El Salvador: pandillas matan a séptimo chofer por desafiar paro
El Salvador: pandillas matan a séptimo chofer por desafiar paro

San Salvador.  asesinaron este miércoles a un séptimo chofer de un microbús por no atender un boicot que impusieron al transporte público desde el lunes y que continuaba este miércoles, según un reporte policial.

El conductor fue acribillado a balazos cuando se abastecía de combustible en una estación de servicio en la periferia noroeste de San Salvador.

Police guard the site where a bus driver was murdered in San Salvador on July 29, 2015 during the third day of a transport strike over the lack of security in the violence-plagued country. Street gangs in El Salvador killed a seventh bus driver Wednesday for defying their campaign to shut down public transportation and force the government to recognize the feared urban posses. The gangs called for the boycott on Monday, ordering bus drivers to stay off the roads. They killed five defiant drivers that day and another on Sunday. The powerful and ultra-violent gangs want the government to include them in the Security Council. This government body is working with civil society groups to stem the criminal violence that is rampant in this poor country of Central America. AFP PHOTO / MARVIN RECINOS

AFP

Con esta víctima suman siete los choferes asesinados en diferentes puntos de San Salvador, luego de que el lunes murieron cinco y otro el domingo.

Los pandilleros mantienen el sabotaje al transporte público para presionar al Gobierno a incluirlos en el Consejo de Seguridad, que preside junto a la sociedad civil en un diálogo que busca soluciones a la violencia criminal que golpea al país.

"En ningún momento nuestro gobierno está dispuesto a dialogar con los criminales, que les quede muy claro, no vamos a negociar y los vamos a perseguir, a capturar para ponerlos ante la justicia", les respondió el martes el presidente Salvador Sánchez Cerén.

El fiscal Luis Martínez, quien calificó a las pandillas de grupos "terroristas", pidió el martes "apoyo total" para la Fiscalía e instó a una comisión del Congreso a "revisar" la ley contra el terrorismo para evaluar modificaciones que garanticen su aplicación.

"No dejaremos impune las muertes de motoristas (choferes), policías, soldados y salvadoreños trabajadores", sentenció Martínez.

La noche del martes, en la colonia Valle del Sol -controlada por la pandilla Barrio 18-, 13 km al norte de San Salvador, la policía detuvo a César Vladimir Montano (el Seilor), acusado de ser uno de los principales cabecillas de ese grupo, de la facción Revolucionarios, que alentó el boicot al transporte público.

"Este sujeto ha ordenado homicidios, conspirado y realizado actos de terrorismo. Pido que los jueces sean duros aplicadores de la ley porque les vamos a mandar un mensaje de orden, de ley, de respeto a estos sujetos criminales que solo llevan dolor y luto a la población", aseguró Martínez.

En tanto, este miércoles, bajo intensa vigilancia de la Policía y el Ejército, miles de salvadoreños se desplazaban en camiones militares y transportes de entidades públicas para llegar a sus centros de trabajo o estudio.

Fuente: AFP