Leslie Salas Oblitas

Oechsle, Ripley, Falabella, Sodimac, Tottus, Plaza Vea, el patio de comidas y Cineplanet con sus 14 salas son solo una parte del 70% de la oferta de tiendas con las que hoy inicia operaciones al público el centro comercial Real Plaza Puruchuco (Ate), inaugurado ayer.

Daniel Duharte, gerente general de la cadena Real Plaza, precisa que son alrededor de 70 módulos y 75 locales menores de ‘retail’ los que ya están listos, y estima que para Navidad un 80% de locales tendrá las persianas levantadas. “La gran mayoría de locatarios está acelerando para abrir antes de la campaña navideña. H&M, por ejemplo, ya está cargando su tienda y abrirá el 21 de noviembre próximo, generando un flujo importante”, detalla.

A la fecha, el 86% del área comercial del citado ‘mall’ (más de 120.000 m2) está arrendado y, se estima que, a fines del 2020 llegará al 97%.

Revela que, entre los nuevos locatarios, están negociando el ingreso del instituto de idiomas Icpna, el cual complementará la oferta de educación del complejo que ya cuenta con Ipae.

COMPETENCIA

Duharte comenta que la accesibilidad de Real Plaza Puruchuco (ya que está en la prolongación de la Av. Javier Prado y cerca de la Carretera Central), su oferta de más de 400 marcas de gastronomía, ‘retail’ y entretenimiento (10.000 m2 entre Happyland, Chuck E. Cheese’s y Mr. Joy,) espacios de coworking y un circuito gratuito de gimnasio alrededor del ‘mall’ son las principales cartas con los que espera competir contra su vecino Mall Aventura Santa Anita (del grupo Ripley), que ayer inauguró la ampliación de sus instalaciones.

La cercanía a Mall Aventura (ubicado en la misma carretera Central) generaría una inevitable canibalización en las ventas que -a juzgar por el ejecutivo- sería del 10% aproximadamente.

LÍNEA 2 DEL METRO

Real Plaza Puruchuco prevé recibir inicialmente 1,5 millones de visitantes al mes y crecer a 2 millones progresivamente, pese a la dilatación de las obras de la línea 2 del Metro de Lima que tendrá una de sus estaciones dentro del centro comercial.

Este retraso no juega a favor del arranque del ‘mall’, que contaba alimentarse en el corto plazo de este flujo adicional. “Esta obra, ahora, demorará entre 2 y 3 años, pero tendremos paciencia”, indicó.

Se supo, además, que la municipalidad de Lima sostuvo el martes pasado una reunión con Rutas de Lima y la comuna de Ate, en la cual la concesionaria aceptó incluir y evaluar una propuesta para continuar con la ampliación de la Av. Javier Prado y unificar el tramo con la Av. Ramiro Prialé.