El oxímetro de pulso muestra el nivel de oxígeno en la sange. (Foto: Getty Images)
El oxímetro de pulso muestra el nivel de oxígeno en la sange. (Foto: Getty Images)
Redacción EC

Los oxímetros de pulso, instrumentos que se colocan en el dedo para medir el oxígeno en sangre, son fundamentales en el seguimiento de los pacientes con , pues permiten conocer de manera temprana si la condición de una persona se está agravando.

Estos aparatos biomédicos utilizan rayos de luz a través del dedo del paciente para detectar el nivel de oxígeno en su sangre.

Un reciente desarrollado por un equipo de la Universidad de Michigan (EE.UU.), que aún no ha sido revisado por pares, halló que estos aparatos pueden registrar errores mucho más a menudo en pacientes con un color de piel más oscuro. Los investigadores sospechan que los fallos se deben a la forma en que la piel más oscura absorbe la luz que mide el aparato.

MIRA: COVID-19 | ¿Qué se sabe de las dos nuevas variantes del coronavirus?

Los científicos iniciaron la investigación tras detectar mediciones poco consistentes con otros métodos en numerosos pacientes con COVID-19 del área de Detroit, muchos de ellos afroamericanos.

“Empezamos a ver algunas discrepancias con las gasometrías arteriales -otra forma más compleja de medir el oxígeno en sangre- y no teníamos explicación”, explicó el principal responsable del estudio, Michael Sjoding, en una entrevista con el diario The New York Times.

Para el análisis se tuvieron en cuenta los resultados de 10.789 pruebas efectuadas a 1.333 pacientes blancos y a 276 pacientes afroamericanos hospitalizados este año en un centro de la Universidad de Michigan.

Los oxímetros de pulso se utilizan en hospitales, clínicas y centros donde se hace control de signos vitales. No obstante, hay versiones domésticas para que el registro se realice por el propio paciente. (Reuters)
Los oxímetros de pulso se utilizan en hospitales, clínicas y centros donde se hace control de signos vitales. No obstante, hay versiones domésticas para que el registro se realice por el propio paciente. (Reuters)

¿Qué halló el estudio?

En el caso de los blancos, los oxímetros de pulso señalaron un 3,6 % de las veces que el nivel de oxígeno en sangre era mayor del que mostraba la otra técnica de medición, mientras que ese porcentaje aumentaba hasta el 12 % en el caso de los afroamericanos.

Estas cifras coinciden con las de una base de datos con más de 37.000 pruebas comparadas llevadas a cabo en pacientes de cuidados intensivos en varios hospitales entre 2014 y 2015, según el estudio.

MIRA: Empezamos el 2021 con un rebrote de COVID-19, por Elmer Huerta

Para Darshali Vyas, una doctora del Hospital General de Massachusetts que ha investigado este tipo de problemas con equipamiento médico, este estudio puede arrojar luz sobre “el potencial daño” hecho por una herramienta muy habitual que “puede normalizar la piel blanca como el valor por defecto”, según dijo al Times.

Una trabajadora médica de la unidad de cuidados intensivos (UCI) COVID-19 del hospital Santo Stefano en Prato, cerca de Florencia, Italia. (Foto de Alberto PIZZOLI / AFP).
Una trabajadora médica de la unidad de cuidados intensivos (UCI) COVID-19 del hospital Santo Stefano en Prato, cerca de Florencia, Italia. (Foto de Alberto PIZZOLI / AFP).

“Creo que tendremos que ser más cautelosos acerca de si los pacientes afroamericanos realmente están recibiendo la cantidad de oxígeno que necesitan. Es posible que debamos prestar más atención a los resultados de los gases en sangre arterial para confirmar que el paciente está recibiendo suficiente oxígeno”, detalla Sjoding.

Aunque no es el único indicador, las mediciones del oxígeno en sangre que se hacen con los oxímetros son un elemento habitual a la hora de decidir si, por ejemplo, un paciente de COVID-19 debe ingresar en un hospital.

Se necesitan más estudios

Según varios análisis oficiales, los afroamericanos y los latinos de Estados Unidos se están viendo afectados de forma desproporcionada por el virus y tienen probabilidades mucho mayores de necesitar hospitalización o de morir por la enfermedad que los blancos.

Los hallazgos no son completamente nuevos, informa el equipo. Un artículo publicado en también informó que la pigmentación de la piel provocó inexactitudes en las lecturas del oxímetro de pulso. Esta investigación aporta más información a la idea de que en el diseño de instrumentos biométicos como los oxímetros se debe considerar las diferencias entre las poblaciones.

“Nuestros hallazgos destacan una necesidad constante de comprender y corregir los prejuicios raciales en la oximetría de pulso y otras formas de tecnología médica”, dicen los autores en una correspondencia que aparece en la revista

Por el momento, no se cuenta con datos similares provenientes de otros países, tampoco se ha realizado estudios similares con población latina.

Forma correcta de usar el oxímetro de pulso

Este aparato muestra la cantidad de oxígeno disponible en la sangre. Tiene dos indicadores: el “PR”, que indica cuántas veces late tu corazón por minuto, y “SpO2”, que muestra la saturación de oxígeno. Los niveles normales fluctúan entre 95-100%.

Un paciente con COVID-19 debe monitorear su saturación de oxígeno. (Foto: Getty Images)
Un paciente con COVID-19 debe monitorear su saturación de oxígeno. (Foto: Getty Images)

Sigue los siguientes pasos:

  • Abrir el aparato que tiene forma de gancho
  • Introducir el dedo índice con la yema hacia abajo. Las uñas no deben estar pintadas.
  • Cerrar el aparato. Verificar que la yema esté sobre el cuadro transparente.
  • Encenderlo y esperar a que arroje la medición.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más

VIDEO RELACIONADO

Sanamente: ¿Por qué no se puede reproducir las vacunas en Perú?
El doctor Elmer Huerta responde en el segmento Sanamente a esta interrogante y también comenta sobre la vacuna peruana contra la COVID-19. (Fuente: América TV)

TE PUEDE INTERESAR:

Síguenos en Twitter: