El mandatario recibió ayer en Palacio de Gobierno a una delegación de rondas campesinas. Horas después, su cuñada Yenifer Paredes se entregaba a la fiscalía.
El mandatario recibió ayer en Palacio de Gobierno a una delegación de rondas campesinas. Horas después, su cuñada Yenifer Paredes se entregaba a la fiscalía. / ERNESTO BENAVIDES
Rodrigo Cruz

El jefe de la Casa Militar, el general EP José Antonio Mariscal Quiroz, ha sido señalado como el principal responsable de haber obstaculizado la tarde del martes el ingreso del equipo especial de la fiscalía y el de la PNP para que cumplieran la orden judicial de detención preliminar contra Yenifer Paredes Navarro, cuñada del presidente Pedro Castillo.

“Si hay alguien que más hizo por obstaculizar el trabajo, fue el general Mariscal, aunque finalmente lo que hacía era cumplir órdenes”, afirmaron fuentes de El Comercio testigos del momento tenso que se vivió en los exteriores de Palacio (puerta de Desamparados).

Mariscal fue designado en abril de este jefe de la Casa Militar por disposición de Castillo. En octubre del año pasado, el mandatario firmó su ascenso a general EP.
Mariscal fue designado en abril de este jefe de la Casa Militar por disposición de Castillo. En octubre del año pasado, el mandatario firmó su ascenso a general EP.

A tal punto llegaron las maniobras dilatorias del jefe de la Casa Militar, quien en abril de este año fue designado en ese cargo por disposición de Castillo, que el fiscal Hans Aguirre iba a pedir su arresto para que fuera llevado a la comisaría más cercana por resistencia a la autoridad, según pudo conocer este Diario.

Por ello, el fiscal pidió llamar a uno de sus colegas con la finalidad de que se lleve detenido al general EP.

En total, una hora con quince minutos estuvieron el personal de la fiscalía y la PNP (llegaron aproximadamente a las 5 p.m.) en la puerta de ingreso de Palacio, según el acta policial que revisó este Diario y que detalla lo sucedido esa tarde del martes.

Mira también: Presidente Castillo anuncia marchas de organizaciones sociales de distintas regiones del Perú a Lima

El argumento que repetía el jefe de la Casa Militar es que no contaba con la autorización para que alguien ingresara a la residencia. El equipo del coronel PNP Harvey Colchado, presente en la diligencia, tenía la certeza de que la cuñada del mandatario se encontraba dentro del inmueble. Así lo habían determinado actos previos de inteligencia que decían que la joven había llegado de Cajamarca el fin de semana y, desde entonces, no había salido de ese lugar.

A esa hora de la tarde ya habían comenzado las capturas de los otros tres objetivos en diferentes puntos de la capital. El primero fue el alcalde de Anguía, José Nenil Medina Guerrero, en el Cercado de Lima. Luego fue el caso de los hermanos Hugo y Anggi Espino Lucana. Solo faltaba Yenifer Paredes.

A las 5:50 p.m., el general EP le dijo a la fiscalía que había recibido una comunicación telefónica con una indicación puntual: el jefe del Estado ordenaba que nadie ingresara si antes no llegaban sus abogados Eduardo Pachas y Benji Espinoza Ramos, ninguno de los cuales es abogado de la investigada.

Mira también: Todos los motivos por los que la fiscalía sindica al círculo familiar de Castillo como una presunta red criminal
El coronel PNP Harvey Colchado, líder del Equipo Especial de la PNP, participó en la diligencia del martes en Palacio. (Hugo Pérez)
El coronel PNP Harvey Colchado, líder del Equipo Especial de la PNP, participó en la diligencia del martes en Palacio. (Hugo Pérez)

Trabas a la diligencia

A las 6:02 p.m. llegó Espinoza y 12 minutos más tarde su colega Pachas. Según el acta, el primero dijo que “tenía que leer el contenido de toda la resolución para posteriormente recién coordinar la autorización del ingreso”. El fiscal Aguirre le habría respondido que él podía leer la resolución el tiempo que quisiera, pero que eso no iba a impedir que se ejecutara la medida.

