Joaquin Phoenix, ganador del Oscar por "Joker", llevó al siguiente nivel su discurso contra el consumo de animales. Foto: AFP.
Joaquin Phoenix, ganador del Oscar por "Joker", llevó al siguiente nivel su discurso contra el consumo de animales. Foto: AFP.
Patricia Castañeda Alva

A estas alturas, nadie que siga la carrera de ignora que él es un activista por los animales y el medio ambiente; lo cual quedó demostrado en las premiaciones previas al , donde habló sobre la importancia de llevar una dieta a base de plantas para evitar la contaminación por gases de efecto invernadero ligados a la ganadería. Sin embargo, la reflexión que dio tras ganar el Oscar a Mejor actor por “Joker” fue más directa y también profunda.

Me siento muy agradecido en este instante. No siento que esté siendo reconocido más que ninguno de mis compañeros nominados, como tampoco de nadie que esté presente en la sala, porque compartimos el mismo amor al séptimo arte. Y esta forma de expresión artística me ha dado una vida extraordinaria. No sé dónde estaría sin ella”, inició su discurso.

Pensamos que tenemos derecho a inseminar artificialmente a una vaca"

Considero que el mejor regalo que me han dado muchas personas [de la industria] es la oportunidad de usar nuestra voz para dársela a aquellos que no la tienen. He estado pensando en algunos de los grandes problemas a los que nos enfrentamos como sociedad”, continuó Phoenix para luego llamar a la unidad. "Creo que hay momentos en los que sentimos que estamos luchando por causas distintas; sin embargo veo aspectos en común al estar hablando de desigualdad de género, de racismo, de derechos para el colectivo LGBT, de los derechos de los indígenas, de los derechos de los animales, estamos hablando de la lucha contra la injusticia, de luchar contra la creencia de que una nación, un pueblo, una raza, una etnia, un sexo o una especie tenga el derecho de dominar, controlar, manipular y explotar con total impunidad”.

Joaquin Phoenix acepta el premio de la mano de Olivia Colman. (Foto: AFP)
Joaquin Phoenix acepta el premio de la mano de Olivia Colman. (Foto: AFP)

El actor de 45 años cree que “como sociedad, nos hemos desconectado demasiado de la naturaleza. En gran parte, nosotros mismos somos culpables de esa visión egocéntrica que tenemos, pensando que somos el centro del universo”. "Nos aprovechamos de la naturaleza y exprimimos sus recursos hasta agotarlos”, explicó.

Después de pedir la unidad, habló sobre la realidad de millones de animales al rededor del mundo. “Pensamos que tenemos derecho a inseminar artificialmente a una vaca y al parir, le arrebatamos a su cría, aunque sus gritos de angustia sean inconfundibles. Y entonces le robamos la leche que está pensada para su ternero y la servimos en café o cereales”, detalló.

Nos asusta el concepto de cambio personal, porque creemos que tendremos que sacrificar algo, renunciar a algo, pero los seres humanos podemos ser muy creativos e imaginativos, podemos desarrollar y fomentar sistemas de cambio que beneficien a todos y al medio ambiente”, comenta.

Su discurso fue crudo, pero necesario. Incluso, para algunos, fue incómodo. Los comentaristas de TNT indicaron durante la transmisión de su discurso que sentían que Joaquin Phoenix siempre está llamando la atención a la audiencia. Al igual que ellos, algunas personas en las redes sociales han criticado que el actor estadounidense haya usado el momento más importante de su carrera para hablar de algo que no sea cine.

La importancia del discurso

Hernán Villalta, coordinador de la Red Vegana en Lima, dijo a El Comercio que para algunas personas puede ser tedioso este tipo de discursos “porque toca verdades incómodas”. “Muchos grupos ambientalistas y animalistas no han hablado de la explotación animal, como en el caso de las vacas como son utilizadas para la producción de leche”, indicó.

Phoenix (...) es uno de los primeros en llegar a los medios masivos y ser la ‘voz’ no solo de los animales, sino de millones de activistas veganos en todo el mundo”, explicó Villalta.

Las vacas sometidas al negocio lechero son forzadas a sucesivos embarazo para asegurar una producción de leche adecuada. (Foto: AFP)
Las vacas sometidas al negocio lechero son forzadas a sucesivos embarazo para asegurar una producción de leche adecuada. (Foto: AFP)

La realidad que expuso Joaquin Phoenix en su discurso pasa en todo el mundo. Por su parte, Iris Herrera, vicepresidenta de Unión Vegetariana del Perú explicó a El Comercio, que esta reflexión suma porque a pesar de que muchas personas no están dispuestas a cambiar sus hábitos aún; gracias a “este discurso se está debatiendo sobre veganismo en distintos ámbitos, y eso ya es un éxito”.

En el discurso, el actor toca un tema poco conversado en la televisión y mucho menos en un ceremonia que llegará a todos los rincones del mundo: el especismo.

El especismo es la discriminación por especie. Creer que algunas especies son más importantes o merecen más respeto que otras”, explicó la vicepresidenta de la ONG peruana. “Especismo ocurre cuando defendemos a los perros y gatos pero comemos cerdos, vacas, pollos y otros animales. Todos los animales con sistema nervioso y cerebro, tienen la capacidad de sentir y disfrutar de sus vidas, por lo tanto, merecen el mismo respeto", complementa Herrera.

Gracias, Joaquin Phoenix por ser la voz de los animales y de los millones de activistas que, como tú, hacemos lo que podemos para evitar más sufrimiento.

Más noticias del Oscar:

Más videos

Eminem y su presentación en el Oscar

Eminem en los Oscar 2020

Los ausentes del “in memoriam” del Oscar

¿Por qué Cameron Boyce ni Luke Perry fueron incluidos en el In Memoriam de los Oscars 2020?