Jóvenes hacen negocio al ser dueños de una antorcha olímpica
Jóvenes hacen negocio al ser dueños de una antorcha olímpica

(Reuters). Los anillos olímpicos instalados en las playas de Copacabana son un punto obligado para los turistas que están en Río de Janeiro para disfrutar los pero para dos jóvenes brasileños, que además tienen una antorcha en su poder, son una gran oportunidad de negocio.

Reinaldo Maia, un estudiante universitario de 27 años, compró en internet una de las antorchas utilizadas para el viaje de la llama olímpica por el país, y ahora trata de recuperar su inversión de 6.000 reales (unos 1.875 dólares), cobrándole a los turistas que se quieren fotografiar con el símbolo.

A 5 reales la foto, en tres horas Maia y su amigo Daniel Araújo recaudaron 500 reales, aprovechando el incesante ir y venir de turistas que compran o retiran boletos para el vóleibol playa o simplemente pasean por la emblemática zona de Río.

Los Juegos se iniciarán oficialmente el viernes con la ceremonia de apertura, por lo que con tres semanas de deportes por delante, los jóvenes ya se frotan las manos pensando en el beneficio que puede generarles la llegada de los Olímpicos a Río.

"Yo quería una antorcha como recuerdo y después empecé a pensar en cómo recuperar la inversión", dijo Maia a Reuters en un descanso entre las fotos que se toman los clientes.

"Por el movimiento que hay y el interés de la gente, creo que voy a conseguirlo. Ya vino gente de Francia, de Estados Unidos, de Japón, de todos lados", agregó.