En paralelo, empezaron a llegar a Palacio los ministros Alejandro Salas (Trabajo) y Félix Chero (Justicia).

Antes de Espinoza y Ramos estuvieron los abogados Carlos Alberto Rodríguez y Belisa Malásquez. El primero, director general de la Oficina General de Asesoría Jurídica de la presidencia, y la segunda, asesora FAG del despacho presidencial. Ambos también pidieron leer la resolución judicial y afirmaron que Mariscal Quiroz quien debía autorizar el ingreso y se le tenía que esperar que llegue.

Benji Espinoza anunció ayer a las 2pm que renunciaba a la defensa del jefe de Estado. Sin embargo, seis horas después anunció que había reconsiderado su decisión. (Jorge Cérdan)
Benji Espinoza anunció ayer a las 2pm que renunciaba a la defensa del jefe de Estado. Sin embargo, seis horas después anunció que había reconsiderado su decisión. (Jorge Cérdan) / JORGE CERDAN

Rodríguez Monzón dio una información adicional: que Beder Camacho, subsecretario general de Palacio, debía tomar conocimiento de la resolución para recién permitir que entraran la fiscalía y la PNP. Camacho ha sido señalado por Bruno Pacheco como la persona que lo ayudó a fugar a pedido del presidente Castillo.

Por entonces, eran las 5:29 p.m. y se informó que el jefe del Estado iba a llegar en unos minutos por una de las puertas traseras de Palacio. Castillo llegó y a las 5:46 p.m., el jefe de la Casa Militar informó que se había dado la orden de que no entrara el personal de la fiscalía y de la PNP. Media hora después, a las 6:15 p.m., recién el equipo especial pudo ingresar a la vivienda. Pero no había rastros de Paredes.

La entrega

La tarde de ayer, a eso de las 5 p.m., se presentó de manera sorpresiva la cuñada del mandatario a la sede principal del Ministerio Público, en la Av. Abancay.

Llegó acompañada por su abogado y Lourdes Huanca Atencio, presidenta de la Federación Nacional de Mujeres Campesinas, Artesanas, Indígenas, Nativas y Asalariadas del Perú (Fenmucarinap), quien horas antes estuvo en una actividad junto al jefe del Estado.

Anoche, Yenifer Paredes fue enviada a la sede de la Diviac donde cumplirá los diez días de detención preliminar que le han dictado. (Hugo Perez)
Anoche, Yenifer Paredes fue enviada a la sede de la Diviac donde cumplirá los diez días de detención preliminar que le han dictado. (Hugo Perez) / Hugo Perez

En los exteriores de la fiscalía se había concentrado una manifestación en respaldo al gobierno de Castillo que lanzaba arengas contra la fiscal de la Nación, Patricia Benavides. En ese interín, la cuñada del mandatario se entregó.

Paredes pasó la noche en la Diviac (prefectura de Lima), donde cumplirá su orden de detención por diez días a pedido del equipo especial contra la corrupción en el poder que dirige la fiscal Marita Barreto. Hoy deberá pasar por el control de identidad ante el juez que ordenó la medida, Raúl Justiniano Romero. Este Diario supo que hoy la fiscalía empezará a deslacrar la información que incautó el martes a los investigados.

Requerimiento al Poder Judicial
Fiscalía pide incautar cámaras de Palacio

Ante la negativa del personal de Palacio de entregar el registro de las cámaras de seguridad de los diferentes puntos de acceso a la residencia presidencial, el equipo de la fiscal superior Marita Barreto solicitó ayer al Poder Judicial la incautación de ese material.


La fiscalía también prevé pedir a la Municipalidad Metropolitana de Lima las grabaciones de sus cámaras de seguridad en las inmediaciones de la Casa de Gobierno. La intención de estos requerimientos es determinar si efectivamente Yenifer Paredes escapó cuando la fiscalía y la PNP llegaron para detenerla.


Hasta antes de la diligencia, el equipo especial de la PNP tenía conocimiento de que Paredes seguía en ese inmueble, donde tiene un dormitorio y reside junto a su familia cuando no está de visita en Cajamarca.

Fiscalía pide incautar cámaras de Palacio