Marco Quilca León

En 1972, en la primera final de un equipo peruano en una Copa Libertadores, estuvo él. Cuando levantamos por segunda y última vez la Copa América, en 1975, estuvo él. En las últimas tres clasificaciones a un Mundial (1978, 1982 y 2018), estuvo él. En el recordado baile que le dimos a Francia en el mismísimo Parque de los Príncipes, en 1982, también estuvo él. Él es Juan Carlos Oblitas (Arequipa, 1951), quizás el hombre más importante en la historia de un fútbol peruano que tiene ídolos como Héctor Chumpitaz, Hugo Sotil o Teófilo Cubillas.

Conforme a los criterios de

Trust Project
Saber más