Fondos de inversión, los nuevos aliados del sector inmobiliario
Fondos de inversión, los nuevos aliados del sector inmobiliario

Un reciente estudio de sobre la demanda en el país señala que el promedio de hogares de provincias (27%) que desea adquirir una vivienda en los próximos tres años es superior al de Lima (que solo llega a 17%). Esta intención es mayor en , , e Iquitos.

Sigue a Portafolio en  y 

En Huancayo, por ejemplo, esto se explica porque más del 42% de familias habitan una vivienda compartida. Situación que se repite en mayor o menor medida en otras zonas donde la gente quisiera tener un lugar propio.

La medición de Arellano Marketing ha tomado la opinión de familias que viven en Lima Metropolitana y en zonas urbanas de trece provincias. Cabe precisar que no se ha medido una demanda real (comprobar que las personas tengan los recursos suficientes para comprar una vivienda) sino solo el deseo de compra, esto es, la aspiración inicial

META INTERIOR
El estudio muestra que en provincias el deseo de compra de un departamento ya es el mismo que en Lima, donde en promedio el 6% de las familias tiene esa intención.  

Las provincias donde hay mayor interés por departamentos están en la costa, destacando Arequipa, Tacna y Chiclayo. Todo el resto tiene un interés menor en este tipo de vivienda, y el porcentaje más bajo está en Iquitos y Juliaca. 

El mayor interés en provincias apunta especialmente a la compra de lotes y terrenos. En Lima esta intención llega a 10%, pero en el interior es de 19%. Según Jorge Rubiños, gerente comercial de Arellano Marketing, esto se debería a que lo normal en esta parte de la población ha sido vivir en casas y que eso no ha cambiado porque la oferta vertical de departamentos no ha llegado aún con fuerza. “En la medida que se lancen más proyectos de departamentos en esas ciudades, la intención de compra también variará”.  

Con esta información – dice Rubiños– se demuestra que no se puede llevar la misma oferta de Lima a  las provincias, pues varias empresas ya han hecho eso y no les ha ido bien. “Es un mercado diferente que necesita una adaptación del producto para que la venta sea más rápida y pueda consolidarse”.

Sobre este punto, el presidente de la Asociación Desarrolladores Inmobiliarios (ADI Perú), Gustavo Rizo Patrón, afirma que para ingresar a nuevos mercados se parte de lo que se ha trabajado en Lima, pero que lo normal es que luego cada ciudad marque el tipo de oferta.

EL PERFIL DEL CLIENTE POTENCIAL
El estudio de Arellano también evalúa el perfil del futuro comprador de . Así, tenemos que la demanda se concentra sobre todo en el segmento C (49%) y que los departamentos son preferidos por jóvenes menores de 24 años, solteros y con educación universitaria. Mientras que los lotes o casas están más en la mira de casados y convivientes.

Otro dato relevante es la frecuencia con que las personas interesadas en comprar una vivienda reciben sus ingresos. La mayoría de los que cobran una vez al mes está interesada en departamentos pero quienes obtienen dinero a diario (por ejemplo, los trabajadores independientes) prefieren comprar un terreno o lote. 

Este detalle resulta útil para que desarrolladores inmobiliarios y entidades financieras puedan  llegar mejor a este público con esquemas diferenciados de crédito hipotecario.