El director brasileño, quien fue nominado al premio Oscar en el 2004, conversó con El Comercio a fin de promover la industria cinematográfica en Perú. Este jueves 22 de abril realizará una clase maestra gratuita que busca incentivar a que los jóvenes progresen mediante el entretenimiento.
El director brasileño, quien fue nominado al premio Oscar en el 2004, conversó con El Comercio a fin de promover la industria cinematográfica en Perú. Este jueves 22 de abril realizará una clase maestra gratuita que busca incentivar a que los jóvenes progresen mediante el entretenimiento.
Nicole Torres

Periodista

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

, gracias al guion escrito por Bráulio Mantovini, filmó una película que le cambió la vida y, al mismo tiempo, dejó huella en la representación de la sociedad brasileña. Tal película fue “Ciudad de Dios” (2002), que logró un gran impacto internacional y un hito del cine brasileño tras conseguir nominaciones a los Premios Oscar en las categorías de Mejor director, Mejor guion adaptado, Mejor fotografía y Mejor montaje.

El director conversó con El Comercio y con otros periodistas de Latinoamérica sobre su trayectoria en la industria cinematográfica y su más galardonada película; esto en marco del FACIUNI (Festival Académico de Cine Universitario Internacional), que presentará una masterclass gratuita para promover la industria cinematográfica este jueves 22 de abril.

MIRA: Chloé Zhao en El Comercio: la directora favorita para ganar el Oscar nos habló de cómo se hizo “Nomadland”

Con “Ciudad de Dios” obtuviste 54 premios y hasta tuviste la oportunidad de estar nominado al Oscar como Mejor director. ¿Cuáles son las mejores cualidades que debe tener un director para llegar a tener gran reconocimiento en la industria?

Fernando: Creo que no hay estándares. Hay directores muy sensibles con los actores, otros que saben estructurar una historia y otros que saben contar una historia con imágenes. Si quieres ser director debes saber dónde está tu fuerza y a donde apoyar tu trabajo. Tengo la facilidad de tener ideas. Me permito ir al set sin mucha preparación. Cuando llego al set, yo sé lo que tengo que hacer, sé más o menos el orden en que quiero empezar a filmar, y me permito improvisar y cambiar el plano y el guion, porque yo sé que las ideas fluyen para mí. Hay directores que son buenos para crear imágenes y trabajar en drama. Haciendo muchas películas, ustedes sabrán cuál es su fuerte.

Han pasado 19 años desde que se estrenó “Ciudad de Dios”. ¿Has vuelto a ver tu película recientemente? ¿Cómo cambia tu perspectiva al verla años después?

Fernando: Yo no he visto “Ciudad de Dios” desde el 2002. Yo creo que ahora es tiempo de volver a verla. Cuando estás trabajando, la has visto tantas veces que llega a un momento insoportable porque sabes exactamente lo que van a decir los actores y los movimientos de cámara. Entonces, yo dejé de verla. Lo mismo con todas las películas que he hecho. Yo sé que fue una película que me encantó, así que tengo que ver si es que ahora me encanta.

El streaming vs. el cine

La pandemia del Covid-19 paralizó la venta de entradas a taquillas, varios estrenos se atrasaron más de una vez y hasta los rodajes se vieron afectados. Todo eso a fin de evitar la propagación del virus. El 2020 fue un año que cambió la forma de consumir cine, y fue gracias a los servicios streaming que las personas pudieron acceder al cine desde sus casas.

¿Qué tan positivo es el cambio al streaming en la industria del cine? ¿Será que este cambio va a lograr ser una ventana para los directores latinoamericanos?

Fernando: Evidentemente, me gusta más asistir a un cine y ver la película en gran pantalla. Cuando haces una película internacional para el cine, 20 millones asisten, por ejemplo. Cuando haces una película para Netflix son 200 millones, entonces es un mercado mucho mejor y (tiene una) necesidad de producción mucho mayor. Una película de nicho para el cine puede ser una película muy grande como la última que he hecho, “Los dos papas”. Si no hubiese plataformas (streaming), sería una película muy chica dirigida a católicos, pero como era para plataformas pudo ser una producción grande. Como espectador me gusta más ir al cine; como productor, me encantan las plataformas para tener más ideas. Nunca he visto tantas películas en mi vida como fue en pandemia.

Su próxima película para Netflix

La pandemia ha obligado a Meirelles a suspender sus planes de rodaje para su próxima colaboración con Netflix. Su próximo proyecto se centra en la crisis del clima, una temática que busca llegar a un público mucho más joven. ¿Qué ha sido lo más difícil de producir en pandemia?

Fernando: Durante el 2020, aún estuve escribiendo el guion. Aún estoy esperando, ya que es una película que se va a grabar en muchos países y se tiene que viajar mucho. Para eso tengo que esperar a que la pandemia pase, porque cada país tiene reglas diferentes y aún no puedo empezar. Yo espero que pueda empezar en septiembre.

DATO

Masterclass con Fernando Meirelles: jueves 22 de abril a las 4:00 p.m. (hora de Perú) en .

VIDEO RECOMENDADO

Tras “Roma”, mexicana Yalitza Aparicio recorre los caminos del activismo (29/01/2020)
La mexicana Yalitza Aparicio utiliza los reflectores para alzar la voz a favor de las comunidades indígenas y las mujeres.

TE PUEDE INTERESAR