el peso de la frase recae en la libertad. Un derecho tan intrínseco y propio del ser humano que aún no se cumple en su totalidad cuando hablamos de la mujer. Desde tiempos antiguos, la libertad de la mujer siempre ha sido tema de discusión. Hoy, Carolina se une a la también artista Yuliet en una especie de sororidad implícita a través de la pintura.

En este mural, vemos a una mujer y su libertad representadas a través del cabello. Una melena tan llena de vida como la misma naturaleza retratada en las ondas decoradas con flores tan diversas y especiales.

El mural de Carolina Paz en colaboración Yuliet está ubicado en el Pasaje Bresciani en Barranco.
(Foto: Amarás)
El mural de Carolina Paz en colaboración Yuliet está ubicado en el Pasaje Bresciani en Barranco. (Foto: Amarás)

Murales con personalidad y poder femenino

Murales sobre mujeres pintados por mujeres. El empoderamiento femenino y la sororidad a flor de piel, sí, pero para las artistas que vivieron el proyecto la finalidad de los murales va más allá de eso.

Más que empoderar, es encontrar y entender que ese poder ya es parte de ti. Como mujeres, aún no vemos una equidad en la sociedad. Nos marginamos por el color de piel, los rasgos. De ahí que ésta fuera una estupenda idea para visibilizar mucho más a la mujer”, afirman.

El muralismo como herramienta de cambio social

Si bien existen murales inspirados y creados por el mismo amor al arte, también están los que llegan a las calles con el fin de impactar en el público y generar un cambio. Como este proyecto de Amarás, donde no solo hablamos de poder femenino a través de la misma pintura, sino también con las mismas artistas. Mujeres de distintas regiones que con su propia cultura y talento enriquecieron y diversificaron mucho más los murales.

Aunque varias no se vieron en persona durante el periodo de creación, el mismo fin que perseguían hizo que sus murales terminaran armonizando y complementándose entre sí. Además, el impacto no sólo es positivo porque fue bien recibido por el público, sino también porque forma parte de un gran mensaje que a través de herramientas como el muralismo se puede abordar y visibilizar cada vez más en nuestra sociedad.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más