Los rulosos y encantadores Emiliano y Catalina, de dos años, son la inspiración permanente de Ricardo Morán. Y desde el principio de su historia, un motivo de lucha para el famoso conductor de TV y productor, quien quiso ser papá desde que tiene recuerdo. El deseo lo concretó en Estados Unidos, donde ambos fueron concebidos producto de una fertilización in vitro con óvulos donados en un vientre surrogado. Pero la batalla la libra en el Perú, donde Reniec no reconoce su inscripción para obtener una partida de nacimiento o DNI porque no existe una madre que figure en la ficha (en nuestro país, un hombre solo no puede registrar a un menor, se necesita también el nombre de una mujer). El conocido juez del programa Yo soy, también miembro de la comunidad LGTBQ+, espera una última respuesta de esa entidad. Lo más probable es una nueva negativa, por lo que ya tiene planeado judicializar el caso para proteger los derechos constitucionales de sus mellizos. Somos habló con él.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más