desayuno
desayuno
Nora Sugobono

A veces toca pedirlo al paso. Otras se extiende hasta pasado el mediodía. Algunas ocasiones se prueba sobre mantel blanco, y otras en una colorida barra. El desayuno es un concepto que se puede adaptar a cualquier clase de circunstancia y necesidad: nutre, reconforta y, a veces, repara los estragos de una noche agitada. Así de poderoso es. ¿Qué mejor excusa que el fin de semana para darse un gustito? A continuación, presentamos una breve selección de algunas paradas obligatorias en el paraíso 'desayunero' que es Lima.
Solo una muestra, para empezar el día como se debe.

1. La Antojería
Av. Angamos Oeste 691 (Miraflores) / Av. Juan de Aliaga 401 (Magdalena) / Av. 2 de Mayo 909 (San Isidro)

Los desayunos –cuando sea que le provoquen– se toman bien en serio por aquí. El chicharrón de panceta es irresistible. Más aún si se acompaña de un tamalito verde o, para mayor satisfacción, un lomito al jugo (viene, por supuesto, con pan francés). El menú es bastante generoso en cuanto a variedad. Esta no es una mesa para ir con apetitos moderados.

2. Gloton's
Av. Comandante Espinar 529, Miraflores.

25 años atendiendo las 24 horas. Sean las tres, las siete o las once de la mañana: el Gloton's es una mesa donde se puede tomar desayuno todo el día o, más bien, desayunar el plato de su antojo. Sea este una sopa criolla, unos anticuchos o una suprema con arroz y papas fritas. Para las opciones de desayunos más tradicionales, tenga en cuenta que puede encontrar excelente café orgánico (manejan una escuela de baristas) y sanguches criollos que van desde salchicha huachana hasta un clásico y generoso club sandwich. 

desayuno
desayuno

3. Wa Lok
Av. Angamos Oeste 700, Miraflores

Recientemente, el local de Miraflores ofrece desayunos a base de dim sums -bocaditos chinos- desde las 9 a.m. todos los días. Una tradición solo para conocedores que, con este clima aún invernal, bien podría acompañarse de una buena sopa.​

Bocaditos chinos para un desayuno diferente (Foto: Facebook Wa Lok)
Bocaditos chinos para un desayuno diferente (Foto: Facebook Wa Lok)

4. Café Bodega Santa Isabel
Jirón Carabaya 520, Cercado de Lima

Una de las joyas del centro de Lima, con un café de Chanchamayo capaz de despertar cualquier espíritu adormilado, y quizá el mejor pan con queso (solo utilizan moqueguanos y cajamarquinos) que se puede encontrar en este lado de la ciudad. El pan con jamón es otro bocado que no se puede perder.

desayuno
desayuno

5. El enano
Calle Arica 467, Miraflores

La barra de jugos más famosa de Lima, con unas 200 alternativas en su célebre pizarra donde se incluyen sánguches, ensaladas, tacos y enchiladas y, por supuesto, jugos de fruta. Estos últimos son tan variados en sus combinaciones que sería imposible probarlos todos en una sola vida. Lo que sí se puede es hacer el intento. 

6. El Farolito
Av. Prol. Iquitos 1500, Lince

Una de las chicharronerías con más historia de nuestra ciudad. ¿Quién no ha caído por El Farolito? La especialidad de la casa es, por supuesto, el cerdo. Lo encontramos en sánguches, porciones de chicharrones, piernas, costillas doradas y lechones enteros, entre otros. Pavos horneados y tamales de Mala completan un menú de desayuno que sigue atrayendo comensales desde que abrieran sus puertas en 1980. No puede faltar la sarza criolla. 

las delicias
las delicias

7. Juguería Las Delicias
Calle Ignacio Merino 505 Miraflores

Entrar a Las Delicias alimenta. Solo con ver y oler la fruta -sus colores, tamaños y formas- ya es una experiencia en sí misma. 43 años lleva funcionando el negocio de venta de jugos y sanguches en una esquina que hoy es una parada obligatoria en la concurrida avenida La Mar. El espacio comandado por Andrés Aguirre, el maestro de los jugos, es un refugio para cuerpo y alma. Las ensaladas de fruta son poderosas. 

8. Mercado n°1 de Surquillo
Cuadra 53 de la Av. Paseo de la República (cruce con la calle Colina)

Si bien es conocido por sus insuperables barras cebicheras, las juguerías en la zona de frutas (de la puerta de entrada, hacia el lado derecho) del Mercado n°1 de Surquillo son una experiencia en sí misma. Pura frescura en jarritas personales que se acompañan de surtidos panes (aceituna, queso, huevo, etc.) y ensaladas. Conviene aprovechar la visita para hacer algunas compras, eso sí.

desayuno
desayuno

9. Sanguchería El Peruanito
Av. Angamos Este 391

Otro punto que no podía faltar en el recorrido. El Peruanito siempre tiene gente, y siempre invita a entrar. Será por esa sensación de calidez y agitación que transmite, de sentirse abrigado entre los aromas de sus cafés, hornos y planchas. Uno de los mejores sánguches de pollo de Lima se encuentra en su carta -exactamente lo que se pide cuando hay antojo de algo sencillo, pero insuperable- pero también hay sanguches de pavo, lechón, lomo ahumado y chicharrón, entre otros. Tamales, humitas y entradas como pasteles de acelga y empanadas completan la propuesta, pero el corazón del menú está sin duda en los sánguches. En verano, no se resista a las cremoladas.

Sánguches de El Peruanito (Foto: Paola Miglio/El Comercio)
Sánguches de El Peruanito (Foto: Paola Miglio/El Comercio)

10. D'Sala Caffe
Av. Dos de Mayo 1460 (San Isidro) / Av. Alberto del Campo 421 (Magdalena) / Calle Los Libertadores 143 (San Isidro)​

Una de las novedades de la lista. D' Sala Caffe es una cafetería de especialidad con sándwiches, ensaladas, panes, pastelería y jugos. Uno de sus diferenciales está en la elaboración de productos Keto (o dieta cetogénica, aquella donde los alimentos deben tener bajo contenido en carbohidratos y alto en grasas), como postres, queques y galletas. El balance perfecto entre la salud y el antojo. ¿Qué pedir? El brownie Keto, la granola y el queque de plátano son adictivos. 

Barra de granola Keto (Foto: Facebook D' Sala Caffe)
Barra de granola Keto (Foto: Facebook D' Sala Caffe)