• Su frente principal de ataque está integrado por insecticidas de efecto instantáneo.
    1/7

    Su frente principal de ataque está integrado por insecticidas de efecto instantáneo.

  • Cuentas a la hora de comer. Otro de los beneficios al hospedarse en un hotel del resort es agregarle la opción de las comidas, que cuesta en promedio US$52 diarios. Muchos asumen que esto es un ahorro de dinero, lo cual no siempre es así. Es posible almorzar y cenar fuera del parque por un 50% menos. (Foto: Shutterstock)
    2/7

    Cuentas a la hora de comer. Otro de los beneficios al hospedarse en un hotel del resort es agregarle la opción de las comidas, que cuesta en promedio US$52 diarios. Muchos asumen que esto es un ahorro de dinero, lo cual no siempre es así. Es posible almorzar y cenar fuera del parque por un 50% menos. (Foto: Shutterstock)

  • Para las fotos. Disney ofrece un paquete de fotos llamado Memory Maker. Al comprarlo, permite descargar todas las tomas que sacan los fotógrafos, en cantidad ilimitada. La mala noticia es el precio: US$199. Si les parece caro, se le puede entregar el teléfono a los fotógrafos de Disney y pedir que le tome una foto. Lo harán con una sonrisa y gratis. (Foto: Shutterstock)
    3/7

    Para las fotos. Disney ofrece un paquete de fotos llamado Memory Maker. Al comprarlo, permite descargar todas las tomas que sacan los fotógrafos, en cantidad ilimitada. La mala noticia es el precio: US$199. Si les parece caro, se le puede entregar el teléfono a los fotógrafos de Disney y pedir que le tome una foto. Lo harán con una sonrisa y gratis. (Foto: Shutterstock)

  • Evitar fechas pico. Es fundamental empezar por analizar la época del año donde los pasajes son más convenientes. Para eso hay que comenzar por evitar las Fiestas, las vacaciones de verano y las de invierno. En septiembre se alinean las estrellas: no hay pico de concurrencia, es temporada baja para la hotelería y las tarifas para volar son razonables. (Foto: Shutterstock)
    4/7

    Evitar fechas pico. Es fundamental empezar por analizar la época del año donde los pasajes son más convenientes. Para eso hay que comenzar por evitar las Fiestas, las vacaciones de verano y las de invierno. En septiembre se alinean las estrellas: no hay pico de concurrencia, es temporada baja para la hotelería y las tarifas para volar son razonables. (Foto: Shutterstock)

  • Cuando el plan de comida es gratis. Si la idea es parar en un hotel de Disney, el plan de comidas gratis será bienvenido. Sin embargo, debes saber que estarás pagando el hotel sin ningún tipo de descuento. Por ello, seguirá siendo más barato hospedarse fuera del parque en un hotel más económico y llevarse comida o comprarla aparte. (Foto: Shutterstock)
    5/7

    Cuando el plan de comida es gratis. Si la idea es parar en un hotel de Disney, el plan de comidas gratis será bienvenido. Sin embargo, debes saber que estarás pagando el hotel sin ningún tipo de descuento. Por ello, seguirá siendo más barato hospedarse fuera del parque en un hotel más económico y llevarse comida o comprarla aparte. (Foto: Shutterstock)

  • Buscar merchandising más económico. Cuando los precios del merchandising dentro de los parques, y en el complejo comercial Disney Springs, son altos para el bolsillo, se puede optar por los outlets de Disney, a minutos de distancia. Generalmente se encuentran suvenires con descuentos del 50 %. (Foto: Shutterstock)
    6/7

    Buscar merchandising más económico. Cuando los precios del merchandising dentro de los parques, y en el complejo comercial Disney Springs, son altos para el bolsillo, se puede optar por los outlets de Disney, a minutos de distancia. Generalmente se encuentran suvenires con descuentos del 50 %. (Foto: Shutterstock)

  • Uno de los detalles que llaman la atención al llegar al Planeta de Juguetes, en Toy Story Land, es el tamaño gigantesco de los muñecos. (Foto: Difusión)
    7/7

    Uno de los detalles que llaman la atención al llegar al Planeta de Juguetes, en Toy Story Land, es el tamaño gigantesco de los muñecos. (Foto: Difusión)

Redacción EC

Quien haya vivido la experiencia en cualquiera de los parques u hoteles de alrededor del mundo, puede decir con seguridad que fue uno de los momentos más felices de su vida. El cautivante universo de fantasía creado por Walt Disney y encabezado por , el pericote más querido del mundo, captura a sus visitantes desde el primer momento. Y no solo por ilusión de ver a cada uno de los personajes de nuestra niñez, sino también por los juegos, las activaciones que sorprenden a cada momento, su gastronomía, el merchandising, la calidad del servicio, y todo cuanto hay alrededor. 

Desde la creación del primer parque, hace más de 60 años, el imperio Disney no ha dejado de expandirse con parques temáticos y hoteles en varios países del mundo, siendo el más representativo el que se ubica en Orlando, Florida (Estados Unidos), considerado el complejo de parques más grande del mundo, donde se encuentran Magic Kingdom, Epcot, Disney's Hollywood Studios y Disney's Animal Kingdom, además, de una veintena de hoteles, parques acuáticos, campos deportivos, restaurantes, circuitos de golf y una buena cantidad de tiendas. En total, cerca de 12 mil hectáreas o, para tener una idea más clara, diez veces el distrito de San Isidro.

Si ya te dieron ganas de ir, debes saber que desde octubre del año pasado, Disney ha cambiado su sistema para adquirir los boletos. El precio es fijado por día, con base en la demanda esperada. Asimismo, los cuatro parques temáticos de Disney tienen el mismo costo de entrada. El precio oscila entre 109 y 129 dólares y puedes comprar los tickets desde su página web.

Para conocer más sobre todo lo que te espera en el mundo de Disney, te invitamos a leer las siguientes notas relacionadas donde encontrarás datos de gran utilidad sobre cómo ahorrarte algunos dólares en los parques, sus hoteles más singulares en el mundo, o la original gastronomía que encontrarás en tu visita. Además, no te pierdas nuestra galería de fotos.